nunca se han visto tantos métodos en un solo caso

Nueve (presuntas) vías de financiación ilegal del Partido Popular de Madrid

El juez Eloy Velasco sostiene que los cabecillas de Púnica aplicaron todas las irregularidades al alcance de su imaginación para dopar las campañas electorales del PP madrileño

Foto:

El caso Púnica está todavía en fase de instrucción, pero los datos que ya tiene en su poder el juez Eloy Velasco son suficientes para publicar el manual sobre corrupción política más exhaustivo que haya salido nunca de una imprenta. La Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha acumulado indicios que acusan al PP de Madrid de haber utilizado al menos nueve vías de financiación ilegal para superar de forma “sistemática los límites de gasto electoral” sin ser detectado por los órganos de fiscalización. La mayoría de las trampas habían aparecido en otros escándalos, como el caso Filesa —que afectó al PSOE—, el caso del 3% de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) y los casos Palma Arena y Gürtel del propio Partido Popular, por ejemplo. Pero es difícil encontrar un precedente en el que hayan coexistido tantas fórmulas de financiación ilegal durante un periodo tan largo de tiempo. El PP va camino de batir todos los récords en el caso Púnica.

Nueve (presuntas) vías de financiación ilegal del Partido Popular de Madrid

1. Donaciones de empresarios al cerebro de la trama. El presunto cabecilla de Púnica, Francisco Granados, anotó en una agenda supuestas donaciones de empresarios al PP de Madrid que él mismo se encargaba de recoger y luego entregaba al tesorero de la formación, Beltrán Gutiérrez. Según los investigadores, las aportaciones se habrían producido entre 2011 y 2014. Suman un total de 2.060.000 euros, de los que 1,6 millones habrían sido entregados por una sola empresa, OHL. Extremo este que ha sido desmentido por la constructora. El sistema sería idéntico al descubierto en los papeles de Bárcenas.

2. Donaciones a la fundación del partido. Es uno de los últimos mecanismos detectados en Púnica. Informes de la UCO han constatado, como reveló El Confidencial, que el partido se financió a través de una entidad satélite, la Fundación para el Desarrollo Económico y Social de la Comunidad de Madrid, más conocida por su acrónimo Fundescam. Empresarios y adjudicatarios públicos realizaban donaciones a Fundescam con la excusa de apoyar su supuesta actividad cultural y formativa. Pero el dinero era luego desviado mediante facturas falsas a la caja B del PP de Madrid y se destinaba a actos de campaña. La Fiscalía Anticorrupción ya advirtió en 2010 dentro del caso Gürtel de que la formación había utilizado ese método para concurrir a elecciones de 2003 y 2004. Es un sistema idéntico al que presuntamente usó CDC para ocultar sus donaciones ilegales a través de tres fundaciones: Trias Fargas, CatDem y Fórum. Asimismo, en el caso Filesa, el PSOE también se aprovechó de mercantiles satélite para triangular donaciones de empresarios que terminaron engrosando su contabilidad paralela.

Detalles de la documentación de la investigación. (EC)
Detalles de la documentación de la investigación. (EC)

3. Subvenciones públicas. Por el circuito de Fundescam también pasaron fondos públicos. Los expertos en delitos económicos del Instituto Armado han acreditado que la Comunidad de Madrid, controlada por el propio PP, concedió año tras año subvenciones a esa entidad para apoyar sus proyectos. En el año 2012, por ejemplo, recibió 127.850 euros para difundir “el conocimiento del sistema democrático y la realidad política y sociocultural de la Comunidad de Madrid”. Pero la UCO sostiene que gran parte de las subvenciones que se llevó Fundescam fue desviada a la contabilidad paralela del PP utilizando nuevamente una “facturación por conceptos mercantiles falsos”. En ningún gran caso de corrupción se había utilizado hasta ahora este sistema.

4. Pago de facturas de campaña. Donantes del PP también ayudaron al partido corriendo directamente con sus gastos electorales. El juez Velasco sostiene que las firmas de publicidad y 'marketing' que eligió la formación para diseñar y ejecutar sus actos facturaron parte de esos servicios a empresas y adjudicatarios públicos del entorno de la formación. Los trabajos fueron realizados para el PP, pero los pagaron otros. El foco se sitúa sobre el grupo de publicidad del empresario argentino Daniel Horacio Mercado, que ya admitió en 2012 haber utilizado esta fórmula para colaborar en la financiación ilegal del PP de Islas Baleares.

Detalles de la documentación de la investigación. (EC)
Detalles de la documentación de la investigación. (EC)

5. Partidas de infraestructuras para gastos electorales. Otra de las últimas vías de financiación ilegal descubiertas también se habría alimentado de fondos públicos. La UCO investiga las partidas reservadas a publicidad que el Gobierno madrileño habría incluido al menos desde 2007 en todas las adjudicaciones que licitó. Las empresas que se imponían en los concursos tenían la obligación de gastar en torno a un 1% del importe total del contrato a publicitar el proyecto. El instructor de Púnica sostiene en documentos publicados por este diario que el PP de Madrid aprovechó esas partidas para obligar a los licitadores a dedicar parte de ese 1% a pagar sus gastos de campaña. El sistema también fue utilizado por el PP balear de Jaume Matas. La Guardia Civil analiza cuatro concursos de carreteras en los que se impuso Dragados (ACS); los proyectos de Ciudad y el Campus de la Justicia, y expedientes del plan para la construcción de nuevos hospitales y centros de salud, entre otros.

6. Transferencias desde la cuenta ordinaria. La Ley de Financiación de Partidos Políticos obliga a las formaciones a centralizar en una sola cuenta bancaria los cobros y pagos de las campañas electorales. Debe ser un depósito diferente al utilizado para los gastos de funcionamiento ordinario. Sin embargo, las averiguaciones de la Guardia Civil habrían permitido probar, según el juez, que el PP de Madrid usó cuentas diferentes a la electoral para abonar servicios de campaña. A esas otras cuentas había llegado previamente dinero entregado por los diputados del partido en la Asamblea regional de Madrid. Es la maniobra de financiación ilegal menos sofisticada que se haya aplicado nunca, pero demuestra que en la primera planta de Génova ni siquiera se respetaban las formas.

7. Dinero en efectivo de origen opaco. El PP también manejaba billetes de “procedencia desconocida” con los que habría sufragado sus campañas. Se trata de una vía que puede estar relacionada, según el juez, con las donaciones de empresarios que anotó Granados en su agenda. Pero la UCO no ha logrado aún averiguar de dónde sacó exactamente el partido esos fondos, abriendo así la puerta a la aparición en el futuro de una estrategia de financiación irregular diferente a las nueve detectadas por el momento. El manejo de fondos en efectivo no supone ninguna novedad. Es casi un denominador común de todos los de corrupción, pero en Púnica no había quedado reflejado en el sumario hasta ahora.

Detalles de la documentación de la investigación. (EC)
Detalles de la documentación de la investigación. (EC)

8. Presupuesto de fiestas populares. Un informe de la UCO del pasado 14 de diciembre desveló que el Ayuntamiento de Valdemoro, controlado por el PP, dedicó parte de su presupuesto para festejos a costear actos de la misma formación en las elecciones municipales y autonómicas de 2007 y en las generales de 2008. Todos los trabajos los hizo la misma empresa, Waiter Music. El consistorio de Valdemoro la contrató para celebrar sus fiestas patronales, pero pagó un suplemento a esa mercantil para ocultar por esa vía el abono de facturas que debían haber sido sufragadas por el PP regional. El mecanismo estuvo funcionando al menos entre 2006 y 2010. El método es similar al que utilizaron los alcaldes corruptos del PP en el caso Gürtel. Concedían contratos con sobrecostes al grupo de empresas de Francisco Correa y luego este utilizaba los excedentes para organizar actos de Génova.

9. Encuestas políticas. Los investigadores han reconstruido otra fórmula de financiación ilegal novedosa. La empresa de eficiencia energética Cofely logró contratos millonarios en ayuntamientos de toda España ofreciendo a alcaldes y concejales, entre otros presuntos cohechos, sondeos sobre su gestión en sus respectivos municipios. Supuestamente, las encuestas iban a abordar asuntos relacionados con la energía y cuestiones medioambientales, pero las preguntas se centraban siempre de manera intencionada en la labor de las corporaciones locales para que los partidos pudieran utilizar los resultados de las encuestas con fines electorales.

Nota de redacción: OHL se ha puesto en contacto con este diario para afirmar que “es rotundamente falso, y en consecuencia, negamos por completo, que OHL haya entregado al Partido Popular de Madrid (ni a ninguna otra formación política) cantidad de dinero alguna para su supuesta financiación ilícita. En consecuencia, OHL, niega, de forma tajante, que se haya hecho entrega al Sr. Granados de la suma a la que se refiere esta información.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios