Rato evita medidas cautelares tras siete horas de declaración ante el juez
  1. España
la declaración más larga del caso

Rato evita medidas cautelares tras siete horas de declaración ante el juez

El exvicepresidente del Gobierno y exdirector gerente del Fondo Monetario Internacional responde al juez en el marco de la instrucción del denominado 'caso Rato'

placeholder Foto: Rodrigo Rato a su llegada a los juzgados. (EFE)
Rodrigo Rato a su llegada a los juzgados. (EFE)

El exvicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato ha declarado este viernes ante el Juzgado número 31 de Madrid junto a su exabogado Domingo Plaza y otras dos personas cuya identidad no ha trascendido -las cuatro en calidad de investigados- en el marco de la pieza secreta abierta por el magistrado Antonio Serrano-Arnal dentro de la causa que investiga el patrimonio del exdirector del Fondo Monetario Internacional y el destino de los fondos que sacó al extranjero.

Además de los cuatro imputados, han prestado testimonio dos ciudadanos más en calidad de testigos. Todos los comparecientes han declarado durante casi siete horas, desde las 10 de la mañana hasta las 17 horas sin interrupción. Por el momento no se conoce nada de lo que han dicho, salvo que ninguno de ellos se ha acogido a su derecho a no declarar. Fuentes jurídicas aseguran que la pieza continúa secreta, que los cuatro que entraron como imputados siguen siendo considerados como investigados y que el juez ha decidido no adoptar medida cautelar alguna contra ellos.

Las mismas fuentes aseguran que a los cuatro se les acusa de diferentes delitos económicos, entre los que se encuentra el blanqueo de capitales y fraude fiscal, las mismas infracciones por las que se les investiga en la causa general que instruye el juez Serrano-Arnal.

Insultos a Rato

Rato -que fue agredido en la mañana del viernes poco antes de entrar en los juzgados- ha comparecido por tercera vez en relación con la causa que investiga el patrimonio del exbanquero y que dirige el juez Serrano-Arnal (las dos anteriores tuvieron lugar los pasados 22 de julio -cuando se negó a declarar- y 7 de octubre). El instructor abrió una pieza secreta dentro del denominado 'caso Rato' al tiempo que citó a declarar tanto al exvicepresidente como a su presunto testaferro, Domingo Plaza, y a otras dos personas cuya identidad no ha trascendido, todos ellos en calidad de investigados.

Este jueves declaró el representante procesal de las mercantiles Publicis y Zenith, quien admitió que ambas empresas habían firmado un contrato con el otro presunto testaferro de Rato, Alberto Portuondo, para que éste les introdujera en concursos como el de la campaña de salida a bolsa de Bankia. Según el declarante, sin embargo, Portuondo jamás les garantizó que fueran a ganar esos concursos. "Le contratamos para que identificara nuevos clientes", explicó el representante de ambas compañías.

Más vídeos en Antena3

Vídeo de Antena3 en el que se ve la agresión

Tanto Publicis como Zenith están siendo investigadas en la causa por abonar presuntamente comisiones ilegales a Rato de más de 800.000 euros a cambio de conseguir la mencionada campaña de salida a bolsa de la entidad financiera. Además de estar imputadas las dos mercantiles como personas jurídicas, también han declarado en este procedimiento en calidad de investigados el director ejecutivo de Zenith, Sergio Lorca, y el presidente de Publicis, Miguel Ángel Furones.

El también imputado Portuondo, responsable de la mercantil Albisa, habría puesto su empresa a disposición de la trama para abonar a Rato las mencionadas comisiones -y supuestamente algunas más provenientes de otros proveedores de Bankia- a través de su sociedad. El montante entregado por Zenith y Publicis habría sido ingresado en Kranadora, de la que, según el juez, el exvicepresidente del Gobierno sería el "beneficiario último" a través de la compañía británica Vivaway, creada por Plaza.

Rodrigo Rato Noticias de Bankia Fondo Monetario Internacional (FMI) Corrupción
El redactor recomienda