ABREN TAMBIÉN LOS DE LA c-16

Los CDR cumplen la amenaza y desmontan las barreras de los peajes de la AP-7

Los independentistas difundieron este sábado mensajes en redes sociales llamando a no pagar los peajes en las autopistas en protesta por la deriva judicial del 'procés'

Foto: Operarios de autopistas trabajan en quitar las bolsas en las cámaras de los peajes de la AP-7. (EFE)
Operarios de autopistas trabajan en quitar las bolsas en las cámaras de los peajes de la AP-7. (EFE)

Decenas de activistas de los comitès de defensa de la república (CDR) han levantado este domingo las barreras de los peajes en la AP-7 en La Roca del Vallès (Barcelona), en la C-16 en Sant Vicenç de Castellet (Barcelona), en la AP-7 en El Vendrell (Tarragona) y en la AP-7 en L'Hospitalet de l'Infant (Tarragona) para que los coches puedan pasar sin pagar.

La acción se ha desarrollado de la misma manera en todos los puntos. Los manifestantes han desmontado las barreras y han tapado las cámaras que graban las matrículas de los coches, de manera que no se pueda identificar a los conductores que pasan sin pagar. Según el Servei Català de Trànsit estos actos no provocaron ninguna incidencia de tráfico.

Los activistas, buena parte de ellos ataviados con chalecos reflectantes y capuchas, han tapado las cámaras instaladas en el peaje para hacer imposible así la identificación de los vehículos, y han repartido octavillas a los conductores, a quienes invitaban a pasar sin pagar el importe.

Los CDR también portaban pancartas con lemas como 'Bienvenidos a la república' y 'O república o afectamos la economía, huelga general', y repartieron folletos a los conductores en los que defendían que las carreteras deben ser públicas y gratuitas, y que "contra esta situación de injusticia la única solución posible es la desobediencia colectiva".

Los activistas, ataviados con chalecos reflectantes y capuchas, han tapado las cámaras para hacer imposible así la identificación de los vehículos

A través de las redes sociales, los CDR habían llamado a no pagar los peajes en la operación retorno de Semana Santa bajo el lema 'Pasas hacia la república'. Una medida que consideran una "acción directa de desobediencia civil masiva".

La autodenominada "guerra antifascista" de los comités se ha venido intensificando desde la detención el pasado fin de semana del 'expresident' de la Generalitat Carles Puigdemont en Alemania. Desde entonces, los CDR han salido a las calles (cortando vías, carreteras y líneas férreas) para "ser la peor pesadilla" del Estado, al que consideran único responsable de la deriva judicial del 'procés' y contra el que mantienen una batalla abierta por las detenciones y encarcelamientos producidos entre las filas independentistas.

Los CDR quieren una "primavera caliente" en Cataluña. Y para eso llevan días entablando conversaciones con los sindicatos minoritarios CNT, CGT e Intersindical para caldear los ánimos y, llegado el momento, proclamar una huelga general o indefinida que siembre el caos en la comunidad autónoma, tal y como informa El Confidencial este sábado. Estas acciones de "movilización permanente" están aún siendo negociadas con los sindicatos, pues requieren de una convocatoria oficial por su parte para que puedan ser realmente efectivas.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
43 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios