Soterrar la basura, carriles bici y menos coches: el Madrid que piden los madrileños
  1. España
  2. Madrid
Presupuestos participativos

Soterrar la basura, carriles bici y menos coches: el Madrid que piden los madrileños

El Ayuntamiento de la capital abre el plazo de votación para los presupuestos participativos de 2021, con cerca de 1.500 propuestas ciudadanas y dotados con 50 millones de euros

Foto: Un contenedor de basura a rebosar en Madrid
Un contenedor de basura a rebosar en Madrid

El Madrid que sueñan los madrileños tiene casi tantas ideas como habitantes posee la ciudad. Los presupuestos participativos, aunque a muy pequeña escala, dan una muestra de lo tienen en la cabeza. Las propuestas van desde cosas tan cotidianas como la instalación de bancos o el aumento de los árboles a obras de calado, como petonalizar avenidas, soterrar todos los cubos de basura o habilitar más carriles bici. Estos y otros cerca de 1.500 proyectos se pueden votar ya en la convocatoria de esta iniciativa para 2021, con el 22 de diciembre como límite y dotado con 50 millones de euros para sufragarlos.

Esta será la segunda edición de estos presupuestos tras la puesta en marcha por el Gobierno de Manuela Carmena, envueltos en la polémica por la escasa participación de la ciudadanía. Sea como fuere, el actual Ayuntamiento de PP y Ciudadanos ha continuado con la iniciativa, que acaba de entrar en su segunda fase. Los cientos de proyectos disponibles tras una primera criba se someterán al voto de los madrileños y, una vez se contabilicen los apoyos, serán revisados por los técnicos municipales para garantizar su viabilidad y determinar el coste aproximado. Después, se procederá a la votación final. Pueden participar todos los mayores de 16 años empadronados en la ciudad de Madrid.

Foto: La exalcaldesa de Madrid Manuela Carmena y el exdelegado del área de Participación Pablo Soto. (EFE)

Fuentes del Área de Coordinación Territorial, Transparencia y Participación Ciudadana, que dirige Silvia Saavedra (Cs), detallan que se presentaron un total de 1.942 proyectos para el global de la ciudad y para cada uno de los 21 distritos. Tras la revisión inicial, la cifra ha bajado a 1.474. Las propuestas son numerosísimas y muy variadas, pero fundamentalmente remiten a la limpieza, las infraestructuras y a hacer de la ciudad un lugar más habitable.

Así, entre los proyectos destaca la petición de reforzar el servicio de limpieza y la recogida de excrementos en las aceras, enterrar los cubos de basura en toda la ciudad o ampliar los kilómetros de carril bici en la capital, con nuevas vías en calles como Alcalá, la conexión de la plaza de Castilla con Chamartín o Madrid Río, entre otros. También actuaciones relacionadas con la fauna de Madrid, como la protección de las colonias de gatos o un mayor control de las cotorras argentinas, una especie invasiva que se ha extendido como una plaga por toda la urbe.

La principal crítica de esta iniciativa es la baja participación, que no llega ni al 1% del censo

A pesar de que el presupuesto es limitado, los madrileños que han participado han planteado grandes obras en los diferentes distritos, dotados con presupuestos individuales que oscilan entre los 531.383 euros de Barajas a los 2.742.542 euros de Carabanchel. Llaman la atención el paso peatonal en el lateral izquierdo de la M-30, entre Arturo Sorio y Costa Rica; soterrar la avenida de Filipinas o convertir en un paseo peatonal el eje de Santa María de la Cabeza. Todo, en la idea de quitar espacio al coche en beneficio del peatón. No obstante, también hay cuestiones más asequibles en principio, como aumentar el número de bancos para sentarse en la calle, plantar un árbol en cada uno de los alcorques que están vacíos, instalar mesas de ping pong en parques o pantallas acústicas en la avenida de América para reducir el ruido.

"Más ordenado y realista"

Uno de los requisitos para pasar el segundo cribado, más allá de los votos, será que el Ayuntamiento no haya iniciado la tramitación en cuestión por otras vías. Si bien el presupuesto es menor que el de 2019, cuando se destinaron 100 millones de euros, desde la concejalía de Transparencia insisten en que sobre la práctica se eleva. La explicación es que el 82 por ciento de los 1.214 proyectos no se ejecutaron. "El nuevo procedimiento es más ordenado, eficaz y realista, con una visión a medio y largo plazo que contribuye a una mejor planificación, ejecución y seguimiento", indican en el Consistorio, que además critica que la corporación anterior admitió propuestas que eran inviables de origen porque incurrían en inviabilidades técnicas o no eran competencia municipal.

La gran crítica a esta iniciativa se ha centrado siempre en la baja participación. Si se utiliza como referencia el último precedente, el proyecto más votado en el global de la ciudad fue la repoblación de la fauna y flora en la Casa de Campo y el Monte de El Pardo, que apenas superó los 4.000 apoyos, ni el 1 por ciento del censo. La peatonalización de la Gran Vía, que también se sometió a esta suerte de democracia, solo fue respaldada por el 0,1 por ciento. En los distritos. en cambio, las propuestas más seguidas ni siquiera llegaron al millar.

Madrid José Luis Martínez-Almeida