SANTIAGO HURTADO ES AHORA SOCIO DE DELOITTE

El exsecretario de Justicia con Zapatero, investigado en la querella de Multiópticas

El juzgado de instrucción número 11 de Madrid admitió a trámite en diciembre la querella que enfrenta a más de 50 socios de Multiópticas contra el consejo rector de la cooperativa

Foto: Foto: Centro Comercial La Ballena.
Foto: Centro Comercial La Ballena.

El que fuera secretario general del Ministerio de Justicia en la etapa de Francisco Caamaño y actual socio de Deloitte, Santiago Hurtado, se ha convertido en el epicentro del terremoto que sacude a la popular Cooperativa Multiópticas. El conflicto interno planteado por un centenar de socios se ha recrudecido después de la querella criminal presentada contra el consejo rector, que acaba de ser admitida a trámite por el juzgado de instrucción número 11 de Madrid. El antiguo dirigente gubernamental en la etapa de Zapatero es acusado de deslealtad profesional como letrado de la que es considerada la primera entidad de servicios ópticos en España.

El enfrentamiento interno se remonta al año 2013 y afecta directamente al sistema de gobierno corporativo de Multiópticas, donde un número reducido de socios, entre los que se encuentran los ahora querellados y miembros del consejo rector, acaparan un elevado porcentaje de los votos, de acuerdo con la denuncia. Los cooperativistas perjudicados emprendieron las primeras acciones un año más tarde ante los tribunales de Colmenar Viejo, la localidad en que está domiciliada la sociedad y en cuyo juzgado de instrucción número 6 se siguen diligencias previas que ahora serán ampliadas con la segunda querella en Madrid.

Santiago Hurtado. (Deloitte)
Santiago Hurtado. (Deloitte)

La defensa de los consejeros de Multiópticas fue encomendada al despacho Deloitte, y poco después, en noviembre de 2014, Santiago Hurtado fue designado como letrado asesor de la cooperativa. Los socios ‘rebeldes’ consideran que la responsabilidad profesional del exsecretario general de Justicia se ha desviado en favor de los intereses que defiende la empresa consultora en la que trabaja, de manera que el papel de Hurtado ha sido determinante en la estrategia desplegada por el consejo rector para asegurarse las mayorías de voto ante la asamblea general de socios.

El enfrentamiento interno en Multiópticas se remonta al año 2013 y supone una denuncia en toda regla del sistema de gobierno corporativo de la entidad

La querella sitúa a Hurtado, actual abogado del Estado en excedencia, como colaborador necesario de tres supuestas irregularidades, que incluyen la admisión indiscriminada de nuevos cooperativistas, la distribución de los derechos políticos y también el reparto ilícito de 'rappels', favoreciendo a aquellos socios que tienen mayor poder económico. Los socios denunciantes añaden que la mayor cantidad de dinero va a parar curiosamente a los cooperativistas más cercanos al consejo rector e incluso algunos de los beneficiarios son los propios miembros del citado órgano de administración de Multiópticas.

Mediante este tipo de prácticas, que se consideran claramente abusivas por los querellantes, el consejo rector ha admitido la constitución indiscriminada de nuevas sociedades unipersonales y ha autorizado la disolución de grupos de socios para que emergieran las entidades mercantiles que los componían y que llevan muchos años en la cooperativa con una misma unidad de decisión. La denuncia se muestra también explícita a la hora de señalar que, en definitiva, “se ha manipulado el voto plural con el único motivo espurio” de conseguir un mayor número de votos, en perjuicio de los cooperativistas minoritarios.

Los socios 'rebeldes' acusan al consejo rector de un presunto delito de disposición fraudulenta de bienes que van en contra de casi la mitad de cooperativistas

Multiópticas cuenta en la actualidad con 130 socios acreditados en la última asamblea general del pasado mes de junio, de los que casi la mitad se han sumado al grupo de oposición contra el actual equipo de gobierno, lo que demuestra una línea divisoria y claramente peligrosa para garantizar la unidad de actuación dentro de la cooperativa. La querella considera que el plan del consejo rector ha estado “perfectamente preconcebido” y se traduce en una serie de supuestos delitos que van desde la disposición fraudulenta de bienes a la deslealtad profesional.  

Los cooperativistas ‘rebeldes’ desarrollan una acusación en toda regla contra Santiago Hurtado, quien era reconocido como uno de los mejores abogados jóvenes de España a finales del año 2011. Los denunciantes culpan al antiguo colaborador en los gobiernos socialistas de Zapatero de haber propiciado la adopción efectiva de los acuerdos que ellos consideran lesivos. El socio de Deloitte Abogados y responsable de la práctica procesal y concursal dentro de la firma multinacional figura en estos momentos en el ojo del huracán del conflicto que protagoniza Multiópticas y ha sido citado a declarar en calidad de investigado como parte de la instrucción que lleva a cabo el juzgado de Plaza de Castilla.

La querella explica algunos pormenores de las actuaciones del asesor jurídico y critica de manera especial su ausencia en la reunión del comité de recursos que pretendía impugnar de manera efectiva las propuestas que el consejo rector elevó luego a la aprobación de la asamblea general: “La actuación de Santiago Hurtado es un claro supuesto de deslealtad y ha sido decisiva para ejecutar la estrategia de los querellados en orden a crear una mayoría ficticia útil para sus fines”, apostilla la denuncia penal admitida a trámite, que pone en tela de juicio el gobierno corporativo de una entidad en crisis interna desde hace ya más de tres años.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios