Diez Estados de EEUU acusan a Google de inflar los precios de sus subastas de anuncios
  1. Empresas
CON PROGRAMAS SECRETOS

Diez Estados de EEUU acusan a Google de inflar los precios de sus subastas de anuncios

"La demanda detalla cómo Google manipula la subasta de anuncios en línea para castigar a los editores y les miente descaradamente sobre la forma en que gestiona la subasta"

Foto: Foto de archivo: Reuters
Foto de archivo: Reuters

Durante años, Google ha inflado los precios de la publicidad online y engañado a anunciantes y editores sobre el proceso de subasta de los anuncios. O, al menos, así lo creen los más de diez estados de EEUU que han presentado una demanda contra la empresa, según ha informado este viernes 'The Wall Street Journal'. Las alegaciones señalan que la firma liderada por Sundar Pichai ha hecho uso de programas secretos que desinflaban las ventas de algunas empresas al mismo tiempo que aumentaban los precios a los compradores. ¿Y el margen? Lo empleaban para manipular futuras subastas, según la demanda aún sin redactar.

La demanda fue presentada a finales de 2020. Sin embargo, no ha sido hasta ahora cuando se ha publicado toda la documentación, haciendo públicas las partes involucradas que habían sido omitidas por motivos de confidencialidad. Gracias a esta nueva información, el diario estadounidense revela el modus operandi de la presunta mala praxis de la empresa. De hecho, entre los documentos de la demanda, cabe destacar una serie de correspondencias internas entre empleados de Google donde señalaban que algunas de estas prácticas equivalían a hacer crecer el negocio gracias a "información privilegiada".

La compañía juega un papel fundamental en el negocio de la compraventa de anuncios en el entorno digital, ya que es participante y gestor; puesto que controla la herramienta principal en la que se publicitan medios, empresas, vendedores,... Lo que le confiere el poder sobre la monetización de esos contenidos, creando un monopolio difícil de superar por sus competidores, y que perjudica a la industria publicitaria y editorial, de acuerdo a los últimos detalles del argumento de los fiscales generales del Estado.

Foto: Centro de datos de Google en The Dalles (Oregón, EEUU). (Google)

Desde Google han señalado que la demanda está "llena de inexactitudes y carece de fundamento legal", añadiendo que sus tecnologías ayudan incluso a los pequeños comerciantes, que ganan acceso a clientes procedentes de todo el mundo. La compañía tiene intenciones de presentar una moción para desestimar la demanda la misma semana que viene.

"Nuestra demanda detalla cómo Google manipula la subasta de anuncios en línea para castigar a los editores y les miente descaradamente sobre la forma en que gestiona la subasta", dijo Ken Paxton, fiscal general de Texas en declaraciones recogidas por el WSJ.

Ya en 2018, Alphabet, Sundar Pichai y Mark Zuckerberg firmaron un acuerdo que garantizara que Facebook pujaría y ganaría un porcentaje fijo de esos anuncios. A este respecto de la nueva demanda de los abogados del Estado, que sostienen que el acuerdo de fijación de precios es ilegal; las empresas involucradas mantienen su postura sobre la legalidad de la operación.

Estados Unidos (EEUU)