Es noticia
Menú
España obtiene el aval de los Veintisiete par usar la excepción ibérica con las reservas de gas
  1. Economía
ANTE LA NEGOCIACIÓN CON EL PARLAMENTO

España obtiene el aval de los Veintisiete par usar la excepción ibérica con las reservas de gas

Las líneas rojas marcadas por los Estados prevén que se tenga en cuenta la capacidad de almacenamiento de GNL para establecer el mínimo del 80% de cara al próximo invierno

Foto: La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. (EFE/Javier Lizón)
La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. (EFE/Javier Lizón)

La excepción ibérica está más cerca de aplicarse también a las reservas de gas. España y Portugal han obtenido el aval de los Veintisiete para que el mínimo del 80% de acopio de cara al próximo invierno tenga en cuenta la capacidad de almacenamiento de gas natural licuado (GNL), como pidieron ambos países en un documento presentado el pasado 27 de abril.

Los embajadores de los Estados miembros han fijado este miércoles las líneas rojas respecto al proyecto de reglamento que ahora debe ser acordado con el Parlamento Europeo, y que busca garantizar unas reservas mínimas de gas en el bloque antes del 1 de noviembre, cuando empieza la temporada de mayor consumo. Según fuentes diplomáticas consultadas por EFE, el mandato negociador es del agrado de ambos países.

España y Portugal solicitaban que se tuviese en cuenta el papel de las terminales de GNL al contabilizar el nivel de almacenamiento mínimo, así como el bajo nivel de interconexión de la Península con el resto del continente, entre otros aspectos. Es decir, que se aplicase una suerte de excepción ibérica, por motivos similares a los que empujaron a Bruselas a permitir que Madrid y Lisboa estableciesen un tope al precio del gas para la generación eléctrica.

Foto: La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. (EFE/J. J. Guillén)

El documento pactado por las 27 capitales precisa tanto las reglas que regirán estos niveles mínimos como "posibilidades para contabilizar las reservas de GNL", así como una serie de salvaguardias para "evitar un impacto desproporcionado" de la medida en aquellos países con una capacidad de almacenamiento "importante". Recoge, así, a grandes rasgos las demandas de las delegaciones ibéricas, a la espera de que el reglamento se concrete tras la negociación con el Parlamento.

Fuentes del sector consultadas por El Confidencial las consideran razonables, dada la mayor flexibilidad que aportan las terminales de gas natural licuado —la Península cuenta con un tercio de la capacidad de regasificación de Europa— para asegurar el suministro, y recuerdan que el nivel de almacenamiento subterráneo español baja menos durante los meses fríos que el del conjunto del bloque comunitario.

De hecho, España terminó el pasado invierno con las reservas de gas al doble que la UE, y continúa llenándolas de cara al verano: ya están al 63,59%, frente al 37,29% de la medida comunitaria, según Gas Infrastructure Europe, el organismo que reúne a los operadores de infraestructuras de los Veintisiete. Frente a la dependencia rusa de otros países, el nuestro se abastece de forma rápida a través de barcos procedentes de diversas naciones. En ese contexto, nuestros socios europeos ya están tirando del gas que entra licuado a los puertos españoles para llenar sus reservas de cara al próximo invierno.

Foto: Un gasoducto. (EFE/Pawel Supernak)

Los Estados miembros han respaldado la propuesta legislativa para establecer un almacenamiento mínimo de gas del 80% el 1 de noviembre de este año y del 90% en los años siguientes. Estos niveles obligatorios de reservas expirarán el 31 de diciembre de 2026, y se han incluido derogaciones específicas para Chipre, Malta e Irlanda, porque "no están conectadas directamente con el sistema gasístico de otros Estados miembros".

Pactado el mandato negociador, ya pueden comenzar las conversaciones con el Parlamento Europeo, que fijó sus líneas rojas el pasado 7 de abril, con 516 votos a favor, 25 en contra y 15 abstenciones.

La capacidad de almacenamiento subterráneo total de la UE es de 1.100 teravatios por hora (TWh), lo que supone unos 100 millones de metros cúbicos distribuidos en 160 instalaciones en 18 naciones, tres de ellas en España. Cinco Estados miembros (Alemania, Italia, Francia, Países Bajos y Austria) concentran el 73% de estas infraestructuras.

La excepción ibérica está más cerca de aplicarse también a las reservas de gas. España y Portugal han obtenido el aval de los Veintisiete para que el mínimo del 80% de acopio de cara al próximo invierno tenga en cuenta la capacidad de almacenamiento de gas natural licuado (GNL), como pidieron ambos países en un documento presentado el pasado 27 de abril.

Almacenamiento Gas natural Energía
El redactor recomienda