incrementaron su retribución hasta un 26%

Los jefes de Caja Madrid discutían sobre por qué unos se subían más el sueldo que otros

Blesa y Sánchez Barcoj declaran como imputados en el marco de la investigación que sigue el Juzgado 45 sobre el incremento de las retribuciones de nueve directivos

Foto: Miguel Blesa, en una imagen de archivo. (Gtres)
Miguel Blesa, en una imagen de archivo. (Gtres)

El expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa ha reconocido en sede judicial que el incremento de la retribución fija de los nueve miembros del comité de dirección de la entidad a los que se les subió el sueldo entre un 16 y un 26% en 2008 se calculó sobre la masa salarial del año anterior, cuando el órgano contaba con un componente menos. El exbanquero ha añadido que, a pesar de ello, hubo una redistribución de las funciones entre los ejecutivos tras la salida de Ramón Ferraz Ricarte -el que abandonó el comité-, con lo que los nueve que quedaban habrían asumido sus competencias y por lo tanto podrían tener derecho a llevarse también la parte que les correspondía.

Sin embargo, en este punto -referido a una de las principales polémicas de la causa, las retribuciones fijas que se aumentaron-, Blesa ha sido contradicho por el que fuera su número dos al frente de Caja Madrid, Ildefonso Sánchez Barcoj, quien, según fuentes jurídicas, ha negado que hubiera una reordenación de las funciones tras la salida de Ferraz Ricarte, por lo que no tendría sentido un incremento derivado de la asunción de nuevas competencias.

Las mismas fuentes aseguran que de las declaraciones de ambos imputados se extrae que todos los miembros del comité eran conscientes de que se iba a dividir el mismo dinero entre uno menos y que incluso llegó a haber discrepancias entre los nueve ejecutivos debido a los distintos incrementos salariales que recibieron unos y otros.

En relación con las retribuciones variables -el otro punto conflictivo de la causa-, ambos exdirectivos han explicado que estas partidas se asignaban a los ejecutivos en función de si cumplían o no con los objetivos que Blesa les indicaba a cada uno. Estos objetivos, sin embargo, no han sido aclarados por ninguno de los declarantes, pues al parecer eran comentados directamente por el expresidente de forma individualizada. De hecho, también formaban parte de las fricciones en torno a por qué unos recibían más que otros, ya que los directivos comentaban entre ellos que no entendían por qué a uno le daban más si habían cumplido los objetivos indicados por Blesa.

El FROB puso de manifiesto que el consejo de administración del 2 de septiembre de 2008 celebrado en Caja Madrid aprobó una subida de sueldos del 4,5%

Sánchez Barcoj ha tratado de argumentar que él no participó en la decisión de incrementar las retribuciones, dado que por aquel entonces ya no formaba parte del consejo de administración. Sí estaba, sin embargo, en la comisión de retribuciones de 2008, aunque no está probado que este último órgano supiera del aumento salarial para los nueve ejecutivos, ya que hasta el momento ni Blesa ni su número dos han aportado pruebas que lo confirmen. El expresidente de Caja Madrid únicamente ha presentado un acta que demuestra que tuvo una reunión con esta comisión, aunque en ella no figura el orden del día y, por lo tanto, no prueba que se tratara el asunto.  

La titular del Juzgado 45 de Madrid, Luisa María Prieto, ha tomado declaración a ambos imputados en el marco de la causa que investiga las presuntas irregularidades que los dos pudieron cometer en el incremento de las retribuciones salariales que la entidad ordenó para sus directivos entre 2007 y 2010.

La llegada de Blesa a los juzgados ha estado marcada por la presencia de varios efectivos de los antidisturbios de la Policía, que han acompañado al expresidente de Caja Madrid en todo momento, tanto fuera como dentro de la sede judicial. Los agentes han esperado en el pasillo mientras el investigado comparecía en la sala. Tras su declaración, han vuelto a acompañarle hasta que el vehículo en el que ha llegado el exbanquero abandonase los juzgados por donde había entrado, el garaje.

La salida de Blesa ha sorprendido al medio centenar de preferentistas que le esperaban a las puertas del edificio para abuchearle, por lo que ninguno de ellos ha tenido oportunidad de increparle. Sánchez Barcoj, por su parte, no ha contado con tanta protección policial. Su comparecencia ante la jueza Prieto ni siquiera ha contado con vigilantes de seguridad privada.

Imagen de archivo de una manifestación de preferentistas. (EFE)
Imagen de archivo de una manifestación de preferentistas. (EFE)

La Fiscalía Anticorrupción, después de recibir un escrito en diciembre de 2014 del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) basado en un informe previo de PriceWaterHouseCoopers, denunció en enero del año pasado que existen indicios de que las supuestas irregularidades derivadas de los incrementos salariales causaron un perjuicio a la entidad de 14,8 millones de euros. Hasta el pasado noviembre, sin embargo, la jueza no decidió abrir diligencias al respecto.

En concreto, el FROB puso de manifiesto que el consejo de administración del 2 de septiembre de 2008 celebrado en Caja Madrid aprobó una subida de sueldos del 4,5% para nueve directivos, acuerdo que no se sometió a la comisión de retribuciones. Finalmente, expuso el fondo, el incremento de las remuneraciones ascendió al 16%, lo que supuso un aumento de más de dos millones de euros en los ingresos de los nueve ejecutivos de la entidad financiera.

La denuncia de la Fiscalía, a la que se sumó un mes después Manos Limpias -cuya dirección jurídica ejerce Ausbanc-, puso de manifiesto que, como reveló el escrito del fondo de reestructuración, parte de las aportaciones del plan de pensiones de los directivos se incluyó en las nóminas como gratificación extraordinaria, de forma que finalmente la tributación la asumía Caja Madrid y no los ejecutivos, lo que causó un perjuicio de 1,8 millones de euros añadidos a las cuentas de la entidad.

El Juzgado 45 remitió la causa a la Audiencia Nacional el pasado 3 de noviembre al entender que la competencia pertenece a los juzgados centrales de instrucción. Sin embargo, estos últimos rechazaron la inhibición. En concreto, el titular del Juzgado número 1 de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, argumentó que los hechos denunciados por el fondo de rescate no afectan a la economía nacional ni a la seguridad del tráfico mercantil, ni perjudican al patrimonio de una generalidad de personas en España.

La llegada de Blesa a los juzgados ha estado marcada por la presencia de antidisturbios de la Policía, que acompañaron al expresidente de Caja Madrid

Tras remitir su notificación al Juzgado 45, este sin embargo no dio su brazo a torcer. En un auto fechado el pasado 11 de diciembre, insistió en que la competencia para juzgar el asunto corresponde al Juzgado número 1 de la Audiencia Nacional. Argumentó que “Bankia es producto de la integración de varias cajas y entidades de crédito” y que, por lo tanto, estamos ante hechos que, “de ser ciertos, producen grave perjuicio en la seguridad del tráfico mercantil, en la economía nacional”.

A título de ejemplo, el Juzgado 45 recuerda que la Audiencia Nacional ha investigado casos como el de las tarjetas 'black' o el de la mejora de las condiciones económicas de los directivos de NovaCaixaGalicia, por lo que -infiere- también debería hacerse cargo de este. En el mismo auto, de hecho, eleva una cuestión al órgano jerárquico (Tribunal Supremo) para que deslíe el entuerto y determine qué juzgado es el competente para continuar con la instrucción.

Mientras el alto tribunal decide, las diligencias continúan en el Juzgado número 45, que hoy ha tomado declaración a Blesa y Sánchez Barcoj. Además de por la Fiscalía, el interrogatorio también fue realizado por la abogada de Ausbanc, Isabel Cámara, que ejerce la dirección jurídica de la única acusación particular que queda personada en la causa después de que Unión, Progreso y Democracia (UPyD) decidiera retirarse de la docena de procesos judiciales que impulsaba debido a los malos resultados electorales de los últimos comicios generales, que dejaron a la formación sin escaño en el Congreso de los Diputados.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios