Su hermano iba con él en Alemania

Puigdemont nombra a su escolta, 'mosso' en excedencia, asistente del Europarlamento

Los hermanos Goicoechea junto con Lluís Escolà, también miembro del cuerpo, fueron los que montaron el sistema de agentes de vacaciones que se turnaban para proteger al fugado

Foto: Carles Puigdemont junto a David Goicoechea (d). (Reuters)
Carles Puigdemont junto a David Goicoechea (d). (Reuters)

David Goicoechea Fernández es cabo de los Mossos d’Esquadra en excedencia. Desde hace meses residía en Bruselas, donde estaba ejerciendo como escolta de Carles Puigdemont, según explican fuentes del entorno de Waterloo. Ahora, su jefe le ha nombrado asistente en el Parlamento Europeo, pese a su inexperiencia en temas comunitarios, internacionales o simplemente políticos. Así consta en su ficha de europarlamentario, que la institución europea hace pública para mayor transparencia. Cada miembro del Parlamento Europeo puede tener tres asistentes. Puigdemont, por ahora, ha nombrado a dos, uno de ellos David Goicoechea. El asistente de un eurodiputado gana más de 4.000 euros al mes, pero depende de cómo lo reparta cada cargo electo.

En su página de Linkedin, David Goicoechea explica que es cabo de los Mossos, se define como “director de seguridad integral” y explica que ha estado trabajando en la Generalitat más de 23 años, muchos de ellos como escolta de cargo público. Su último trabajo conocido fue en la Oficina de Relaciones con la Comunidad y el Grupo de Atención a la Víctima. Lo que no cuenta David Goicoechea es que es el hermano mayor de Xavier Goicoechea Fernández, uno de los 'mossos' que acompañaba a Carles Puigdemont en el coche cuando fue detenido en Alemania en 2018.

Fuentes del entorno belga del 'expresident' explican que fueron los hermanos Goicoechea junto con Lluís Escolà, también miembro del cuerpo policial, los que montaron el sistema de agentes de vacaciones que se turnaban para proteger a Puigdemont, residiendo en la mansión de Waterloo, durmiendo en literas y cobrando 100 euros al día en negro. El sistema se mantuvo durante más de un año hasta que el actual comisario en jefe de los Mossos, Eduard Sallent, prohibió este tipo de prácticas, que ya estaban incurriendo en diversas incompatibilidades marcadas para la policía autonómica. Se da la circunstancia de que la Generalitat contrató a Escolà como asesor de la Conselleria de Interior durante siete meses hasta que tuvo que dimitir en marzo de 2019 cuando Cs destapó esta nueva irregularidad.

¿Pero cómo es posible que dos hermanos, sean ambos 'mossos' d’Esquadra, independentistas y tan alineados con Puigdemont como para determinar el futuro de sus carreras? La explicación está en su padre, Ramon Goicoechea i Utrillo.

Ramon Goicoechea fue un estrecho colaborador de Jordi Pujol. Los dos hermanos se hicieron 'mossos' en medio del mayor despliegue de poder del pujolismo. Mientras sus hijos entraban en el cuerpo de seguridad autonómica, Eduard Goicoechea llegó a ser escolta de Germà Gordó, 'exconseller' de Justicia y antiguo responsable de las finanzas de CDC. Gordó acabó imputado en el caso del 3%.

Para Pujol padre, Ramon Goicoechea hizo de todo. Fue estrecho colaborador en Palau para temas vinculados a la cultura. En los años noventa, Ramon Goicoechea era de los asesores mejores pagados de Presidencia, 80.000 euros brutos anuales en aquella época. También fue coordinador de la Comisión de Acción Interna de la Generalitat y como tal ejerció de coordinador y 'controler' del despliegue del denominado 'Programa 2000', un plan de infiltración nacionalista a largo plazo en todas las instituciones catalanas y que, visto lo visto, luego aplicó el mismo Goicoechea con sus hijos en la policía catalana. En campaña electoral, era responsable de organizarle los viajes, según recuerdan funcionarios de aquellos tiempos.

El padre de los hermanos Goicoechea hizo de todo para Jordi Pujol, desde asesor para temas culturales hasta miembro del consejo de TV3

Pujol debió de quedar muy agradecido porque a finales de los años noventa Ramon Goicoechea fue nombrado consejero de la Corporación Catalana de Radio y Televisión, entonces y hoy una de las mejores canonjías de Cataluña. Y Goicoechea padre se mantuvo fiel. Cuando en 2003 Jordi Pujol montó su oficina en Paseo de Gràcia como 'expresident', él fue una de las tres personas asignadas a su servicio, de nuevo con sueldo a cargo del erario público.

Continuación de una saga

Por tanto, la lógica del nombramiento de David Goicoechea como asistente del europarlamentario Carles Puigdemont puede parecer absurda en clave de política comunitaria pero tiene todo el sentido como parte de una saga familiar. El padre sirvió de manera ferviente al 'president' fundador y convertido de manera tardía al independentismo; y el hijo mantiene la llama siguiendo los pasos del “president legítim” Puigdemont.

A medida que pasa el tiempo con Puigdemont como eurodiputado van aflorando partes del entramado belga que apoya al 'expresident'. Ya lo hicieron sus vínculos con Waterloo en su declaración de intereses para la cámara europea.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
20 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios