ESTABILIZADA LA RELACIÓN PENSIONISTAS/COTIZANTES

La recuperación toma fuerza: 61.111 ocupados más sin el efecto Semana Santa

La incipiente recuperación económica toma fuerza. Las cifras de la Seguridad Social muestran que el ritmo de aumento de cotizantes es ya del 1,22%

Foto: Luis de Guindos y Mariano Rajoy (Reuters)
Luis de Guindos y Mariano Rajoy (Reuters)

La incipiente recuperación económica toma fuerza. Las cifras que este martes ha hecho públicas la Seguridad Social muestran que el ritmo de aumento de nuevos cotizantes en abril es ya del 1,22%, frente al 0,71% que se registraba un mes antes o el 0,38% de febrero, que marca el punto de inflexión en la creación de empleo.

En términos absolutos, eso representa que en los últimos doce meses la afiliación al sistema público de protección social ha crecido en 197.701 personas, con lo que el número de cotizantes es ya de 16,43 millones.

Se trata, en todo caso, del nivel más bajo desde el año 2003, lo que da idea de la dimensión del problema de empleo que tiene la economía española por delante para recuperar el tiempo perdido. Al menos, la relación entre pensionistas y cotizantes se ha estabilizado en 2,27 afiliados por cada jubilado, aunque si se eliminan los desempleados (por los que cotiza el Estado) hay menos de dos cotizantes por cada persona que está en retiro y cobra una prestación de carácter económico.

¿Y en dónde se ha creado empleo? La alta estacionalidad de la economía española -muy vinculada a las temporadas turísticas- explica que en abril (Semana Santa) casi la mitad de los nuevos cotizantes procedieran de la hostelería. En concreto, 64.774 afiliados más. Le siguen, el comercio (11.819) y las actividades relacionadas con labores administrativas (11.355).

La alta estacionalidad es lo que justifica, igualmente, que si se eliminan razones de coyuntura la creación de empleo -medida en términos de afiliación- baje hasta las 61.111 personas. Esta es la cifra real de creación de puestos de trabajo, toda vez que al eliminarse componentes de estacionalidad, se puede observar mejor hacia dónde va la economía española.

Y lo que dicen los datos tanto de afiliación como del registro de parados es que va claramente a mejor, aunque a un rimo lento para recuperar en un plazo razonable los casi cuatro millones de empleos que se han destruido desde que en 2008 estalló la crisis financiera y se pinchó la burbuja inmobiliaria.

Autónomos y falsos autónomos

No sólo el régimen general ha creado empleo. El régimen de autónomos cuenta con 3.080.910 afiliados, tras crecer en 21.946 personas (0,72%), lo que representa el mayor incremento registrado en la serie histórica comparable. Y si el análisis se hace en términos anuales, el resultado es que el ritmo de nuevos trabajadores por cuenta propia es superior al del régimen general (un 2,1% frente al 1,2%), lo que parece coherente con el fenómeno creciente de los falsos autónomos que son en realidad asalariados.

La estacionalidad explica en buena medida que en abril el paro registrado bajara en 111.565. Pero si de nuevo se eliminan factores de calendario el resultado publicado por los servicios públicos de empleo es que el mes pasado el desempleo se redujo en 50.202. Es decir, menos de la mitad de la cifra original (111.565 parados menos).

El paro baja en abril

Respecto al mes de abril de 2013 el paro se ha reducido en 304.892 personas (un -6,11%). Ahora bien, hay que tener en cuenta que durante los últimos doce meses se ha producido una fuerte caída de la población activa (más de 400.000), como recientemente anunció  el Instituto Nacional de Estadística (INE), lo que quiere decir que si España no estuviera perdiendo población (por la salida de inmigrantes y nacionales y por el ‘efecto desánimo’) el número de parados no habría bajado, toda vez que la creación de empleo ha comenzado hace apenas un trimestre.

Como consecuencia de ello, el número de parados que percibe alguna prestación no deja de caer. En concreto, el número de solicitudes en marzo ascendió a 773.649, lo que representa un -8,3% menos que el mismo mes del año  anterior. 

Los beneficiarios existentes a final del mes fueron 2,67 millones, lo que supone una disminución respecto  al mismo mes del año anterior del 9,3%.  Mientras que la cobertura del sistema de protección por desempleo durante el mes de marzo fue del  59%, el mismo indicador en marzo de 2013 fue de 61,5%, lo que refleja el descenso de la protección a los parados. Debido a ello, los gastos totales de marzo de 2014 ascendieron a 2.188 millones de euros, lo que supone  un 16,6% menos que el mismo mes del año anterior. 

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
23 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios