también entra en san sebastián

Kike Sarasola desafía la 'turismofobia': lanza edificios enteros de apartamentos Be Mate

El empresario abre junto a la madrileña plaza de España el primer edificio de pisos turísticos gestionado en su totalidad por Be Mate y ultima varios acuerdos para repetir modelo en Barcelona

Foto: Kike Sarasol,a en el primer edificio completo de apartamentos Be Mate, ubicado junto a la plaza de España.
Kike Sarasol,a en el primer edificio completo de apartamentos Be Mate, ubicado junto a la plaza de España.

Después de un verano especialmente caliente para el turismo en España, con ataques inéditos a los visitantes y una oleada de regidores pidiendo poner coto a los apartamentos turísticos, el empresario Kike Sarasola ha decidido dar un paso al frente con su cadena Be Mate y entrar en la gestión exclusiva de bloques completos de pisos.

El primero ya es una realidad y se ubica en pleno centro de Madrid, muy cerca de la cotizada plaza de España y con vistas al Templo de Debod. Sus 3.500 metros cuadrados se dividen en ocho plantas, las dos últimas prémium por sus mejores vistas, y 36 apartamentos que han sido completamente rediseñados en su interiorismo por Be Mate con el estudio de arquitectura Cat in Square.

Pero esto es solo el principio, ya que los planes del grupo de Sarasola pasan por contar en breve con cuatro bloques completos de apartamentos turísticos ubicados en zonas céntricas de Barcelona y Madrid. De hecho, se encuentra ya en avanzadas conversaciones con algunos propietarios de inmuebles.

Detrás de la propiedad de estos edificios hay mayoritariamente fondos y 'family offices' que ceden la gestión en exclusiva a Be Mate, firma que ha salido limpia de las inspecciones realizadas por el Ayuntamiento de Barcelona sobre las plataformas de alquiler vacacional, trabajos que se saldaron con el cierre de miles de viviendas irregulares y las históricas multas de 600.000 euros impuestas a Airbnb y Homeway.

"El gran reto de nuestro siglo es que el turismo va a seguir creciendo y debemos encontrar la fórmula para que puedan convivir turistas y vecinos. Yo estoy a favor de la regulación, pero nunca de la prohibición", señala Kike Sarasola, quien está convencido de que el modelo Be Mate permite encontrar el equilibrio entre visitantes y vecinos, ya que supone profesionalizar la industria del alquiler turístico. "Soy el primer hotelero que apostó por ello, pero también defiendo que se regule con inteligencia", señala.

Be Mate ha salido limpia de las inspecciones sobre pisos turísticos de Barcelona, que se saldaron con históricas multas a Airbnb y HomeAway

Con este mismo modelo de gestión exclusiva, Be Mate también acaba de desembarcar en San Sebastián, donde se ha hecho con un centenar de apartamentos, aunque en esta ocasión no están concentrados en un mismo inmueble, sino que se encuentran repartidos en diferentes áreas de la ciudad vasca. Además, Be Mate acaba de abrir oficinas en Londres y Roma, dos de las capitales más turísticas del mundo, donde cuenta ya con la gestión de 300 y 200 apartamentos turísticos, respectivamente.

Gracias a este plan de expansión, y a falta de tres meses para acabar el ejercicio, Be Mate prevé multiplicar por nueve su facturación en este 2017, hasta alcanzar los seis millones de euros, y haber hospedado a más de 30.000 huéspedes.

Gestión exclusiva

Tras las últimas incorporaciones de apartamentos, Be Mate cuenta con una cartera disponible de hasta 10.000 viviendas turísticas, aunque la mayoría de ellas no son de gestión exclusiva.

Sin embargo, la compañía prevé invertir esta balanza antes de concluir el ejercicio y contar con 600 pisos turísticos en gestión exclusiva para navidades, expectativas que basa, precisamente, en la alta demanda por parte de los propietarios de inmuebles, que además de liberarse de toda la gestión y mejorar su rentabilidad, se garantizan con este modelo cumplir con la legalidad.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios