PARA LOGRAR UNA ADJUDICACIÓN

La Fiscalía investiga a Isolux y su excúpula por el supuesto pago de sobornos a Kirchner

La querella parte de la investigación llevada a cabo por la justicia argentina en el caso conocido como “cuadernos de la corrupción”, que indaga en el pago de sobornos a funcionarios de alto nivel

Foto: El expresidente de la constructora Isolux Luis Delso en su declaraci´øn como testigo en el juicio de Gürtel. (EFE)
El expresidente de la constructora Isolux Luis Delso en su declaraci´øn como testigo en el juicio de Gürtel. (EFE)

La Fiscalía ha presentado una querella en la Audiencia Nacional contra la empresa Isolux y su antigua cúpula por el presunto pago de sobornos a funcionarios argentinos de alto nivel, entre ellos el expresidente Néstor Carlos Kirchner o Cristina Elisabet Fernández, actual vicepresidenta. El escrito apunta a que el expresidente de Isolux, Luis Delso, y los que fueran "vicepresidente, consejero delegado y director financiero" de la constructora entre 2008 y 2015 pagaron comisiones para lograr la adjudicación de una central termoeléctrica en la ciudad de Río Turbio.

La querella parte de la investigación llevada a cabo por la justicia argentina en el caso llamado “cuadernos de la corrupción”, que indaga en cómo desde 2003 hasta 2015 distintos políticos formaron una asociación ilícita dirigida por Kirchner y Fernández para el cobro de comisiones ilícitas a cambio de la concesión de obras públicas a diversas empresas. Las pesquisas se apoyan en los cuadernos que elaboró un chófer ministerial, en los que se detallan los viajes que hacía para entregar bolsas con dinero a funcionarios.

"Según el Juez a cargo de esa investigación, entre los años 2008 a 2015, Grupo Isolux Corsan habría efectuado, al menos, 19 entregas de dinero a tales funcionarios, cada una de ellas por regla general por un importe de 300.000 USD. La investigación ha apuntado que, aunque esas entregas se ejecutaron por los responsables locales de Isolux, fueron autorizadas por la matriz española que, además, transfirió periódicamente los fondos necesarios para ello desde España", explica la Fiscalía.

En agosto de 2018, el exdirector general de Isolux en Argentina, Juan Carlos de Goycoechea, ya reconoció el pago de sobornos al Gobierno de la familia Kirchner para conseguir obras públicas. Goycoechea, que fue despedido a principios de 2017 tras una investigación interna dirigida por Nemesio Fernández Cuesta, el presidente que sustituyó a Delso tras entrar la empresa en concurso de acreedores, se presentó ante la Justicia para declarar de forma ‘voluntaria’ a cambio de una rebaja de la pena.

La adjudicación que se investiga se remonta a 2007 y, como explica Isolux en su página web, consistió en la construcción de una "central de generación eléctrica con tecnología avanzada de lecho fluido junto al único yacimiento de carbón de Argentina (Río Turbio)". Isolux ganó en 2011 el proyecto con un presupuesto inicial de 450 millones de dólares, pero los sobrecostes cargados a la obra multiplicaron por más de tres la factura final, hasta superar los 1.600 millones.

Ante el juez, Goycoechea reconoció los pagos ilícitos al Gobierno de los Kirchner, pero aseguró que no llegaban a los seis millones de dólares, como aparecía en los cuadernos del chófer. El Confidencial, sin embargo, ya publicó en 2008 documentos que exponen los sobreprecios pagados a subcontratistas como Misa, que fabricaba determinadas piezas defectuosas, y Rafasa, que también sin experiencia pasaba presupuestos adicionales para solucionar los problemas generados por la anterior.

Según explica la Fiscalía, la querella que se ha presentado ahora ante la Audiencia Nacional "se dirige exclusivamente contra los responsables de Isolux en España al tiempo de los hechos y no contra los ciudadanos argentinos responsables de la sucursal en Argentina, al encontrarse ya estos procesados y pendientes de juicio en aquel país".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios