El PSOE rechaza la propuesta y acusa al PP de querer imponer su "pensamiento único"
  1. España
reforma del tribunal constitucional

El PSOE rechaza la propuesta y acusa al PP de querer imponer su "pensamiento único"

Patxi López cataloga de "irresponsabilidad y deslealtad" que el partido del Gobierno pretenda reformar de manera exprés el Alto Tribunal sin buscar consenso y sólo como reclamo electoral para su campaña

placeholder Foto: El secretario de Acción Política, Ciudadanía y Libertades del PSOE, Patxi López. (EFE)
El secretario de Acción Política, Ciudadanía y Libertades del PSOE, Patxi López. (EFE)

El PSOE desconocía las intenciones del PP de reforma, por la vía de urgencia, la ley del Tribunal Constitucional para poder sancionar a Artur Mas. Y le ha sentado como un tiro. Tanto en la forma como en el fondo. Le parece una "irresponsabilidad" y una "deslealtad", una prueba de que el PP intenta "imponer su pensamiento único", que pervierte la naturaleza del Alto Tribunal. Por todo ello, rechazará la propuesta del Grupo Popular.

La dirección socialista se ha visto obligada a reaccionar rápidamente tras el envite del PP, que esta mañana registraron en el Congreso el portavoz del grupo, Rafael Hernando, y el candidato del partido a las elecciones catalanas del 27-S, Xavier García Albiol. Una proposición de ley [puedes consultarla aquí en PDF] que faculta al TC a multar e incluso suspender a los funcionarios y gobernantes que no acaten sus sentencias y resoluciones. La iniciativa está pensada para todo el aparato administrativo, pero lógicamente pretende responder al desafío soberanista de Artur Mas y a una eventual declaración unilateral de independencia en Cataluña.

En un primer momento, tuvo que afrontar la pregunta de qué hará el PSOE Luz Rodríguez, la secretaria de Empleo, que comparecía en la sede de Ferraz para explicar las enmiendas de su partido a las secciones de pensiones, empleo y Seguridad Social a los Presupuestos de 2016. Ella dijo que habría que reflexionarlo. Minutos más tarde, el partido anunciaba la comparecencia de Patxi López, responsable de Acción Política y Ciudadanía y miembro del comité de sabios de Pedro Sánchez. Por la tarde, el partido difundió declaraciones del secretario general desde Lima, donde se encuentra de viaje, en la misma línea.

López fue muy duro enjuiciando la propuesta del PP. Dijo, primero, que es una "irresponsabilidad" y una "deslealtad", que con ella el partido del Gobierno "impone su pensamiento único al conjunto del país", al forzar una tramitación de la propuesta por la vía de urgencia, en lectura única y a poco más de un mes de la disolución de las Cortes. "Sin buscar el necesario consenso" que exigen estas normas mollares del entramado institucional del país.

"Instrumentalización de las instituciones"

En segundo término, el PSOE observa "irregularidades legales", ya que al tramitarse la iniciativa como proposición de ley del Grupo Popular, y no como proyecto de ley del Gobierno, se ahorra los preceptivos informes del Consejo General del Poder Judicial o del Consejo de Estado, "y no puede ser que bajo el pretexto de hacer cumplir la ley, el PP se la salte a la torera".

Tercer motivo de rechazo: la "instrumentalización perversa de las instituciones". López denunció que el PP "ha escalado un peldaño más" al hacer que registre la propuesta García Albiol, si candidato en Cataluña, que no es diputado en la Cámara baja. Es decir, que usa el Congreso "para hacerse la foto" y "deslegitimando", de paso, las instituciones y "poniéndolas a su servicio".

Una "barbaridad" cambiar la naturaleza del TC

En cuarto término, la dirección de Sánchez entiende que la propuesta del PP es una "modificación innecesaria", puesto que ya el TC y la legislación tienen "medios" para hacer cumplir las sentencias. Además (quinta razón), este cambio, cree el PSOE, "se carga la naturaleza del TC", al pretender convertirlo en una suerte de "tribunal administrativo que impone sanciones y multas". Una "barbaridad" en toda regla, remarcó el exlehendakari, que no es permisible, puesto que supone una reforma "unilateral y con alevosía" de una piedra básica del Estado de derecho.

Sánchez: "El señor Rajoy, que tanto habla de España, qué poco la quiere y qué mal la defiende"

En resumen, los socialistas entienden que se trata de una "sobreactuación electoral" del PP, que en lugar de "buscar diálogo" juega a la "confrontación" como "única respuesta a la sociedad catalana", cuando los "desafíos" se solventan con "consensos".

El PSOE ya tiene claro que votará en contra de la propuesta, porque iniciativas de este calado necesitan ser "reflexionadas con tranquilidad", y no "con nocturnidad y alevosía", aseguró López.

Rajoy "legisla para la extrema derecha del PP"

El dirigente socialista advirtió de que su partido "no va a jugar, de ninguna de las maneras" en el campo que quiere el PP. Adujo que Génova ha demostrado que no quiere "sentarse a hablar", que enmarca su propuesta como señuelo electoral para su campaña y busca sólo "la confrontación". López no quiso adelantar, no obstante, si Ferraz recurrirá la iniciativa al Constitucional cuando haya sido aprobada por las Cortes. Eso se verá después.

En declaraciones desde Lima, Sánchez subrayó que el PP, al plantear la modificación de forma "unilateral", demuestra la "incapacidad política de Rajoy", porque "vuelve a instrumentalizar con fines electorales, con fines partidistas, las instituciones que deberían servir al interés general". "El señor Rajoy, que tanto habla de España, qué poco la quiere y qué mal la defiende", apuntó. Y añadió que el jefe del Ejecutivo "hace mucho tiempo que dejó de ser el presidente de todos los españoles y legisla para la extrema derecha de su partido".

Elecciones Cataluña 2015 PSOE Xavier García Albiol Rafael Hernando Independencia de Cataluña Artur Mas Pedro Sánchez Partido Popular (PP) Patxi López Tribunal Constitucional
El redactor recomienda