Condenada a dos años por insultar en Twitter a una víctima del terrorismo
  1. España
criterio distinto al de pedraz con zapata

Condenada a dos años por insultar en Twitter a una víctima del terrorismo

Los mensajes "presentan niveles de crueldad, vejación, humillación y hasta falta de piedad de proporciones superlativas dirigidas a dos víctimas de actos terroristas", reza el fallo judicial

placeholder Foto: La jueza Ángela Murillo ha sido la ponente de esta sentencia. (EFE)
La jueza Ángela Murillo ha sido la ponente de esta sentencia. (EFE)

La Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha condenado a la ciudadana María Lluch Sancho a dos años de prisión por un delito de enaltecimiento del terrorismo y por otro de humillación a las víctimas por publicar comentarios y expresiones vejatorias en su perfil de Twitter contra Miguel Ángel Blanco, Irene Villa y otros, así como por ensalzar actividades de miembros de la banda terrorista ETA.

Según la sentencia, los textos publicados por la condenada en su cuenta de la red social suponían un indudable enaltecimiento del terrorismo. En concreto, en relación a los comentarios vertidos sobre las dos víctimas mencionadas, el tribunal considera que "presentan niveles de crueldad, vejación, humillación y hasta falta de piedad de proporciones superlativas dirigidas a dos víctimas de actos terroristas que adquirieron gran notoriedad pública, por la generalizada solidaridad que despertaron en la ciudadanía".

"El humor negro mola, pero el summum son los de Irene Villa; son la bomba", decía en un tuit publicado en mayo de 2013 la acusada, autodenominada Madame Guillotine en su perfil de Twitter. "Salir a cenar y encontrarte con esta pintada; estoy como en casa; gora ETA militarrak/viva ETA militar", añadió en otro mensaje junto a la foto de una fachada con el mencionado cartel. "Maderos a la guillotina, ETA mátalos", decía en un tercer tuit.

Esas frases, según la Sección Cuarta, no solo supusieron una afrenta para estas dos personas, sino también para todo el colectivo de víctimas del terrorismo. Según la sentencia, que ha tenido a la magistrada Ángela Murillo como ponente, el hecho de que Irene Villa no se sienta inquietada por oraciones tan indignas no constituye óbice para sancionar a la autora de los mensajes, puesto que también el colectivo de víctimas de ETA en general puede sentir "en sus propias carnes la profunda humillación que, objetivamente, comportan tan denigrantes frases y cuyo honor y dignidad constituyen el bien jurídico protegido por el artículo 578 del Código Penal".

Este último argumento no casa con el dado por el juez Santiago Pedraz en primera instancia para archivar inicialmente la causa contra el concejal de Ahora Madrid Guillermo Zapata por los tuits que publicó en 2011, entre otros, contra Irene Villa. Al principio, el magistrado sobreseyó el caso al entender que la víctima no se sentía afectada. La Sala de los Penal le obligó a tomar declaración al acusado y aun así Pedraz volvió a archivar. El magistrado entendió que el edil no tuvo intención "en modo alguno de lesionar la dignidad de las víctimas y no podía imaginar que pudiera humillar a alguna de ellas" con sus mensajes, que más bien -según Pedraz- pretendían abrir un debate sobre la libertad de expresión.

El pasado mayo, la Sección Segunda de lo Penal de la Audiencia Nacional condenó también al ciudadano valenciano Vicente M. I. a dos años de prisión por publicar en su muro de Facebook mensajes y fotografías que enaltecían el terrorismo y ofendían a las víctimas.

Terrorismo ETA (banda terrorista) Irene Villa Código Penal Internet Miguel Ángel Blanco Santiago Pedraz Twitter
El redactor recomienda