Es noticia
Menú
La sustitución de Alberto Rodríguez se encalla y deja al Gobierno con un voto menos
  1. España
ENMIENDAS DE TOTALIDAD A LOS PRESUPUESTOS

La sustitución de Alberto Rodríguez se encalla y deja al Gobierno con un voto menos

Los siguientes en la lista no han formalizado su renuncia a ocupar el escaño, lo que impide a la Junta Electoral Central emitir la credencial para sustituir al exdiputado

Foto: Alberto Rodríguez (d) es recibido por simpatizantes a su llegada al aeropuerto de Tenerife Norte. (EFE)
Alberto Rodríguez (d) es recibido por simpatizantes a su llegada al aeropuerto de Tenerife Norte. (EFE)

La crisis abierta por la retirada del acta al diputado Alberto Rodríguez está teniendo diferentes derivadas. Una de ellas se visibilizará este jueves en el Congreso durante la votación de las enmiendas a la totalidad de los presupuestos. El Gobierno contará con un voto menos. Las gestiones de Unidas Podemos para proceder a una pronta sustitución del diputado canario, incluyendo el viaje de un dirigente del grupo parlamentario a las islas el pasado fin de semana para tratar el asunto, se han encontrado con dificultades y resistencias internas que han retrasado el proceso. Fuentes del grupo parlamentario reconocen que la toma de posesión de la sustituta de Rodríguez no se podrá realizar en el tiempo previsto, pero confían en cerrar este asunto en las próximas horas para contar ya con la totalidad de sus escaños antes de la votación para los nombramientos de los órganos constitucionales, la próxima semana.

Casi dos semanas después de que la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, tomase la decisión de retirar el acta a Alberto Rodríguez en cumplimiento de la pena de inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo, quien se perfila como sustituta es María del Cristo González. Se trata de la cuarta de la lista por la circunscripción de Santa Cruz de Tenerife. Primero fue la número dos por esta circunscripción, Fátima González, quien renunció a ocupar el escaño. Después hizo lo propio la siguiente de la lista, Patricia Mesa. Sin embargo, ninguna de las dos renunció formalmente, demorando así los tiempos para la sustitución.

Foto: El diputado de Unidas Podemos, Alberto Rodríguez. (EFE)

Entre medias, sectores de la confluencia en Canarias plantearon el debate sobre la posibilidad de dejar el escaño vacío en señal de protesta, al entender que dejar correr la lista supondría blanquear una decisión que califican de antidemocrática. La dirección del partido en Canarias convocó el pasado martes una reunión del Consejo de Coordinación para intentar zanjar este conflicto, pero sin demasiado éxito. Se acabó asumiendo que, en contra de las presiones del grupo parlamentario y los partidos que forman parte de Unidas Podemos, no se forzará el proceso para acelerar la sustitución de Rodríguez.

La falta de formalización de la renuncia por parte de las candidatas a quienes correspondería ocupar el escaño impide a la Junta Electoral Central emitir la credencial de la sustituta del exdiputado morado. Una situación certificada desde la dirección del partido en las islas, que a través de un comunicado anunció su voluntad de "respetar de forma escrupulosa los tiempos y la decisión" de los candidatos. "La sustitución en el escaño de Alberto Rodríguez no es una decisión que deba tomar exclusivamente esta formación política, sino que depende de varias decisiones personales que entendemos que deben ser meditadas, dada la magnitud del asunto", se argumenta. Precisamente, la siguiente en la lista electoral tras Rodríguez explicó a través de sus redes sociales: "Me resulta muy difícil poder ocupar el puesto del compañero Alberto en las circunstancias actuales e, igualmente, en lo personal tras cuatro años de dedicación como concejala en el Ayuntamiento de La Laguna y una vez abandonada la política institucional, no me veo en el momento de volver a la misma".

Foto: Alberto Rodríguez, antes de anunciar su baja de Podemos tras ser inhabilitado. (EFE)

Los grupos parlamentarios que sustentan el Gobierno de coalición suman 155 diputados en el Congreso, 120 de los socialistas y 35 de los morados. Una minoría —muy lejos de los 176 necesarios para la mayoría absoluta— que obliga al Ejecutivo a negociar los apoyos de cada iniciativa que lleva a la Cámara. La complejidad de esta situación ha provocado que el Gobierno haya sufrido algunos reveses, como la no convalidación del decreto ley para el uso de los remanentes municipales.

Si bien el Gobierno tiene holgura con sus socios parlamentarios para superar el primer trámite parlamentario de los presupuestos, salvando las enmiendas de devolución, que solo contarán con 160 apoyos, el retraso en la sustitución del escaño de Alberto Rodríguez podría poner en aprietos al Gobierno en futuras votaciones debido a la ajustada aritmética parlamentaria. Sin estar en peligro la gobernabilidad de la legislatura, hay que recordar que para un Gobierno en minoría todos los votos cuentan. De hecho, el pasado mes de junio se salvó el decreto de los interinos 'in extremis' y por tan solo un voto.

Foto: El diputado de Unidas Podemos, Alberto Rodríguez. (EFE)

Si el conflicto por el caso Alberto Rodríguez entre Unidas Podemos y la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, se ha ido atemperando en los últimos días, ahora se ha trasladado al seno de la confluencia por los retrasos en la sustitución del escaño. Este miércoles, los letrados del Congreso ratificaban la decisión de la presidenta después de que Unidas Podemos enviase un escrito a la Mesa del Congreso para pedir que se deje sin efecto el oficio de Batet a la Junta Electoral Central y reclamando la sustitución de Rodríguez. En el escrito del grupo confederal, también se exigía que se reenvíe el asunto a la Comisión del Estatuto del Diputado para que sea la propia Cámara la que lo resuelva.

La inhabilitación de Rodríguez desató un choque sin precedentes de Podemos con la presidenta del Congreso, hasta el punto de que otros actores del espacio confederal reclamaron rebajar la tensión. Primero retirando la querella, después, como fue el caso de Yolanda Díaz, pidiendo a los suyos públicamente que "dejemos de generar más ruido".

Foto: Alberto Rodríguez, en uno de los plenos del Congreso. (EFE)

Los morados habían hecho una declaración de guerra trasladando a través de un comunicado que "la presidenta del Congreso conoce la sentencia y sabe que la inhabilitación de Alberto Rodríguez era para ser elegido en unas próximas elecciones durante 45 días, lo que en ningún caso implica perder el escaño. Presentaremos una querella contra Meritxell Batet por prevaricación. La decisión que ha tomado cediendo ante la vergonzosa presión del Supremo y la extrema derecha hace un daño enorme a la democracia y a nuestro país". La batalla siempre se centró en Batet, sacando de la ecuación al PSOE, con quien habrían acordado una estrategia común en la Mesa del Congreso.

La crisis abierta por la retirada del acta al diputado Alberto Rodríguez está teniendo diferentes derivadas. Una de ellas se visibilizará este jueves en el Congreso durante la votación de las enmiendas a la totalidad de los presupuestos. El Gobierno contará con un voto menos. Las gestiones de Unidas Podemos para proceder a una pronta sustitución del diputado canario, incluyendo el viaje de un dirigente del grupo parlamentario a las islas el pasado fin de semana para tratar el asunto, se han encontrado con dificultades y resistencias internas que han retrasado el proceso. Fuentes del grupo parlamentario reconocen que la toma de posesión de la sustituta de Rodríguez no se podrá realizar en el tiempo previsto, pero confían en cerrar este asunto en las próximas horas para contar ya con la totalidad de sus escaños antes de la votación para los nombramientos de los órganos constitucionales, la próxima semana.

Alberto Rodríguez Junta Electoral Central
El redactor recomienda