Es noticia
Menú
Cellnex pide 6.000 M a JP Morgan, Santander y Morgan Stanley para asaltar Alemania
  1. Empresas
JUNTO CON BNP Y SOCGEN

Cellnex pide 6.000 M a JP Morgan, Santander y Morgan Stanley para asaltar Alemania

La compañía catalana negocia un crédito gigante con los dos bancos americanos, más BNP, Socgen y el grupo dirigido por Ana Botín, para comprar las torres de Deutsche Telekom

Foto: Antena de comunicaciones de Cellnex. (Reuters/Susana Vera)
Antena de comunicaciones de Cellnex. (Reuters/Susana Vera)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Cellnex ha salido al mercado para levantar el dinero suficiente con el que acometer la mayor inversión de su historia. Según aseguran fuentes financieras, la empresa de telecomunicaciones ha contratado a JP Morgan, Morgan Stanley, Banco Santander, Société Générale y BNP Paribas para levantar un crédito de hasta 6.000 millones de euros con los que afrontar la adquisición de GD Towers, la filial de torres de Deutsche Telekom, por 20.000 millones. Una operación a la que acude de la mano de Brookfield para competir contra gigantes del capital riesgo como KKR, Global Infraestructure Partners (GIP) y Stonepeak.

Los cuatro bancos internacionales y el Santander se han puesto a trabajar para organizar un préstamo sindicado al que posteriormente darían entrada a otras entidades financieras con las que compartían el riesgo de forma prorrateada. El liderazgo del crédito lo están asumiendo JP Morgan y Morgan Stanley, los asesores de Cellnex en la transacción alemana, que está en un momento crucial por el interés de otros competidores en quedarse con las 40.600 torres que Deutsche Telekom tenía a finales de 2021. De estos emplazamientos, 33.600 están ubicados en Alemania y los restantes 7.000, en Austria.

Foto: Antenas de Cellnex en Madrid. (Reuters)

La compañía, con base operativa en Barcelona, pero sede social en Madrid tras la revuelta independentista de 2017 en Cataluña, va a recurrir a este préstamo, que otras fuentes indican que podría alcanzar hasta los 8.000 millones, para evitar una nueva ampliación de capital, como la que llevó a cabo en marzo de 2021 por 7.000 millones de euros para financiar una serie de transacciones en Europa.

En concreto, cerró las tomas de control de Hivory (Francia), de CX Hutchison, con filiales en Austria, Dinamarca, Irlanda, Italia y Suecia, Play y Polkomtel Infrastruktura (Polonia) y el negocio de la propia Deutsche Telekom en Países Bajos. Todas estas operaciones le permitieron sumar 46.600 torres a su portafolio de infraestructuras en Europa y programas de despliegue de nuevas torres (BTS) de más de 13.000 nuevos emplazamientos en estos países hasta 2030. El global de la inversión asociada a estas operaciones superó los 18.800 millones de euros.

Foto: EC.

El grupo español presidido por Tobías Martínez, el mayor operador independiente de infraestructuras de telecomunicaciones de Europa, quiere aprovechar su relación industrial con Deutsche Telekom. Ambos grupos son socios en Suiza y Países Bajos, donde Cellnex compró las torres del gigante germano. La compra de GD Towers le permitiría entrar en el único mercado —Alemania— donde todavía no tiene presencia, después de haber realizado numerosas adquisiciones el pasado año.

Por ello, la operación con que daría un salto cuantitativo es la compra de DG Towers, que suma casi tantas torres como las adquiridas en las citadas transacciones, lo que pone de manifiesto el interés de Cellnex en imponerse en esta subasta. El problema para la empresa española es que enfrente tiene a varios 'private equities' de tamaño mundial, con un coste de capital muy bajo y una capacidad de endeudamiento mayor. Además, Cellnex tendrá que levantar los 6.000 millones en un mercado más tensionado, por lo que será difícil repetir el precio al que consiguió refinanciar 2.500 millones el pasado mes de enero.

Foto: Antenas de telecomunicaciones de Cellnex. (Reuters/Sergio Pérez)

En ese momento, todavía sin el impacto de la guerra de Ucrania y sin visos de una subida de tipos general en todo el mundo, el grupo de telecomunicaciones pagó el euríbor más 0,5 puntos básicos a CaixaBank, BBVA y BNP Paribas. Seis meses más tarde, el indicador que sirve de referencia para la mayoría de los préstamos está en máximos de 10 años, por encima del 1%.

Fuentes próximas a la operación indican que las posibilidades de Cellnex de ganar esta puja son relativas. Sobre todo por el interés de KKR, que fue el socio de Telefónica en Telxius, GIP y Stonepeak, que han creado un consorcio para sumar fuerzas. El primero ha levantado un fondo de 17.000 millones para invertir en este sector, mientras que el segundo constituyó otro fondo con 25.000 millones. Además, Vantage Towers, la filial de Vodafone, DigitalBridge Group y American Towers, el gigante estadounidense que adquirió Telxius por 7.700 millones, también podrían presentar una oferta vinculante.

Cellnex, que ha declinado hacer ningún comentario sobre esta información, acabó el pasado año con una deuda bruta de 15.630 millones, 6.300 millones más que a 31 de diciembre de 2020. La neta fue de casi 12.000 millones, frente a los 4.900 millones previos, la mayoría a tipo fijo. Su beneficio bruto de explotación o ebitda fue de 1.921 millones, cifra que la compañía espera que este ejercicio crezca un 38% gracias a las adquisiciones.

Cellnex ha salido al mercado para levantar el dinero suficiente con el que acometer la mayor inversión de su historia. Según aseguran fuentes financieras, la empresa de telecomunicaciones ha contratado a JP Morgan, Morgan Stanley, Banco Santander, Société Générale y BNP Paribas para levantar un crédito de hasta 6.000 millones de euros con los que afrontar la adquisición de GD Towers, la filial de torres de Deutsche Telekom, por 20.000 millones. Una operación a la que acude de la mano de Brookfield para competir contra gigantes del capital riesgo como KKR, Global Infraestructure Partners (GIP) y Stonepeak.

JP Morgan Cellnex Telecom BNP Paribas KKR Noticias del Banco Santander
El redactor recomienda