El precio de luz y gas, a la cabeza de la UE

La factura de la luz alcanza su récord histórico en la primera mitad de 2019

Según los datos de Eurostat, el precio de la electricidad para los hogares españoles ha registrado su máximo histórico en la comparativa del primer semestre. Desde 2008, ha subido un 70%

Foto: Electricidad, recibo de la luz. (Pixabay)
Electricidad, recibo de la luz. (Pixabay)
Adelantado en

Los hogares españoles pagaron más que nunca por su factura de la luz en el primer semestre de 2019. Así lo reflejan los datos de Eurostat, que acaba de publicar las cifras de enero a junio de 2019.

Con esta última actualización, el servicio de estadística de la Unión Europea constata que la factura que soportan los consumidores domésticos de electricidad en España ha pasado de los 0,1124 euros por kWh en la primera mitad de 2008, primer dato que recopila Eurostat, hasta los 0,1889 euros por kWh a los que ha llegado en el primer semestre de este año. Eso supone un incremento de casi un 70% en poco más de una década.

En términos comparativos, España sufre uno de los precios de la luz más altos de toda Europa. Actualmente, solo Irlanda y Bélgica pagan más en precios absolutos. Si, además, la comparativa se realiza en paridad de poder adquisitivo, las familias españolas son las segundas que más daño sufrieron en su bolsillo en el primer semestre por la luz, solo superadas por los hogares checos, cuyo nivel de vida es sustancialmente inferior.

A la cabeza de Europa también en gas

Algo similar sucede con la factura del gas. La subida de los últimos años ha experimentado una fluctuación menor, aunque desde 2008 se ha alzado cerca de un 20%. Sin embargo, las familias españolas sufren el coste de este suministro básico más que todos sus vecinos europeos. En el último semestre actualizado por Eurostat, el coste del kilovatio hora para una familia estándar de España es de 0,0585 euros. Esto es más que en Portugal, Francia, Italia o Alemania. Solo los hogares suecos superan a los españoles.

En lo que respecta al récord histórico de la electricidad, los expertos del sector apuntan a un cúmulo de circunstancias que han llevado a los hogares españoles a soportar la factura más cara de su historia en la comparativa del primer semestre en este 2019. El alto coste del CO2 (impuesto por las emisiones de las centrales térmicas) y el peor desempeño del mercado (menor contribución de hidráulica y eólica), el mayor coste de algunas materias primas o la depreciación del euro frente al dólar hacen un cóctel que explica en parte la subida con respecto a los últimos años.

Los expertos apuntan a que este récord se ha producido por un cúmulo de circunstancias como el alto coste del CO2 o el mal desempeño renovable

En términos de CO2, que actúa de subyacente del mercado marginalista, el primer semestre de 2019 ha sido el más afectado de la historia por los altos precios. No obstante, la reciente caída del coste del gas en sustitución del carbón para generación eléctrica está suavizando la situación en esta segunda mitad del año. Sin embargo, una sentencia a favor de las eléctricas obligará a pagar un sobrecoste que viene de 2013 en 11 comunidades autónomas por un periodo de tiempo máximo de un año.

Otro factor a tener en cuenta es que cada vez más usuarios han pasado del mercado regulado al mercado libre, donde las comercializadoras tienen más margen de maniobra para incrementar los precios. De hehco, las grandes firmas están aplicando una política de clientes más rentables pese a perder cuota de usuarios. Por ejemplo, los datos de Naturgy de mitad de este año indicaban que vendía menos pero ganaba más. También Endesa e Iberdrola están en esa línea de clientes con más margen de beneficio, para lo que su objetivo es sacarlos del mercado regulado y llevarlos a mercado libre. En esta tarea cuentan en gran medida, con el desconocimiento del ciudadano de a pie. Según publicó la CNMC la pasada semana, tres de cada cinco usuarios (un 64%) desconocen si su tarifa es de mercado libre o regulada.

En plena guerra de energéticas con la CNMC

Eurostat publica estos datos en pleno debate político y regulatorio sobre ambos suministros. La CNMC prepara un recorte tanto para las redes de electricidad como para las de gas. El golpe más duro es para los gasistas (Enagás y Naturgy, fundamentalmente), que han peleado duramente y lanzado alegaciones con las que están a punto de lograr reducir ese hachazo en torno a la mitad de la propuesta inicial, tal y como adelantó El Confidencial.

Por otro lado, el debate político está ahora mismo al alza. Unidas Podemos, que ha pactado un Gobierno de coalición con el PSOE, propone crear una empresa pública de energía con el objetivo prioritario de reducir la factura eléctrica. Según explicaba en su programa electoral, busca esta medida por el comportamiento oligopólico que tiene este mercado. Además, propone medidas como rebajar el IVA de calefacción, gas y electricidad hasta el 10%.

El histórico precio de la luz del primer semestre y la situación de España como uno de los países de la Unión Europea con los suministros más caros coinciden con un momento de bonanza de las principales acciones de las compañías energéticas cotizadas. Iberdrola, Endesa y Naturgy han experimentado un fuerte avance en la primera mitad del año, a la vez que se ha producido un momento de repliegue de los inversores hacia valores más seguros como son las 'utilities'.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
22 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios