publicará a mediados de julio un informe

Caso Popular: la JUR ultima su decisión sobre si hay que compensar a bonistas y accionistas

La Junta Única de Resolución (JUR o SRB en inglés) ya ha recibido el tercer informe de Deloitte y publicará la versión no confidencial a partir de mediados de julio

Foto: Comparecencia de Elke König en el Congreso en diciembre. (Efe)
Comparecencia de Elke König en el Congreso en diciembre. (Efe)

La autoridad europea de resoluciones bancarias espera culminar este verano el largo proceso iniciado hace un año sobre Banco Popular. La Junta Única de Resolución (JUR o SRB en inglés) ya ha recibido el informe de ‘valoración 3’ final de Deloitte y publicará una versión no confidencial a partir de mediados de julio, según ha informado este miércoles.

La institución que preside Elke König está preparando su decisión. Durante las próximas semanas “concederá” audiencia a los accionistas y acreedores afectados que así lo hayan solicitado, un derecho que se otorga a las personas afectadas por una medida individual de un órgano de la Unión Europea. Hay dos fases, en la primera hay un proceso de registro de en el que todos los accionistas y acreedores del Popular podrán mostrar interés en ejercer el derecho de audiencia.

Después, la JUR anunciará los detalles de la segunda fase, en la que los accionistas y acreedores que se hayan registrado podrán proporcionar sus comentarios. Después de ello, “la JUR adoptará una decisión final sobre la necesidad de compensar a los accionistas y acreedores afectados”, explica el comunicado.

Para esta decisión final queda poco más de un mes. “La JUR va a seguir todas las etapas procesales necesarias y comunicará los plazos previstos a mediados de julio”, señala la nota. Posteriormente, prosigue, “la JUR publicará su propuesta de decisión y el informe de ‘valoración 3’”.

La JUR va a seguir todas las etapas procesales necesarias y comunicará los plazos previstos a mediados de julio

La resolución del Popular se produjo hace poco más de un año, la noche del 6 al 7 de julio, después de que el Mecanismo Único de Resolución (MUS, dependiente del BCE), declarara como “inviable” al banco entonces presidido por Emilio Saracho. Después, fue adjudicado por un euro al Santander, que realizó una ampliación de 7.000 millones para absorberlo.

Esta decisión provocó que todos los accionistas y bonistas de deuda subordinada o CoCos emitidos por Banco Popular perdieran todo su dinero. Posteriormente, ha habido una ola de demandas contra todas las partes intervinientes, lo que ha provocado recelos para este mecanismo de resolución que trata de salvaguardar el uso de dinero público en las crisis bancarias. Por derecho al consumidor y ante las probables dificultades judiciales, la Autoridad Bancaria Europea (EBA) y el supervisor europeo de los mercados (ESMA) han pedido tener en cuenta la presencia de minoristas en el capital en futuras crisis de bancos.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios