La exministra, acorralada por villarejo

El desgaste de Cospedal da vía libre a González Pons para la lista europea del PP

La ex secretaria general del PP preside la comisión de Exteriores del Congreso a la espera de un posible salto a Bruselas mientras González Pons figura en la encuesta para Valencia

Foto: Fotografía de archivo de María Dolores Cospedal y Esteban González Pons. (EFE)
Fotografía de archivo de María Dolores Cospedal y Esteban González Pons. (EFE)

Los problemas que se le avecinan a María Dolores de Cospedal en su carrera política por los audios de Villarejo afectan de manera muy relativa a los planes de Pablo Casado para las próximas citas electorales. Aunque la exsecretaria general del PP contaba para encabezar la lista para los comicios europeos del próximo mes de mayo, esa es la candidatura que menos preocupa en el sede de Génova, al disponer en cualquier caso de un aspirante conocido y curtido, tanto en la política nacional como en Bruselas, como es Esteban González Pons.

Cuando era ministra de Defensa, Cospedal ya manejaba la posibilidad de irse a las instituciones europeas. La continuidad de Mariano Rajoy en el poder añadía la posibilidad de entrar en la Comisión Europea como comisaria avalada por el Gobierno español en el verano de 2019, en la vacante que dejará entonces Miguel Arias Cañete.

Después de la moción de censura de junio pasado y el posterior congreso del Partido Popular que eligió a Pablo Casado nuevo presidente de su formación, Cospedal dejó todos los cargos que tenía en el PP, primero la secretaría general y después la presidencia de la formación en Castilla-La Mancha. Al mismo tiempo aceptó la presidencia de la comisión de Asuntos Exteriores del Congreso, el mejor puesto institucional que el sucesor de Rajoy podía ofrecerle en la oposición y un buen destino a la espera de un posible salto a la candidatura para las elecciones europeas.

La exministra de Defensa no había aclarado cuáles eran sus aspiraciones en la nueva etapa abierta en el partido, aunque le molestó ser citada en las 'quinielas' sobre Madrid, según reconocen fuentes de los populares. Cuando quedó fuera de la pugna por la sucesión del presidente en la primera ronda, se dio por hecho en Génova que iba a seguir los pasos de su jefe y dejaría la política. Después de fajarse en la segunda vuelta del proceso hasta convertir su apoyo a Casado en decisivo para imponerse a Soraya Sáenz de Santamaría, todo cambió y se convirtió en favorita para las listas europeas.

Ahora son los audios del comisario José Manuel Villarejo los que introducen la marcha atrás al futuro político de la ex secretaria general. A diferencia de lo que ocurre en Madrid o Valencia a la hora de elaborar las listas, en el Grupo Popular en la Eurocámara sí hay candidato de continuidad bien visto por la nueva dirección del partido. El actual portavoz, Esteban González Pons, fue de número dos (por detrás de Arias Cañete) en los comicios de 2015 y ejerce de portavoz y jefe de la delegación española desde hace más de cuatro años.

Fuentes del PP reconocen que González Pons vale de cabeza de lista porque es conocido, tiene acreditado que sabe hacer campañas y estaba dispuesto a repetir de número dos con tal de seguir su carrera política en las instituciones europeas. Pero al mismo tiempo en Génova no habían dejado de pensar en el eurodiputado para presentarlo como candidato a la alcaldía de Valencia. De hecho, su nombre figura en la encuesta que el partido hace en la capital para ver con quién tiene más posibilidades de hacerse con la victoria junto a los de los dirigentes locales del PP María José Catalá, Luisa Santamaría, Vicente Betoret y el abogado Manuel Broseta.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios