Solo existen pequeñas excepciones

'Regionalismo' al volante: las fábricas de automóviles marcan territorio en sus CCAA

La marca de coches más extendida en las comunidades autónomas donde hay fábrica es la propia firma ensamblada en dicha región, según confirman los datos de Unespa

Foto: Grupo de vehículos a punto de salir de fábrica. (Reuters)
Grupo de vehículos a punto de salir de fábrica. (Reuters)

La influencia que ejerce una fábrica de automóviles sobre la comunidad autónoma donde está ubicada es decisiva: la marca de coches más extendida en las regiones de España que tienen fábrica de vehículos es la misma firma que está ubicada en esa determinada CCAA, según los datos de Unespa.

Así, la asociación aseguradora explica que un análisis de las preferencias de marcas y modelos por comunidades autónomas refleja que la existencia de alguna factoría de montaje en la región influye en la popularidad de una determinada enseña en ese territorio. Es significativo que Renault, con centros de producción en Valladolid y Palencia, sea el fabricante con más vehículos en circulación en Castilla y León.

Seat, que tiene presencia fabril en Martorell (Barcelona), ostenta ese puesto en Cataluña. Citroën se sitúa a la cabeza en Galicia, donde cuenta con una planta en Vigo (Pontevedra). Entre tanto, Ford es el nombre de referencia en la Comunidad Valenciana. Coincide que la firma estadounidense tiene un centro de producción en Almussafes (Valencia). Por su parte, Opel es la marca más extendida en Aragón, comunidad en la que está ubicada la fábrica de General Motors en Figueruelas (Zaragoza).

La única excepción entre los datos de Unespa es Navarra, donde se encuentra la fábrica de Volkswagen en Pamplona. Sin embargo, allí la marca más extendida es de la vecina maña Opel.

Ranking de marcas de automóvil más extendidas por CCAA. (Fuente: Unespa)
Ranking de marcas de automóvil más extendidas por CCAA. (Fuente: Unespa)

Este fenómeno atiende a diversos factores. Por un lado, están las ventajas que las propias fábricas ofrecen a sus empleados, extendidas a familiares directos. Descuentos de entorno al 20 o 25% antes de impuestos y facilidades de financiación hacen que la mayoría de trabajadores opten por adquirir uno de los vehículos que ellos mismos ensamblan. Desde Seat señalan que ellos son más de 14.000 empleados en Martorell y al año matriculan alrededor de 80.000 vehículos en España. Solo con que cada empleado consiga que un familiar compre un coche se cubriría cerca del 20% de las ventas.

Otro efecto a tener en cuenta son los vehículos de kilómetro cero. Muchos trabajadores de las distintas firmas utilizan coches para su día a día en el trabajo que van cambiando cada poco tiempo. Estos vehículos normalmente se comercializan con descuentos que superan en ocasiones el 30%, dado que ya están usados, pero suelen tener pocos kilómetros de rodaje hechos. La mayoría de estos coches acaban en manos del círculo de influencia de los trabajadores, como familiares o amigos.

Descuentos a familiares de empleados, el kilómetro cero, la influencia de los concesionarios o de los proveedores generan una red alrededor de la fábrica

Hay más factores. Desde Faconauto, la asociación que engloba a los concesionarios de España, aseguran que la implantación de la marca es mayor en aquellos lugares donde existe una factoría. Así, el número de concesionarios y el volumen de los mismos es mayor en el territorio donde se encuentra la fábrica que el del resto de las marcas. En este sentido, el hecho de que un familiar o amigo trabaje en un concesionario suele tener un fuerte influencia a la hora de optar por una determinada marca.

A todo lo anterior hay que sumar a los proveedores, que acumulan más empleo que las propias fábricas y una gran parte está situada cerca físicamente de las propias factorías. La cercanía y relación con la marca a la que suministran no deja de ser otro factor a tener en cuenta cuando se toma una decisión de compra.

Fuente: Unespa.
Fuente: Unespa.


La tendencias y la influencia de las principales fábricas, además, es creciente. Según las matriculaciones del pasado mes de mayo, la marca que acumula más matriculaciones en la provincia donde se construye ese coche es de la misma marca que la de la fábrica. En Vigo, el número uno en matriculaciones en mayo de 2017 fueron Peugeot y Citroën. En Valencia, Ford; en Zaragoza, Opel; en Barcelona, Seat; y en Valladolid, Renault, según cifras de Ideauto.

Cada una de estas plantas son una parte fundamental del PIB y el empleo de las zonas en las que se encuentran ubicadas. De ahí que su influencia llega al más alto nivel político. De manera recurrente se puede ver a las autoridades políticas de rango local, regional e incluso nacional paseándose por las propias fábricas y haciéndose fotos con los responsables de las factorías.

Producción y empleo

En Vigo, la fábrica de PSA tiene alrededor de 5.700 empleados y produce 2.300 vehículos al día (424.000 en el año). El 87% de los mismos están destinados a la exportación.

Soraya Sáenz de Santamaría, durante su intervención en un acto de PSA. (EFE).
Soraya Sáenz de Santamaría, durante su intervención en un acto de PSA. (EFE).

En un nivel similar se encuentra Seat, que produce más de 450.000 unidades anuales. La fábrica de Martorell cuenta con más de 8.500 trabajadores. No obstante, el grupo entero se encuentra en la misma localidad y allí son más de 14.000 empleados.

Carles Puigdemont junto Jordi Baiget (2i), el presidente de Seat, Luca de Meo (3i), y el director de la fábrica de Martorell, Steffen Reiche (4i). (EFE)
Carles Puigdemont junto Jordi Baiget (2i), el presidente de Seat, Luca de Meo (3i), y el director de la fábrica de Martorell, Steffen Reiche (4i). (EFE)

En tercer lugar se encuentra la planta de Almussafes de Ford, en Valencia. Los últimos datos de 2016 reflejan que en la planta se ensamblaron un total de 396.000 vehículos. La fábrica de Ford da empleo directo a 8.400 trabajadores.

Ximo Puig conversa con Jesús Alonso, consejero delegado y nuevo presidente de Ford España. (EFE)
Ximo Puig conversa con Jesús Alonso, consejero delegado y nuevo presidente de Ford España. (EFE)

En Figueruelas (Zaragoza), la producción anual asciende a 350.000 vehículos. Este año ha contratado a más personal y espera finalizar el ejercicio con 5.400 trabajadores en plantilla.

Directivos de General Motors y Opel y los trabajadores de la factoría zaragozana de Figueruelas. (EFE)
Directivos de General Motors y Opel y los trabajadores de la factoría zaragozana de Figueruelas. (EFE)

Por último están las plantas que tiene Renault en Valladolid y Palencia. Entre las dos plantas producen más de 500.000 vehículos al año: 245.771 en Valladolid más otros 332.381 en Palencia. En la factoría de la capital de Castilla y León hay en torno a 6.100 trabajadores, mientras que Villamuriel de Cerrato (Palencia) cuenta con más de 4.138 trabajadores.

Fátima Báñez atiende a los medios durante la visita a la factoría de Renault en Valladolid. (EFE)
Fátima Báñez atiende a los medios durante la visita a la factoría de Renault en Valladolid. (EFE)

Además de las anteriores, existen otras fábricas de menor tamaño en otras comunidades autónomas. PSA cuenta con una planta en Villaverde (Madrid), cuyo volumen de fabricación es menor que el de Vigo. En Madrid, la marca más extendida es Renault, aunque le sigue la propia Citroën.

Sevilla tiene una fábrica de Renault. No obstante, en la comunidad autónoma más poblada de España el líder es Citroën, seguido por la propia Renault.

Además, este mismo año hemos visto algunas alianzas. Opel ha sido absorbido por el Grupo PSA, con lo que la planta de Zaragoza y la de Vigo empezarán a producir modelos de las dos marcas.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios