Las CCAA alertan de que las vacaciones están retrasando el ritmo de vacunación
  1. España
JUSTO AHORA, CUANDO LLEGAN MÁS VACUNAS

Las CCAA alertan de que las vacaciones están retrasando el ritmo de vacunación

El punto de inflexión en los avances en la vacunación lo protagoniza el grupo de los 30 a los 39 años. País Vasco tiene 22.000 huecos libres; en Madrid, un 20% de los citados pide a diario cambiar de fecha

placeholder Foto: Decenas de personas mayores de 20 años reciben la vacuna en Sevilla. (EFE)
Decenas de personas mayores de 20 años reciben la vacuna en Sevilla. (EFE)

Hasta septiembre, el País Vasco tiene 22.000 huecos libres en la agenda de vacunación. En Madrid, al día, un 20% de los citados pide cambiar de fecha. Y Cantabria advertía a finales de julio de que estaba teniendo “serias dificultades” para localizar a los siguientes en recibir alguno de los sueros contra el covid. Varias comunidades constatan que la mezcla vacaciones-juventud está condicionando la campaña, frenando en algunos casos el ritmo de inoculación de dosis. Justo además en un momento en que el volumen de viales se va a incrementar tras la compra adicional firmada la semana pasada por el Ministerio de Sanidad con Pfizer. Precisamente, el objetivo, además de acallar las críticas de las comunidades del PP, era adelantar unos días la meta de alcanzar un 70% de la población con la pauta completa.

El punto de inflexión en los avances en la vacunación lo protagoniza el grupo de 30 a 39 años. Si entre los colectivos anteriores los porcentajes de dosis administradas son muy similares entre las diferentes comunidades y progresaron a un ritmo parecido, a partir de esta franja de edad los resultados son dispares. Según el último balance del ministerio, el 77,6% de los extremeños dentro de ese rango ha recibido al menos un pinchazo, en Andalucía son un 71,3%, pero en Cataluña se quedan en el 60,5%. Algo similar sucede en los veinteañeros: en Ceuta, el 66,4% ya tiene una dosis, sin embargo, en Galicia son un 27,8%.

Foto: Cola para vacunarse en Valladolid. (EFE)

Los motivos del baile de cifras son diversos, y en gran medida responden a la decisión de muchas regiones de solapar franjas de edad para hacer frente a la quinta ola, pero también ponen en evidencia que hay gente que ya se tendría que haber vacunado y no lo ha hecho. Es aquí donde entran en juego las vacaciones, como apuntan a El Confidencial desde varias comunidades, y también, aunque en menor medida, la explosión de contagios registrada en julio. Los principales afectados, jóvenes sin ninguna dosis, han tenido que ir cancelando sus citas. El protocolo dice que una vez infectados, hay que dejar pasar seis meses.

Les pido que soliciten cita lo antes posible, cuanto antes estemos todos vacunados, mejor”, rogaba esta semana la consejera vasca de Salud, Gotzone Sagardui, ante esos 22.000 huecos sin cubrir. La responsable de la sanidad en Euskadi apuntaba a que la razón del desajuste podría estar en aquellos que han “priorizado” las vacaciones frente al virus. De hecho, el País Vasco abrió el pasado 21 de julio las citas para menores de entre 12 y 15 años por el alto volumen de anulaciones que se habían registrado los días previos, en un intento de no perder comba.

Foto: Una joven recibe su dosis en el centro de vacunación habilitado en el muelle de Gran Tarajal, en Fuerteventura. (EFE)

Mientras, Cantabria terminaba julio pidiendo a los colectivos de menor edad a los que tocaba recibir el primer pinchazo que actualizasen sus datos de contacto. El Servicio de Salud "está teniendo serias dificultades para citar a las personas de los grupos de edad más jóvenes", explicaba una nota del departamento. Y aunque el problema en algunos casos residía en que los números de teléfono no se correspondían con los guardados por la Administración, en otros supuestos directamente se daba por “ilocalizables” a los afectados. No obstante, la comunidad ya tiene abierta la autocita para los que tienen entre 30 y 18 años.

“El ritmo de vacunación ha disminuido conforme han ido bajando las edades”, reconocen en Aragón, y la previsión en la comunidad para este mes de agosto es de una “cierta ralentización”. En Ceuta, confirman algún problema con el ritmo de inoculaciones en la franja de los 30 a los 39 años, algo que achacan, fundamentalmente, al “periodo vacacional”. Y aunque desde Canarias explican que no han constatado tal efecto, y a pesar de que en las islas el 56,6% de los treintañeros tiene una dosis, apuntan a que la vacunación de este colectivo “no progresa tan rápido como se esperaba”.

Avanza la vacunación de niños a partir de 12 años

En Galicia, detallan a este periódico que las autocitas se siguen agotando enseguida, pero que han detectado un problema con los SMS. Los mensajes se siguen enviando a todas las franjas de edad inmersas en el proceso de inmunización y en estos casos “sí se ha notado una bajada en la participación”. Las mismas fuentes apuntan a que desconocen el motivo último, “no sabemos si es porque no están en Galicia”.

Objetivo: no perder el ritmo

A pesar de este nuevo contratiempo, el objetivo de las comunidades es seguir inoculando el máximo posible de dosis, y de ahí el impulso de los sistemas de autocita, con los que se brinda a capas más amplias de la población la posibilidad de vacunarse. Es el caso de Extremadura. Desde la Consejería de Sanidad de la región, reconocen que las vacaciones son el argumento utilizado por algunas personas para dejar pasar su turno, pero precisamente por eso se ha abierto la agenda para los menores de 29 años. Además, desde la comunidad defienden que “el ritmo solo lo acelera o frena la llegada de más o menos dosis, ya que estas se planifican según las citas confirmadas”.

Foto: Murcia inicia la vacunación de niños y jóvenes de entre 12 y 19 años. (EFE)

Además, la opción de repescar a los rezagados de mayor edad, algo que muchas comunidades hacen de forma periódica e impulsan estos días para precisamente cubrir todos los huecos disponibles, puede ser la fórmula para no perder el ritmo y alcanzar el objetivo del 70%.

“Aún es pronto para saberlo”, argumentan desde la Consejería de Sanidad de Valencia, en referencia al impacto de las vacaciones, “el ritmo de vacunación sigue igual, como estaba planeado. No obstante, si alguien no va a su cita se le repesca más tarde. Por tanto, es difícil saber si ahora está faltando mucha más gente”. Tampoco en Andalucía han notado ningún cambio, y lo mismo en Murcia. En esta última, se mantiene estable el 10% de gente que habitualmente no se presenta, si bien un fin de semana reciente y de forma puntual, el porcentaje llegó a alcanzar el 40%.

Los deberes pendientes

España recibirá este mes de agosto un total de 16 millones de vacunas, gracias a los 3,4 extra cerrados con Pfizer la semana pasada. La cifra, según las previsiones del Gobierno, permitirá despedir agosto con el 70% de la población con la pauta completa, es decir, 33 millones de personas. El cálculo se hace sobre el total de habitantes y no sobre los mayores de 12, la considerada población diana y la edad a partir de la cual están permitidas las vacunas de ARN mensajero contra el covid.

Podemos llegar al 70% de vacunados a finales de agosto

Tras la constatación de que el umbral fijado para alcanzar la inmunidad de grupo es insuficiente por la contagiosidad de la variante delta, el debate abierto ahora es dónde se situará el porcentaje óptimo. Algunos expertos ya apuntan a un 90%, cifra imposible de alcanzar sin los menores de 12, colectivo sobre el que ni siquiera hay ensayos que hayan podido probar la efectividad y, por supuesto, la seguridad de los sueros.

Con las últimas cifras en la mano, cuatro comunidades han superado el umbral del 70% de la población diana con la pauta completa. Asturias se sitúa a la cabeza con un 74%, seguida de Extremadura (72,1%), Galicia (71,4%) y País Vasco (70,4%).

Pandemia Vacuna Comunidades Autónomas Ministerio de Sanidad
El redactor recomienda