fragmentación del 'espacio del cambio'

IU Madrid rompe con la estrategia envolvente de Iglesias y Garzón contra Errejón

A tres meses de que arranque la campaña, todo está por definir, con las piezas del puzle desordenadas y una creciente pretensión de "desdramatizar" el hecho de que se divida la izquierda

Foto: Pablo Iglesias, de espaldas, conversa con Íñigo Errejón y Alberto Garzón durante un pleno en el Congreso. (EFE)
Pablo Iglesias, de espaldas, conversa con Íñigo Errejón y Alberto Garzón durante un pleno en el Congreso. (EFE)

Los sorpresivos cambios de pareja en el baile de la izquierda madrileña dan cuenta de la compleja situación generada tras el lanzamiento de la plataforma electoral de Íñigo Errejón Más Madrid. La onda expansiva del terremoto generado tras el cisma en Podemos ha tocado de lleno a Izquierda Unida, donde la dirección regional apuesta por confluir con Más Madrid superando las siglas de Unidos Podemos, mientras que la federal, liderada por Alberto Garzón, marca una hoja de ruta similar a la de Pablo Iglesias: ratificar primero el pacto entre Podemos e IU, bajo las siglas de Unidos Podemos, y posteriormente negociar la integración de Más Madrid bajo este paraguas. Equo se inclina por abandonar el barco de Unidos Podemos, priorizando la marca Más Madrid; Anticapitalistas y Ganemos (La Bancada) se cierran ya a concurrir a las elecciones conjuntamente con Más Madrid, apostando por arrastrar a IU y Podemos a su hoja de ruta más rupturista, y en el PCE aflora la división.

A tres meses de que arranque la campaña electoral, todo está por definir, con las piezas del puzle desordenadas y una creciente pretensión de "desdramatizar" el hecho de que se divida la izquierda, puesto que algunas encuestas comienzan a apuntar que no tendría por qué restar electoralmente, como le sucede a la derecha. La dirección de Podemos conseguía ganar tiempo y frenar a los líderes territoriales en el consejo ciudadano estatal de este miércoles, asegurando que negociaría con Errejón una candidatura conjunta. Sin embargo, no de forma inmediata ni alcanzando ningún preacuerdo en esta reunión para concurrir juntos, sino iniciando un proceso de reconstrucción de Unidos Podemos, pactando primero con IU y el resto de actores del denominado espacio del cambio y, una vez logrado, iniciando negociaciones con Más Madrid con una correlación de fuerzas más beneficiosa.

Una estrategia que no comparte la dirección de IU en Madrid, quien ha convocado una reunión con todos los actores para este mismo lunes, y a la que el equipo de Íñigo Errejón ya ha confirmado su asistencia, según ha podido saber este diario, con la finalidad de cerrar un acuerdo de forma multilateral entre todos. Rechazan también el acuerdo marco firmado entre IU y Podemos a nivel nacional para concurrir juntos a las elecciones autonómicas con las siglas Unidas Podemos. Unas siglas que, según el líder del PCM y responsable de IU Madrid que está conduciendo las negociaciones, Álvaro Aguilera, "se quedan cortas".

La dirección federal arremetía este jueves a través de un comunicado contra la posición marcada por sus dirigentes en Madrid, recordando "nuestra apuesta por un acuerdo marco, ampliamente respaldado por la militancia, para consolidar el espacio de Unidos Podemos y abrirlo —con la fórmula ‘Unidas’— a otras experiencias municipales, movimientos sociales y ciudadanía sin ninguna adscripción partidaria". Asimismo, se especificaba que en "el espacio de ‘Unidas’ apostamos por una candidatura conjunta en la Comunidad de Madrid y en el resto del Estado que, partiendo de acuerdos previos y sólidos con Podemos en cada territorio, se abra a más actores políticos y sociales que se sitúen enfrente del bloque reaccionario y propongan una salida constituyente y democrática de la crisis".

El acuerdo marco alcanzado entre Podemos e IU deja margen de maniobra a los distintos territorios que, en cualquier caso, son quienes tendrían la última palabra. Además, las distintas federaciones de IU cuentan con total autonomía. En esta línea, Alberto Garzón ha reconocido en declaraciones públicas que la decisión sobre cómo y con quién presentarse la tomará IU Madrid, pero recalcando que personalmente no comparte el proyecto de Errejón. "No solo por las formas ni los procedimientos, sino por lo que significa en términos democráticos. En estos momentos, por lo poco que conocemos [del proyecto Más Madrid] no simpatizamos con él y es un movimiento secreto que ha producido la fragmentación de la izquierda". En todo caso, y expresándose en términos similares a los de Pablo Iglesias: "Íñigo y otra gente que antes estaba en Podemos son parte de la solución de este país", dejando la puerta abierta a establecer pactos de segundo nivel, ya sea antes o después de las elecciones.

La división dentro de IU se hace cada vez más evidente y pública, dejando margen a mensajes dispares. El pasado viernes, tras su reunión con Anticapistalistas, ambos espacios emitían un comunicado conjunto con unos términos en principio poco asumibles por la transversalidad a la que aspira Más Madrid: "Ambas organizaciones han manifestado estos días su intención de mantener diálogo con todos los actores políticos y sociales que también apuesten por construir una alternativa rupturista y de transformación social para la ciudad y la región de Madrid". Asimismo, se hacía hincapié en "procesos colectivos que, más allá de los liderazgos, supongan un fortalecimiento de las experiencias comunes".

Todo ello unido al incremento de sus críticas al Ayuntamiento de Madrid, compartidas también por Podemos, por la intención del Gobierno municipal de sacar adelante la denominada Operación Chamartín. "No se puede estar a la vez con el BBVA y con la PAH", resumen desde Anticapitalistas, en alusión al banco promotor de dicha operación urbanística. "Espero que podamos llegar a un acuerdo en base a un proceso abierto, con programa rupturista y primarias proporcionales", afirman desde este sector, excluyendo ya a Más Madrid, al considerar que su apuesta de "centro-izquierda" deja un espacio electoral huérfano identificado con la izquierda rupturista. Mientras tanto, Equo, la formación a la que pertenece la concejala de Movilidad, Inés Sabanés, con quien Carmena ya dijo contar en la lista que presentará a la reelección, se reunía este jueves con el equipo de Errejón afianzando su compromiso de construir una candidatura conjunta con Más Madrid también para la comunidad.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios