se espera un mensaje pregrabado a través de TV3

Cumbre sin móviles de Puigdemont en Berlín para anunciar el nuevo 'president'

No se espera que las formaciones políticas implicadas pongan problemas, sea quien sea el designado

Foto: El expresidente de la Generalitat de Cataluña Carles Puigdemont, en una reunión celebrada en Berlín. (EFE)
El expresidente de la Generalitat de Cataluña Carles Puigdemont, en una reunión celebrada en Berlín. (EFE)

Carles Puigdemont ha convocado una cumbre en Berlín, según explican fuentes de JxCAT. Esta vez, no serán los diputados de su formación sino los miembros del partido al que todavía paga cuota de militantes, el PDeCAT, aunque cada vez se encuentren más alejados. Una delegación del PDeCAT encabezada por la coordinadora general del partido, Marta Pascal, será la primera que sepa el nombre del futuro presidente de la Generalitat. Para mantener hasta el final el secreto de la decisión, se obligará a los participantes a dejar su móvil fuera del lugar en que se mantenga la reunión.

A partir de aquí, está previsto que se desencaden los acontecimientos. Fuentes de JxCAT han explicado que una vez anunciado a su propio partido, Puigdemont prevé comunicar por Skype a JxCAT el nombre del elegido y posteriormente llamará a Pere Aragonès, nuevo adjunto a la Presidencia de la ERC. Por último, se prevé que el nombre sea comunicado al líder de Demòcrates, Antoni Castellà.

Después, se espera que se emita un mensaje pregrabado a través de TV3 para oficializar la designación del candidato con la máxima pompa posible y para que se visualice de la manera más rimbombante que la decisión y toda la decisión la ha tomado un solo hombre: Carles Puigdemont, en su calidad —no reconocida por buena parte de los catalanes— de 'president' de la Generalitat en el exilio. Legitimidad contra la realidad.

A partir de aquí, entra en juego el presidente del Parlament, Roger Torrent. Torrent iniciará la ronda de contactos preceptiva con los grupos parlamentarios, que se prolongará viernes y sábado, para determinar qué nueva mayoría apoya al elegido por Puigdemont. Lo más probable es que el primer pleno sea el 14 de mayo, lunes. Y que el segundo sea el 16 de mayo, dos días después, para que, gracias a la abstención de la CUP, se pueda investir al que será el 131º presidente de la Generalitat en segunda vuelta.

No se espera que las formaciones implicadas pongan problemas, sea quien sea el designado

En la práctica, todos los partidos han tirado la toalla. Lo que se producirá es una compra a ciegas. ERC por responsabilidad, porque aspira a un Gobierno fuerte en la Generalitat que pueda negociar el futuro de sus cargos en prisión. Otros por agotamiento, como el PDeCAT, que ha fracasado en todos los intentos de colocar un candidato a gusto del partido —Marc Solsona, Marta Madrenas—. La CUP por cálculo político, ya que al abstenerse cumple con sus votantes —“solo daremos apoyo a Puigdemont"—, al mismo tiempo que se abona al 'procesismo' más descarado, alargando la legislatura pero sin que parezca culpa de ellos, ya que tienen previsto pasar a la oposición.

Sin problemas

No se espera que ninguna de las formaciones políticas implicadas ponga problemas, sea quien sea el designado. El único trámite interno será el de Demòcrates —dos diputados—, que tiene determinado someter a votación de los voluntarios del partido el nombre que proponga Puigdemont para ser refrendado por las bases. A partir de aquí, el lunes la pelota pasará al Parlament.

Si Carles Puigdemont no cambia de opinión en las próximas horas, nada descartable, por otra parte, dados los antecedentes dubitativos del 'expresident', Cataluña habrá acabado con su situación de bloqueo político.

Quinielas y lista corta

Las quinielas sobre quién será el designado son muchas. La lista corta es mucho más reducida, aunque como ha ironizado el periodista Iu Forn en 'ElNacional.cat', la situación ha llegado a tal límite que el presidente de la Generalitat puede llegar a ser cualquiera. Literalmente. Esta lista corta está integrada por cuatro nombres: el abogado y profesor de derecho Josep Costa, el alcalde de Valls, Albert Batet, el expresidente de Òmnium Cultural Quim Torra, además de la omnipresente Elsa Artadi, aunque su nombre ha caído varios enteros tras su negativa de la pasada semana. Fin de la lista corta.

Los candidatos han sido muchos. Un total de 19. Demasiados, fruto de la inestabilidad política que se vive en Cataluña. Y además Puigdemont es amigo de las sorpresas. Ya lo hizo cuando designó al quinto de la lista como su sucesor como alcalde de Girona.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
30 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios