Jaume Giró, un periodista para hacer de hombre puente en el 'aragonato'
  1. Empresas
MASA CRÍTICA

Jaume Giró, un periodista para hacer de hombre puente en el 'aragonato'

Giró no será vicepresidente. De hecho, ni milita en JxCAT. Pero tiene una buena agenda y ha trabajado muchos años en el sector privado. Su llegada a la Generalitat despeja incógnitas

placeholder Foto: Jaume Giró. (EFE)
Jaume Giró. (EFE)

Monet pintaba una y otra vez el puente de su jardín. Pere Aragonès necesita un puente para la bifurcación en la que se encuentra: o ser Pere el Breve o convertirse el nuevo Rajoy, un político nombrado a dedo por su antecesor, por el que nadie daba un duro y que, sin embargo, gobernó durante siete años. A Aragonès el puente se lo han puesto sus socios de JxCAT en la figura de Jaume Giró, periodista, experto en comunicación y ex director general de la Fundación Bancaria La Caixa. Giró, en la cartera de Economía de la nueva Generalitat. Así que Jaume Giró no será un 'conseller' de Economía al uso sino más bien un puente, dada su magnífica relación con Pere Aragonès. Giró hará de puente entre el nuevo 'president' y sea quien sea quien mande en JxCAT en el momento actual. Y ejercerá la misma función de enlace entre Madrid y Barcelona. Un puente en el jardín del 'aragonato'.

Giró no será vicepresidente. De hecho, ni milita en JxCAT. Pero tiene una buena agenda y ha trabajado muchos años en el sector privado. Antes de La Caixa pasó por Gas Natural y la petrolera Repsol. A Jaume Giró solo deberían inquietarle dos cosas: que desde que dejó La Caixa los independentistas solo le ofrezcan gestionar proyectos en quiebra y que al final Pere Aragonès sea Pere el Breve y no el inesperado Rajoy del independentismo. Si Aragonès dura, algo que ahora nadie sabe, la apuesta de Jaume Giró resultará ganadora.

Algunas incógnitas despeja la presencia de Jaume Giró en el futuro Consell Executiu del nuevo gobierno catalán. Habrá entendimiento con Madrid para los temas esenciales. Y otra conclusión: Jaume Giró no es de la CUP. Tampoco irá a la cárcel. Cuando no vio claro lo del aval de la junta del Barça de Joan Laporta, que ha sido constituido de manera irregular, saltó del barco del FC Barcelona sin mirar atrás y sin ira, como la canción de los Oasis.

Foto: Pere Aragonés. (EFE)

¿Qué política económica desplegará en la Generalitat? Difícil de saber. La Generalitat supone un presupuesto de más de 41.000 millones. La ventaja es que ahora desde Madrid llega una auténtica manguera de dinero, a Cataluña y al resto de CCAA. Con la pandemia, el Gobierno central se ha asegurado que no falte liquidez.

En el año 2020, Cataluña recibió del Estado español fondos que sumaban 37.294,6 millones de euros. Estas partidas se repartieron en 21.771 millones de euros de recursos totales del Sistema de Financiación Autonómico, lo que incluía entregas a cuenta, liquidaciones negativas y liquidación definitiva; otros 11.768,6 millones de los fondos de financiación de las comunidades autónomas, más 3.165,6 millones procedentes del Fondo Covid de 16.000 millones. Además, se aportaron 589 millones de recursos transferidos a través de conferencias sectoriales.

La deuda como problema

La deuda de la Generalitat será otro de los problemas con los que tendrá que lidiar Jaume Giró. Pero está el respaldo del FLA, un instrumento del Tesoro del Reino de España, por cierto. Aunque el compromiso firmado entre ERC y JxCAT es dejar el FLA de manera paulatina parece complicado con los bonos de la administración catalana calificados por Fitch como bonos basura –BB a largo y B a corto–. En su último informe Fitch advierte de “el negativo impacto en el 'rating' de una desordenada resolución de las tensiones separatistas”. Malo si debes 78.292 millones de euros y el Estado del que dices que quieres separarte es tu primer acreedor, tenedor de más del 79% de estos títulos.

Otro problema para Giró será digerir los más de 78.000 millones de deuda

Sin embargo, la ventaja es que ahora habrá dinero. Todavía no se han asignado los fondos europeos. JxCAT quería controlarlos. Serán unos 3.000 millones para gastar en tres años. Para que su gestión sea eficaz hay que hacerlo de la mano de Madrid y las empresas que han presentado proyectos, muchas de ellas miembros del Ibex-35. Ese el mundo en el que mejor se mueve Giró. Si JxCAT pensaba seguir encastillado en el Congreso, ahora el perfil dialogante del futuro 'conseller' cambia el panorama. Además, Aragonès tampoco tendrá que preocuparse por ese frente. Lo dicho, Giró, el 'link' que necesitaba el nuevo régimen que ahora arranca en Cataluña.

Pere Aragonès evitó como 'conseller' de Economía liderar cualquier proceso en la nueva financiación autonómica, pendiente desde hace años. A Giró no se le caerá los anillos por eso. Todo lo que sea aportar más fondos para la Generalitat será bienvenido. 'Cruyffista' convencido, Giró sale al campo a disfrutar. Si Madrid quiere jugar, habrá partido. Su relación con diversos ministros es excelente.

Fiscalidad

La fiscalidad será otra batalla. Los Comunes querrán subirla para garantizar su apoyo a los nuevos Presupuestos. Pero el futuro titular de la cartera de Economía no es partidario de incrementar la presión fiscal. Ahí coincide con JxCAT. Como habrá fondos, esto no será un problema. Y con Giró al frente habrá otra ventaja: es un hombre de orden. Los Presupuestos de la Generalitat se presentarán en tiempo y forma. Hace diez años que los Presupuestos de la Generalitat –no todos, porque ha habido muchos prorrogados– se presentan tarde y mal. Tal y como van las cosas en la política catalana, supondrá un cambio radical que el 1 de enero de 2022 las cuentas públicas estén listas para ser ejecutadas. Suban o no los impuestos.

Monet pintaba una y otra vez el puente de su jardín. Pere Aragonès necesita un puente para la bifurcación en la que se encuentra: o ser Pere el Breve o convertirse el nuevo Rajoy, un político nombrado a dedo por su antecesor, por el que nadie daba un duro y que, sin embargo, gobernó durante siete años. A Aragonès el puente se lo han puesto sus socios de JxCAT en la figura de Jaume Giró, periodista, experto en comunicación y ex director general de la Fundación Bancaria La Caixa. Giró, en la cartera de Economía de la nueva Generalitat. Así que Jaume Giró no será un 'conseller' de Economía al uso sino más bien un puente, dada su magnífica relación con Pere Aragonès. Giró hará de puente entre el nuevo 'president' y sea quien sea quien mande en JxCAT en el momento actual. Y ejercerá la misma función de enlace entre Madrid y Barcelona. Un puente en el jardín del 'aragonato'.

Jaume Giró Junts per Catalunya Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Cataluña Joan Laporta Nacionalismo Masa crítica Generalitat de Cataluña FC Barcelona
El redactor recomienda