PACTOS POSELECTORALES

Díaz continúa con la ‘ley del silencio’ y espera al menos al 17-A a que Rajoy mueva ficha

El PSOE-A aguarda la fecha de investidura que propondrá Rajoy para decidir si hay cambio de posición en su no rotundo al PP y si empieza a plantear una abstención

Foto: La presidenta andaluza, Susana Díaz. (EFE)
La presidenta andaluza, Susana Díaz. (EFE)

En silencio. Susana Díaz ha empezado esta semana sus vacaciones y no está previsto que intervenga en ningún acto ni tenga ninguna comparecencia pública. Su plan, seguido al milímetro por sus huestes del PSOE de Andalucía, la federación socialista más importante de toda España, continúa inalterable. Dejará toda la iniciativa a Pedro Sánchez en el proceso para formar Gobierno.

La espera, eso sí, tiene una fecha señalada en rojo desde este miércoles al mediodía: el 17 de agosto, cuando se reúne la ejecutiva nacional del PP para decidir si apoya o no los seis puntos planteados por el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, a Mariano Rajoy, basados fundamentalmente en la lucha contra la corrupción y la reforma de la ley electoral.

“Las propuestas son asumibles por todos nosotros y la mayoría del Congreso de los Diputados. Lo que no tiene que hacer el PSOE es cambiar su posición hasta que Rajoy no se someta a la investidura”, subrayan a El Confidencial fuentes próximas a la dirección del PSOE de Andalucía, que dudan que Rajoy concrete la próxima semana, en coordinación con la presidenta del Congreso, Ana Pastor, cuándo será la sesión de investidura.

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy (i), y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera. (Reuters)
El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy (i), y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera. (Reuters)

Un exdiputado que tuvo alta representación institucional en Andalucía insiste en la misma idea: que el PSOE no se moverá de su posición y que Susana Díaz “seguirá callada”. “No vamos a desmarcarnos ahora de Pedro Sánchez”, aclara, mientras asegura que el acercamiento del PP a Ciudadanos es solo una fachada. “Lo que quiere Rajoy es que el PSOE se sume a un pacto de legislatura”, subraya.

El equipo de Sánchez insiste en un no rotundo en primera votación. Solo después de una segunda votación, el PSOE se podría plantear la convocatoria de una ejecutiva federal para inclinar el voto hacia la abstención, una circunstancia que miembros relevantes del PSOE como Díaz, aparte de Felipe González como gran abanderado, ven como mal menor. El problema es que la mayoría de los militantes de base socialistas no quieren que Rajoy gobierne y eso da tiempo a Sánchez para continuar con su liderazgo orgánico.

¿Habrá entonces unas terceras elecciones? “Ya se verá cuando pasen las elecciones en Galicia y País Vasco”, señala un destacado político socialista andaluz, que tiene muy claro que Susana Díaz dará un paso adelante para luchar esta vez sí, sin marcha atrás, por la secretaría general del PSOE.

“Si Rajoy diera un paso atrás…”

El portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Ángel Vázquez. (EFE)
El portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Ángel Vázquez. (EFE)

El portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Ángel Vázquez, ya dejó claro que el acuerdo solo se conseguiría si hubiera “voluntad de diálogo y ganas de trabajo”. “Si espera que los apoyos sean gratis… El apoyo no puede ser a cambio de nada para la investidura de Rajoy”, resaltó Vázquez, hombre de máxima de confianza de Susana Díaz.

Un diputado andaluz en el Congreso remarcó a El Confidencial que a su juicio el presidente del Gobierno en funciones es “el problema”. “Si Rajoy diera un paso atrás, todo se solucionaría”. En su opinión, el PSOE Andalucía no actuará por libre en este proceso. “Eso sería dividir al partido. No habrá ningún gesto de insumisión; otra cosa es que se decida que cinco o siete diputados se abstengan. Pero siempre habría un consenso”.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios