propuestas del borrador sobre calidad del aire

Madrid plantea restringir el tráfico y limitar a 70 km/h la velocidad en la M-30

Entre las propuestas planteadas en el borrador del futuro plan de calidad del aire, destaca la creación de una gran área en el centro de la ciudad donde se restringirá el acceso a los vehículos

Foto: El ayuntamiento se propone reducir la utilización masiva del automóvil en Madrid para reducir los niveles de contaminación y humanizar la ciudad. (EFE)
El ayuntamiento se propone reducir la utilización masiva del automóvil en Madrid para reducir los niveles de contaminación y humanizar la ciudad. (EFE)

La treintena de propuestas recogidas en el primer borrador del Plan de Calidad del Aire y Cambio Climático, que el ayuntamiento confía en aprobar a principios de 2017, tienen como objetivo reducir la intensidad del tráfico en la ciudad promocionando modos alternativos de movilidad. Entre ellas, destaca la creación de una gran área central de acceso restringido a los vehículos privados y la limitación de la velocidad en toda la M-30 y accesos a un máximo de 70 km/h, como ya había adelantado este diario. Propuestas que se someterán a un proceso participativo con organizaciones sociales y partidos políticos para mejorar y modificar estas grandes líneas estratégicas con el fin de reducir los niveles de contaminación y humanizar la ciudad. 

[Consulte en este enlace el borrador del Plan de Calidad del Aire]

La responsable del departamento de Medio Ambiente, Inés Sabanés, ha recalcado que "se han hecho crónicos" los incumplimientos de los niveles de contaminación marcados por la Unión Europea, por lo que ha alentado la necesidad de consensuar medidas para "preservar la salud pública, que lleva años expuesta a niveles no permitidos ni por la UE ni por la OMS". En la misma línea, el delegado del área de Urbanismo, José Manuel Calvo, ha llamado a invertir las lógicas para reducir la presencia del vehículo privado, que copa la mayor parte del espacio público, generando cogestiones y emisiones de N02, poniendo en peligro la salud pública, según recalcó. El mensaje compartido en la presentación del plan de acción ha sido claro: "No se puede esperar más" y existe la necesidad de implantar "medidas drásticas".

 

El área de acceso restringido a los vehículos privados, donde se priorizarán la movilidad peatonal, la bicicleta y el transporte público, estará definida por las calles Alberto Aguilera, Carranza, Sagasta, Génova, paseo de Recoletos, paseo del Prado, Ronda de Atocha, Ronda de Valencia, Ronda de Toledo, Gran Vía de San Francisco, calle Bailén, Cuesta de San Vicente y Princesa. Las medidas contempladas en esta área "estarán dirigidas a un reparto del espacio de aparcamiento en superficie exclusivamente para residentes y usos dotacionales, garantizando el acceso de los vehículos de no residentes a los aparcamientos de uso público en el interior del área". 

Toda esta serie de medidas, de tipo "estructural", se acompañarán de intervenciones en las calles de fácil penetración, reduciendo el espacio dedicado al automóvil a favor de los medios más sostenibles, mejorando los espacios peatonales y ampliando la red ciclista con nuevos carriles bici y extendiendo la red de Bicimad. La construcción de aparcamientos disuasorios, en la corona metropolitana, facilitando el trasvase del vehículo al transporte público, también está recogida en este primer borrador del plan.

En el exterior de la M-30, está prevista la implantación de un sistema de regulación de estacionamiento en los barrios que así lo demanden (zona SER de aparcamiento), sin coste para los residentes y regulación mediante tarifa para los no residentes. Respecto a la regulación del estacionamiento en la almendra central, se apostará por el incremento de las bonificaciones y penalizaciones en las tarifas en función de las emisiones del vehículo. Una medida que entrará en vigor a partir del próximo mes de enero, al haber sido aprobada por la Junta de Gobierno junto a otra serie de ordenanzas fiscales, como la nueva tasa a las entidades bancarias por los cajeros.

La Empresa Municipal de Transportes (EMT) colaborará en la tranformación del modelo de movilidad para paliar los episodios de alta contaminación mediante la adquisición de autobuses de elevadas prestaciones ambientales (gas natural comprimido y tecnología híbrida) y sustitución progresiva de la flota actual, con el objetivo de alcanzar en 2020 una flota de 2.000 autobuses en uso con categoría ECO o superior. Asimismo, está previsto el estudio de ejes viarios y líneas de autobuses urbanos para transformarse en líneas de alta capacidad.

Las propuestas de regeneración urbana se encuentran entre los principales ejes del nuevo plan, tales como la eliminación progresiva hasta 2020 del uso de carbón en las calefacciones, la reducción de emisiones en la gestión de residuos urbanos, la implantación de energías solares en los edificios públicos y sustitución de calderas o la introducción de criterios de sostenibilidad en la contratación pública. Los vehículos cero emisiones tienen una especial consideración en este plan vía incentivos y bonificaciones, como ya se está haciendo en el sector del taxi.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
27 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios