ABASCAL LA EXHIBE EN LA CÁMARA BAJA

¿Quién es Macarena Olona, la mujer fuerte de Vox? Candidata a la Mesa y portavoz

La abogada del Estado, conocida como la mente jurídica del partido, se convierte en la principal apuesta de los líderes de la formación para la recién estrenada XIV Legislatura

Foto: La diputada de Vox, Macarena Olona, durante un pleno del Congreso. (EFE)
La diputada de Vox, Macarena Olona, durante un pleno del Congreso. (EFE)
Adelantado en

La diputada de Vox por Granada Macarena Olona adquiere más peso en el grupo parlamentario conforme avanzan los días. La hasta ahora secretaria general de la formación en el Congreso de los Diputados se ha ido ganando la confianza de la cúpula del partido desde el primer día. Tanto el presidente, Santiago Abascal, como su número dos en la Cámara Baja, Iván Espinosa de los Monteros, la tienen como un referente insustituible en materia jurídica, una asesora en todo tipo de materias que tienen que ver con el derecho y una herramienta perfecta para construir recursos que acompañan a la estrategia política de un modo fundamental.

No en vano, Olona es experta en ganar en los tribunales casi todo lo que tiene delante. Como abogada del Estado, logró la absolución de todos los policías acusados de sobrepasar los límites legales en sus cargas contra los manifestantes del barrio burgalés del Gamonal, consiguió la primera multa contra un alcalde por incumplir la ley de 1981 que obliga a hacer ondear la bandera de España en los edificios públicos, obtuvo la exculpación de cuatro guardias civiles que habían sido acusados de torturas y recuperó a través de la vía concursal casi 100 millones de euros para el Estado de una trama de empresas creadas en el País Vasco para recibir subvenciones.

La mente jurídica de Olona no es, sin embargo, lo único que valoran los dirigentes de Vox, que acaban de reafirmar a la secretaria general también como portavoz adjunta del grupo parlamentario. Su experiencia dialéctica en sala para defender a miembros de las fuerzas de seguridad o para ejercer en definitiva su cargo de abogada del Estado durante la última década es también un valor en alza en un partido que apenas lleva un año en las instituciones, que tuvo que elegir de golpe a cientos de cargos públicos sin bagaje en oratoria para las últimas elecciones municipales, autonómicas y nacionales y que entonces prefirió apostar por la 'pureza' ideológica de los nuevos miembros en detrimento de su elocuencia verbal.

A estas capacidades jurídicas y retóricas se une en una misma diputada la de la confianza. Durante los últimos meses, Olona ha demostrado su lealtad al partido. Abascal y Espinosa de los Monteros han contado con ella, que inicialmente no pertenecía al núcleo duro, para las reuniones más trascendentales del grupo parlamentario, esas en las que se habla de estrategia política, de movimientos, de negociación con otros partidos. De ahí que la cúpula decidiera presentarla como candidata a presidir la Mesa del Congreso este martes durante la sesión constitutiva de la Cámara Baja.

¿Quién es Macarena Olona, la mujer fuerte de Vox? Candidata a la Mesa y portavoz

Olona se enfrentó a Meritxell Batet y a Ana Pastor, dos pesos pesados dentro de sus propios partidos que ya habían ostentado antes el cargo. El puesto al que aspiraba la diputada por orden de su cúpula no era cualquier cosa, pues representa la tercera autoridad del Estado, solo por detrás del Rey y del presidente del Gobierno. Cierto es que las posibilidades de que Vox se alzara con la presidencia de las Cortes eran casi nulas, pero la decisión de los de Abascal al menos tenía un componente simbólico importante que servía para alzar la figura de Olona, darle 'cariño' y lanzar el mensaje hacia dentro y hacia fuera de que ella es la mujer fuerte del partido en la Cámara Baja.

Macarena Olona, junto a Iván Espinosa de los Monteros, en la Cámara Baja. (EFE)
Macarena Olona, junto a Iván Espinosa de los Monteros, en la Cámara Baja. (EFE)

El pozo sin fondo que es la experiencia de la diputada, además, encaja hasta el final en los valores que pretende defender el partido para diferenciarse del PP y del PSOE. Su salida del País Vasco estuvo envuelta en polémica. El PNV pidió su cabeza porque estaba poniendo en jaque todo el sistema de subvenciones a empresas afines a los nacionalistas, y el entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, cedió a esas peticiones con el fin de conseguir el apoyo del partido soberanista en los Presupuestos. En junio de 2018, Olona abandonó la jefatura de la Abogacía del Estado en el País Vasco y fue designada secretaria general de la empresa pública Mercasa, que tres meses antes había sido registrada por la Guardia Civil por orden de la Audiencia Nacional. También en este último cargo sufrió presiones que logró eludir para declarar ante el juez José de la Mata y ayudar en la investigación.

Su carácter amable, para más inri, suaviza esos rasgos duros que presentan otros compañeros y dirigentes de la formación. Su condición de mujer —actualmente embarazada— también ayuda a un grupo compuesto mayoritariamente por hombres a contrarrestar esa imagen de machismo que se achaca al partido, apoyado en las urnas sobre todo por el género masculino, que defiende la derogación de la Ley de Violencia de Género y ataca el feminismo de la izquierda política.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
40 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios