VALORADA EN 30 MILLONES DE EUROS

Botín se lleva la goleta del 'picasso' a Australia y aleja su subasta por la multa de 52 millones

Jaime Botín traslada a un astillero de Brisbane la goleta de 65 metros de eslora y tres mástiles que utilizó para sacar de España un cuadro de Picasso tasado en 26,2 millones de euros

Foto: Trabajos de reparación de la goleta de Jaime Botín en Australia. (The Yard Brisbane)
Trabajos de reparación de la goleta de Jaime Botín en Australia. (The Yard Brisbane)
Adelantado en

El Juzgado de lo Penal número 27 de Madrid ha condenado a Jaime Botín a 18 meses de cárcel y una multa de 52,4 millones de euros por el contrabando de un ‘picasso’. También ha resuelto que la obra, tasada en 26,2 millones, pase a engrosar el patrimonio del Estado. El máximo accionista de Bankinter emitió a última hora de este jueves una nota para reivindicar su inocencia, criticar el dictamen y anunciar que piensa recurrirlo. Pero podía haber salido incluso peor parado. La Abogacía del Estado pidió antes del juicio que la embarcación que empleó para sacar ilegalmente la obra de España también fuera decomisada. Sin embargo, la sentencia concluye que no concurre esa medida porque la Abogacía no cumplió los trámites necesarios para llevarla a cabo.

Por si acaso, Botín se llevó el navío a Australia a finales del pasado mes de septiembre, seis semanas antes de sentarse en el banquillo por contrabando. La embarcación, una goleta de 65 metros de eslora y tres mástiles, fue construida en 1984 en Mallorca y está valorada en unos 30 millones de euros. El banquero siempre la tuvo fondeada en el puerto de Valencia, pero desde que la Guardia Civil la interceptó en julio de 2015 en el puerto de Calvi (Córcega) con la obra del genio malagueño lista para ser enviada en avión a Ginebra (Suiza), Botín se aseguró de mantener el navío lejos de aguas españolas para evitar su posible aprehensión por orden judicial.

En efecto, la Ley de Represión del Contrabando contempla la incautación de los medios de transporte utilizados para la comisión del delito. Según fuentes próximas al caso, la Guardia Civil llegó a barajar que la goleta, llamada Adix, se convirtiera en el buque escuela de los agentes de su Servicio Marítimo si finalmente era intervenida por orden judicial. Sin embargo, el instructor del caso descartó esa medida porque, al encontrarse fuera de aguas nacionales, España habría tenido que compartir al 50% su valor con el país que ejecutara la intervención.

El riesgo de embargo de la goleta gravitó de nuevo sobre el juicio a petición de la Abogacía. Antes de que empezara la vista, Botín optó por trasladarla a un astillero de la costa este australiana para someterla a un proceso de restauración. Según ha podido confirmar El Confidencial, lleva cuatro meses en las instalaciones de The Yard Brisbane (TYB), una compañía especializada en el mantenimiento de superyates.

La madera que recubría la superficie de la nave ha sido reemplazada, sus mástiles han sido desmontados y las jarcias de carbono que los sujetaban al casco han sido enviadas a una empresa de Valencia para que las repare. El Adix seguirá en el astillero de Brisbane durante varias semanas, pero ni siquiera después está previsto que vuelva a España. El capitán del velero ya ha anunciado que navegarán por el Pacífico al menos hasta 2021 para asistir a la Copa América de ese año, que tendrá lugar en aguas de Nueva Zelanda.

Con ello, Botín aleja el riesgo de embargo del Adix. Aunque la sentencia no contempla su decomiso, aún podría ser ejecutado por la Justicia española para saldar la sanción de 52,4 millones de euros que acaba de contraer. Con el barco en Australia, será más difícil para el Estado recurrir a ese bien para cubrir la deuda. Las fuentes consultadas aseguran que, en estas condiciones, lo más sencillo y efectivo será acudir a los bienes que tenga a su nombre en territorio nacional. Si no los hubiera, el foco se centraría entonces en sus sociedades. Por ejemplo, Botín controla el 22,8% de Bankinter, pero no lo hace directamente, sino a través de la mercantil Cartival SA.

Cubierta de la goleta, en plenos trabajos de restauración en un astillero australiano. (The Yard Brisbane)
Cubierta de la goleta, en plenos trabajos de restauración en un astillero australiano. (The Yard Brisbane)

La goleta ya había sido restaurada en 2009 y 2015. Dispone de camarotes para alojar hasta 10 invitados con todo tipo de comodidades y de estancias para los hasta 14 marinos que integran su tripulación. Cuenta con dos salones de 90 y 70 metros cuadrados. Como reveló este diario, a bordo del Adix no solo iba el 'picasso'. La UCO también localizó en las paredes de su biblioteca lienzos de Turner, Corot, Boudin, Sisley y Scott de un valor millonario.

La obra objeto de litigio, titulada 'Cabeza de mujer joven', fue pintada por Picasso en 1906 y pertenece al periodo Gósol del autor malagueño, uno de los más breves y peor documentados de su trayectoria. El Ministerio de Cultura subrayó la singularidad del lienzo y prohibió a Botín sacarlo de territorio nacional por su importancia para el patrimonio histórico español. Pero, según la sentencia, el hermano del ya fallecido presidente de Banco Santander hizo caso omiso a esa negativa y se lo llevó a Córcega con la intención de subastarlo. La obra será ahora propiedad del Estado y podrá ser expuesta en un museo. Por lo pronto, se encuentra en depósito en el Reina Sofía.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios