reclama que se compruebe la identidad del donante

La Fiscalía pide reabrir el caso Abidal tras hallar "diferencias en la documentación"

El Ministerio Público ha solicita al Juzgado de Instrucción número 28 de Barcelona que reabra el caso sobre la donación del hígado al actual secretario técnico del Barça tras detectar nuevas irregularidades

Foto: La organización de trasplantes investiga la donación de un hígado a Abidal.
La organización de trasplantes investiga la donación de un hígado a Abidal.

La Fiscalía ha presentado un escrito ante el Juzgado de Instrucción número 28 de Barcelona en el que solicita la reapertura del conocido como caso Abidal para "esclarecer las diferencias halladas hasta la fecha en la distinta documentación obrante en la causa así como a los efectos de tratar de determinar con exactitud la identidad del donante".

El Ministerio Público solicita así al juzgado que se indague en el trasplante de hígado a Abidal de 2012, órgano que tanto el exjugador como el club aseguraron que provenía de un primo del futbolista. Esa versión quedó en el aire tras desvelar este diario cuatro llamadas telefónicas interceptadas por la Guardia Civil y la Policía Nacional en las que Sandro Rosell, presidente del Barça en el momento de la intervención, y Juanjo Castillo, su mano derecha en el club, reconocían sin saber que estaban siendo grabados que habían "comprado un órgano ilegal" al jugador y que se habían inventado que el órgano procedía de su primo.

Las intervenciones telefónicas fueron autorizadas por el Juzgado de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional, en el que se investiga a Rosell por blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal. Tras descubrir las llamadas, la jueza Carmen Lamela, con el respaldo de la Fiscalía, acordó la apertura de una pieza separada por un presunto delito de tráfico de órganos y lo remitió a Barcelona. Sin embargo, el caso terminó siendo archivado el pasado mayo ante la falta de colaboración de las autoridades de Francia, el país en el que supuestamente vive el teórico primo de Abidal.

Con todo, el archivo se produjo sin un pronunciamiento favorable de la Fiscalía. Eso es lo que ha permitido ahora al Ministerio Público pedir que se reabra el caso para practicar nuevas diligencias, tras conocerse el contenido de las llamadas entre Rosell y Castillo. Lo cierto es que el procedimiento de Barcelona se dio por finalizado sin haber citado a declarar a ninguno de esos dos interlocutores, ni tampoco al exjugador ni a su primo. De hecho, la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) nunca fue informada de la existencia de esas llamadas ni tampoco se le comunicó la existencia de esa causa.

Abidal facilitó una foto junto a su primo tras el trasplante de hígado para desmentir el contenido de las llamadas de Rosell. (EFE)
Abidal facilitó una foto junto a su primo tras el trasplante de hígado para desmentir el contenido de las llamadas de Rosell. (EFE)

La ONT abrió su propia investigación interna al trascender las comunicaciones, pero la cerró la semana pasada anunciando que no había detectado irregularidades en el expediente del exjugador. Con todo, la prestigiosa organización admitió que no tenía recursos para comprobar si los documentados presentados en su día por Abidal eran auténticos ni tampoco si el donante había recibido algún tipo de contraprestación económica. Y por ello, afirmó que se personaría como acusación particular si la Fiscalía solicitaba la reapertura del caso y la jueza la aceptaba. La primera de las premisas ya ha ocurrido.

El contenido de los pinchazos es el siguiente, conversaciones que fueron adelantadas en exclusiva el pasado 4 de julio por El Confidencial. Un intercolutor desconocido le dice a Rosell: “Vamos a ver una cosa, es que no [ininteligible], Sandro… Es que va contra nosotros [Abidal, se entiende]… A este tío le compramos un hígado ilegal". El expresidente azulgrana reacciona a esa grave afirmación con un sonido transcrito por los investigadores como un sencillo “ummm”, ante lo que su interlocutor sigue hablando: “Y vendimos que era del primo, ¡que era del primo! Le pagamos dos años de contrato, lo que le quedaba”. Ante esta segunda revelación, Rosell ya responde con un triple “sí”, corroborando presuntamente la veracidad de los hechos.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios