Las acusaciones del caso Ghali ya apuntan a Laya tras la declaración de su número dos
  1. España
AVANZAN QUE PEDIRÁN SU IMPUTACIÓN

Las acusaciones del caso Ghali ya apuntan a Laya tras la declaración de su número dos

El exdirector del Gabinete de la exministra de Exteriores, Camilo Villarino, ha comparecido este lunes como imputado ante el Juzgado de Instrucción número 7 de Zaragoza

Foto: La exministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya. (EFE)
La exministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya. (EFE)

El exdirector del Gabinete de Arancha González Laya, Camilo Villarino, ha declarado este lunes como imputado en el marco de la investigación que sigue el titular del Juzgado de Instrucción número 7 de Zaragoza, Rafael Lasala, sobre la entrada a España del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali. La declaración se ha alargado en torno a una hora y ha respondido al juez, la Fiscalía y su defensa. Fuentes de las acusaciones populares apuntan a que Villarino ha explicado que la exministra le pidió que gestionara la llegada de Ghali con discreción y, a la vista de estas palabras, avanzan que en los próximos días solicitarán la imputación de la propia González Laya.

El juez arrancó su investigación poniendo el foco en las autoridades que orquestaron la entrada de Ghali en España para ser tratado de covid-19. El líder del Frente Polisario utilizó para ello dos identidades falsas: la primera se reflejó en su registro hospitalario en el Hospital San Pedro de Logroño. La segunda, en los informes médicos del hospital de Argel del que provenía y, en concreto, en dos actas. El magistrado mantiene abierta una investigación por posibles delitos de falsificación de pasaporte, prevaricación y encubrimiento. En agosto, el propio Villarino reconoció haber dado la orden de que Ghali no pasara por el control de aduanas y Lasala acordó su imputación.

Foto: El líder del Polisario, Brahim Ghali. (Reuters)

"La persona que se comunicó por vía telefónica con el Estado Mayor del Aire el día 18 de abril fue quien suscribe, Camilo Villarino Marzo", explicó el 9 de julio. "En el curso de las comunicaciones, relativas a la llegada del avión objeto de interés, a lo largo del 18 de abril entre quien suscribe y el entonces general segundo jefe del Estado Mayor del Aire, Francisco Javier Fernández Sánchez, este preguntó sobre las 17:30 horas si queríamos (MAUC) que se hiciera trámite de aduanas o inmigración. Quien suscribe le contestó que no era preciso". Pero tras la declaración de Villarino, las acusaciones apuntan ahora a González Laya como principal responsable.

De Exteriores a Defensa

El segundo jefe del Estado Mayor del Aire también ha comparecido este lunes ante el juez, aunque en su caso como testigo. Según explican las fuentes consultadas, ha confirmado que Exteriores le avisó de la llegada de un avión con dos personas a la Base Aérea de Zaragoza el 18 de abril, pero ha argumentado que en ningún caso se le informó sobre la identidad de las mismas. El juez descartó en agosto la imputación de Francisco Javier Fernández Sánchez por "no constar indicios de que supiera que la persona que llegaba a España tuviera o no pasaporte diplomático o estuviera exento por cualquier causa del control de pasaporte y de aduana".

Aunque el que fuera número dos de González Laya defiende desde julio que eludir el trámite de aduanas o inmigración era "perfectamente coherente, tanto con la práctica establecida como con la legislación vigente aplicable", las acusaciones populares insisten en que deben seguir investigándose los hechos y ahora pedirán imputación de la exministra. "Recibió una llamada de González Laya", ha destacado a la salida del juzgado el abogado Antonio Urdiales, que ejerce como acusación popular, en declaraciones a Europa Press. Exteriores apunta también a que Ghali contaba con pasaporte diplomático, pero las acusaciones consideran insuficiente esta explicación.

Foto: El líder del Polisario, Brahim Ghali. (Reuters)

Como ha demostrado la investigación, el líder saharaui no mostró este pasaporte ni al entrar ni al salir de España. En el primer caso, porque no pasó por el control de inmigración. En el segundo, porque al abandonar España aseguró a los agentes del aeropuerto de Pamplona que "no poseía documentación". En un informe entregado al juez, la Policía Nacional justifica que se le permitiera despegar sin antes identificarse porque el Reglamento de Extranjería establece que "podrán realizarse las salidas, con documentación defectuosa o incluso sin ella, si no existiese prohibición ni impedimento alguno a juicio de los servicios policiales de control".

El informe policial recuerda en este sentido que la misma mañana del 1 de junio Ghali declaró por videoconferencia ante el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, quien descartó imponer medidas cautelares y le dio libertad de movimiento.

Ministerio de Asuntos Exteriores
El redactor recomienda