denuncian "despidos improcedentes"

Los vigilantes de El Prat convocarán nuevos paros si el laudo no cumple sus expectativas

Los vigilantes no podrán convocar paros contra el laudo de obligado cumplimiento, pero ya están estudiando otras vías en caso de que los problemas persistan cuando concluya el arbitraje

Foto: Los vigilantes reanudarán los paros si los problemas persisten. (EFE)
Los vigilantes reanudarán los paros "si los problemas persisten". (EFE)

Los vigilantes de seguridad reanudarán los paros en el aeropuerto de Barcelona-El Prat si no quedan conformes con el resultado del arbitraje. "Los convocaremos si los problemas persisten después del laudo", explica Álex Giménez a este periódico. El miembro del comité de huelga se refiere tanto a los bajos salarios como a la falta de mano de obra en los controles.

No obstante, los huelguistas no podrán convocar paros contra el laudo y deberán buscar otro motivo para justificarlos, aunque el problema de fondo sea que no queden satisfechos con el resultado del arbitraje. Así lo refleja el RD/L 17/1977 sobre relaciones laborales: "La huelga es ilegal cuando tenga por objeto alterar, dentro de su periodo de vigencia, lo establecido por laudo".

Los trabajadores son conscientes de ello y están dispuestos a acatar el veredicto final, puesto que "no queda otra". Pero aseguran que no les temblará el pulso a la hora de convocar nuevos paros si consideran que los derechos de los trabajadores "se siguen vulnerando". En cualquier caso, esto no sucederá hasta que se agote el plazo para emitir el laudo (10 días). Los vigilantes de seguridad suspendieron la huelga tras el atentado terrorista que sacudió las Ramblas de Barcelona el pasado jueves.

El Gobierno activó el mecanismo de arbitraje para zanjar el conflicto el pasado miércoles. (EFE)
El Gobierno activó el mecanismo de arbitraje para zanjar el conflicto el pasado miércoles. (EFE)

Despidos improcedentes

En este sentido, Giménez denuncia que se han producido al menos dos despidos improcedentes durante la huelga. "La empresa abrió expediente a dos empleadas sindicadas y envió una carta de despido a otros dos, argumentando que debían haber cumplido los servicios mínimos", explica. Uno de los afectados asegura que nunca recibió la notificación por SMS de la empresa advirtiéndole de que debía acudir a su puesto de trabajo. El comité de huelga ha presentado una demanda de conciliación esta mañana.

También recurrirá —junto a los sindicatos— tanto el laudo como la intensificación de la presencia de la Guardia Civil en los tribunales, al considerar que ambas decisiones vulneran el derecho de huelga recogido en la Constitución española y por tanto son "ilegales".

El recién designado árbitro, Marcos Peña, tiene 10 días para emitir un laudo de obligado cumplimiento. Esto significa que ambas partes deberán acatar el veredicto, tanto si les gusta como si no. En caso contrario, estarían saltándose la ley.

El Ministerio de Fomento ha ratificado su nombramiento esta mañana, después de comprobar que ni la empresa ni el comité de huelga habían presentado alegaciones durante el fin de semana. Peña es el presidente del Consejo Económico y Social (CES) desde 2006 y está especializado en negociaciones colectivas. No es la primera vez que ejerce como mediador a propuesta del Gobierno: ya hizo lo propio durante el conflicto de los estibadores, entre otros.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios