España necesita invertir un tercio del PIB para lograr un futuro 100% renovable
  1. Empresas
lograr el 74% en 2030

España necesita invertir un tercio del PIB para lograr un futuro 100% renovable

El Ejecutivo estima que será necesario invertir cerca de 500.000 millones de euros para avanzar hacia un modelo más sostenible. ¿La noticia positiva? El PIB aumentaría un 2%

placeholder Foto:

El planeta tiene un objetivo para 2050: la neutralidad de carbono. Todos los países están adoptando medidas para reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera hasta equipararlas con aquellas que el globo puede absorber de manera natural. España se ha propuesto contar con un 100% de generación de energía renovable (con 250GW instalados) para ese año, además de lograr que el 97% del mix energético provenga de fuentes limpias. La pregunta del millón reside en cómo llegar hasta esa meta.

En este camino no solo será necesaria una fuerte apuesta inversora que cubra la que hasta ahora se generaba con combustibles fósiles, sino también que satisfaga las crecientes demandas de la ciudadanía. El Ejecutivo ha calculado que harán falta unos 500.000 millones de euros, alrededor de un tercio del PIB, para conseguir estos objetivos, según el borrador de la estrategia de descarbonización a largo plazo. ¿El aspecto positivo de este desembolso? Un impacto del 2% en el PIB, que permitiría la creación de hasta 350.000 empleos.

España ya ha iniciado la transición para cerrar las centrales térmicas de carbón, así como las nucleares. Sin embargo, nuestra dependencia de combustibles fósiles aún es importante. Con un porcentaje de más del 40%, el crudo es nuestra principal fuente energética, una tendencia que debería ir cambiando con el paso de los años. Las previsiones apuntan a finalizar el uso del carbón durante esta década y una implantación de las renovables de alrededor del 42% (cifra que ya se logró en 2020) hasta el 74% en 2030, momento en el que también cerrarán las nucleares, según cifras del Ministerio de Transición Ecológica.

Una oportunidad para el sector renovable español

Este impulso inversor cambiará por completo el panorama energético e industrial nacional. "Todo ello se traducirá en una alta demanda de este tipo de instalaciones. No solo hablamos del sector de las renovables, sino de la transformación de sectores muy importantes y esenciales dentro de la economía industrial del paí­s, como puede ser la petroquímica, la de fertilizantes o las electrointensivas", explica Domingo Estepa, CEO de Rolwind, empresa andaluza especializada en renovables.

Gracias a su localización, nuestro país cuenta con una ventaja de partida a la hora de instalar y aprovecharse de las energías renovables. Las más de 2.500 horas de sol al año que disfrutan algunas de las regiones del sur, unidas al ya importante establecimiento de la eólica en nuestro país, permitieron registrar una cifra récord del 43,6% de generación renovable en 2020, unos 11,6 puntos por encima de la cifra de 2019.

placeholder El almacenamiento de energía será crítico para avanzar en la transición energética. (Cortesía)
El almacenamiento de energía será crítico para avanzar en la transición energética. (Cortesía)

A estas buenas cifras contribuyen compañías como Rolwind que, desde su creación hace 15 años, ha participado en más de 210 parques eólicos y 60 plantas fotovoltaicas tanto en España como en el extranjero, lo que les ha permitido gestionar más de 5GW de potencia hasta la fecha. Además de la implantación de renovables, la firma trabaja en proyectos relacionados con hidrógeno verde (está promocionando dos grandes plantas que sumarán 100MW) o puntos de recarga para coches eléctricos.

"Rolwind engloba la totalidad del proceso con recursos propios, que le permiten tener la máxima agilidad en todas las etapas que conllevan estos proyectos, siempre con la máxima eficacia y eficiencia", declara el CEO de la renovable. Esa "totalidad del proceso" pasa por la gestión de un proyecto desde sus estadios más tempranos, como "la selección de zonas con mayor viabilidad u optimización de las posibles implantaciones" hasta tareas más complejas, como la obtención de todos los permisos necesarios para iniciar las tareas de construcción.

placeholder El hidrógeno se está posicionando como una de las fuentes de energía necesarias para llevar a cabo la transición de manera satisfactoria. (Cortesía)
El hidrógeno se está posicionando como una de las fuentes de energía necesarias para llevar a cabo la transición de manera satisfactoria. (Cortesía)

Además de la solar y la eólica, Estepa confía en que el hidrógeno se convierta en una de las "energías del futuro". Aunque en este punto matiza que el hecho de que pueda ser utilizado como fuente energética o como producto en sí abre un abanico de posibilidades "excepcionales". Las ayudas europeas, que pretenden impulsar la transición energética, serán "esenciales para culminar el desarrollo de las tecnologías existentes en dicho sector", afirma.

En el catálogo de Rolwind se encuentran algunas de las soluciones que permitirían a España lograr el objetivo de llegar al 100% de energía renovable de cara a 2050. Estepa confía en que esa cifra se logrará aunque, en la línea del Ejecutivo, puntualiza que el camino todavía presenta algunas incógnitas: "Puede que no se alcance en los plazos previstos ni con la configuración actual. Hoy se están poniendo en práctica muchos conceptos que conocemos desde antaño, pero es justo ahora cuando se están perfeccionando e implantando a escalas significativas".

Radiografía de las renovables en España

A pesar de algunos contratiempos, como el impuesto al sol derogado hace apenas unos años, las renovables en España tienen un prometedor futuro por delante, tal y como señalan las cifras y las previsiones de los organismos oficiales. Dentro del grupo de energías verdes, la eólica generó algo más de una quinta parte de la energía total, con un 21,7%, mientras que la hidráulica fue responsable del 11,9%. La solar, probablemente la que tenga mayor capacidad de crecimiento, aportó un 6,1%. Estas cifran han permitido que nuestro país reduzca el uso del carbón hasta en un 60% respecto a 2019, lo que permitió disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 27,3% respecto al año pasado.

Según el Ministerio de Transición Ecológica, España se enfrenta a tres grandes retos relacionados con la generación renovable de energía. El primero, adecuar el diseño y la explotación de las redes para potenciar iniciativas como la generación distribuida, que permitirían una transición a un modelo de flujos multidireccionales. El segundo, potenciar el autoconsumo y las comunidades locales de energía. Por último, también será necesario introducir nuevas tecnologías que permitan mejorar el almacenamiento, la gestión, la monitorización, el control y la automatización de la red.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
ECBrands Energía eólica Agencia Internacional de la Energía (AIE) Combustibles fósiles Energías renovables