Simeone recupera a Mario Hermoso para el primer nivel: ¿un nuevo caso Llorente?
  1. Deportes
  2. Fútbol
una carrera con muchos altibajos

Simeone recupera a Mario Hermoso para el primer nivel: ¿un nuevo caso Llorente?

Considerado uno de los centrales más prometedores de LaLiga, la primera temporada de Hermoso en el Atlético dejó dudas. De fuerte carácter, el madrileño dio la vuelta a la situación

placeholder Foto: Mario Hermoso, en una imagen de archivo. (EFE)
Mario Hermoso, en una imagen de archivo. (EFE)

Con 20 años y tras destacar en la cantera del Real Madrid, Mario Hermoso hizo las maletas en el 2015 y se marchó a Valladolid en forma de cesión. En la Fábrica se confiaba en aquel central de corta estatura para los cánones habituales, 184 centímetros, pero que destacaba por unas condiciones físicas por encima de la media. Era su primera experiencia en el fútbol profesional lejos de Valdebebas y, pese a ganarse una buena suma de minutos en la Segunda División, regresó a la capital una temporada después con sabor amargo tras perder el puesto de titular que había conseguido al inicio del curso.

Foto: Luis Suárez celebra el tanto frente al Getafe. (EFE)

Cinco años después, Hermoso es pieza angular de este nuevo Atlético de Madrid confeccionado por el Cholo Simeone, que camina con paso firme hacia el título de LaLiga como líder destacado. Al igual que sucedió con Marcos Llorente, el argentino ha apostado por una larga adaptación hasta sacar lo mejor del futbolista. Principalmente como central izquierdo, pero también en el lateral como en la reciente victoria frente al Getafe (1-0), el madrileño se ha vuelto indiscutible.

placeholder Simeone, en los banquillos, dirige a su equipo. (EFE)
Simeone, en los banquillos, dirige a su equipo. (EFE)

“A Mario el primer año en el Valladolid le costó, pero tenía claro que era un jugador de mucha proyección”, señala Jordi Lardín a este periódico. Fue él quien apostó por su fichaje en el año 2017 cuando era director deportivo del Espanyol. Hermoso había recuperado las sensaciones en el Castilla, bajo las órdenes de Santiago Solari. El club perico consiguió hacerse con los servicios del madrileño por una cifra que rondaba los 400.000 euros, aunque el Real Madrid se reservaba el 50% de una futura venta.

Los inicios del futbolista fueron complicados, “se le exigió muchísimo”. La apuesta del director deportivo era firme aunque existieran “dudas” en afición o el club: “Todos los jugadores que salen del Real Madrid vienen de una cuna de oro, un escaparate perfecto, y se van a la dura realidad, al fútbol del pueblo. A todos se les complica un poco, es un año que les cuesta asimilar los cambios”.

placeholder Mario Hermoso, en su presentación con el Espanyol, junto a Jordi Lardín. (EFE)
Mario Hermoso, en su presentación con el Espanyol, junto a Jordi Lardín. (EFE)

En esa primera temporada, con Quique Sánchez Flores como entrenador, Mario Hermoso cometió ciertos errores propios de un futbolista lejos de la veteranía. Tenía 22 años y la afición del Espanyol recuerda todavía la expulsión por doble amarilla que el zaguero recibió cuando no habían pasado ni 40 minutos de juego en un partido frente el Alavés. La consagración llegaría con Rubi, entrenador fetiche en su carrera. “Destaco de él que, además de su polivalencia, carácter y liderazgo, era un jugador que desde jovencito, al estar en categorías inferiores del Real Madrid, estaba acostumbrado a tomar decisiones importantes”, explica Lardín.

Del éxito en el Espanyol al banquillo del Wanda

Si alguien tuviera que diseñar un defensa ideal para Diego Pablo Simeone, probablemente cumpliría con todas las cualidades de Mario Hermoso. La secretaría técnica rojiblanca tenía en su agenda al perico desde el invierno de 2018, pero no sería hasta el mercado veraniego a final de temporada cuando acometieron un fichaje tasado en 25 millones de euros. Las expectativas eran muy altas y las oportunidades se pagaban caro. El nivel ofrecido por el madrileño era bueno, aunque no lo suficiente para el entrenador argentino.

“Al final la aclimatación a un equipo superior es normal. La exigencia de un equipo como el Atlético de Madrid es altísima. El Espanyol no estaba en la misma liga. La competencia la tienes con gente muy importante, hasta que te mentalizas de que solo vas a ser titular si en cada entrenamiento eres el mejor y que en cada partido eres el mejor puede pasar un tiempo”, reflexiona Lardín, quien vivió en sus propias carnes la experiencia de un traspaso como jugador entre el club catalán y el rojiblanco. “Es imposible ser intocable, en el Atleti no se hacen regalos”.

placeholder Hermoso y Llorente, dos jugadores que tardaron en despertar en su etapa rojiblanca. (EFE)
Hermoso y Llorente, dos jugadores que tardaron en despertar en su etapa rojiblanca. (EFE)

Tras esta primera temporada de adaptación, Hermoso comenzaba la 2020/21 entre rumores de una posible oferta de la Real Sociedad, que no se llegó a poner sobre la mesa. Las lesiones de Felipe o Giménez le abrieron la puerta para disputar más minutos, pero no sería hasta la implantación del sistema de cinco defensas cuando Simeone descubrió que su apuesta por Mario era la correcta.

"Un jugador joven con gran potencial tiene que fallar para superar esos errores"

“El nivel técnico, táctico y físico de Mario es extraordinario. Cuando llegas a un sitio nuevo te toca ganarte un sitio en el vestuario. A él solo le ha faltado el tiempo necesario, el Atleti tiene grandes jugadores en el centro de la defensa. Cuando ha estado al máximo nivel, se ha ganado el sitio”, insiste el exjugador, quien actualmente ejerce como director en España de la agencia de representación de deportistas Epic Sports.

Para Lardín, el gran momento de forma de Mario Hermoso se corresponde por su duro trabajo en conseguir “la regularidad”, “se ha ganado el hueco en el once”. “Cuando hay un jugador joven con gran potencial, tiene que fallar, hay que hacer que falle para que supere esos errores. Va a haber dos o tres momentos en la temporada que te va a costar puntos, pero ganas un futbolista”, afirma.

Idea similar a la del propio Simeone, que valoró el buen nivel de su zaguero titular así como su apuesta por él: “Posiblemente tardamos más tiempo de lo previsto, pero la búsqueda es justa y consecuente”. “Un entrenador como el Cholo es exigente al 100%, eso te hace mejorar muchísimo”, sentencia el ex director deportivo del Espanyol.

Un central del gusto de Luis Enrique, con la Eurocopa a la vuelta de la esquina

Luis Enrique parece tener claro que será Pau Torres quien acompañará a Sergio Ramos como defensa central de la selección española en la Eurocopa del 2021. La apuesta de futuro de Eric García, el siempre cumplidor Iñigo Martínez o la posible sorpresa de Gabriel Paulista, brasileño de nacimiento que espera cumplir el trámite burocrático para ser elegible por España a principios de año, estarán en la disputa para completar la lista. A nadie se le escapa que, al actual nivel de Mario Hermoso, su nombre vuelve a la carga.

placeholder Hermoso, en una concentración de la selección española. (EFE)
Hermoso, en una concentración de la selección española. (EFE)

Fue precisamente el actual seleccionador español quien apostó por él a finales del 2018, todavía como jugador del Espanyol, y le hizo debutar con la Roja. Mario Hermoso evita, de momento, pronunciarse al respecto, pero su rendimiento en el césped habla por sí solo. “De los mejores desplazamientos de balón de toda Europa, gran salida con la pelota”, destaca Lardín sobre una de las grandes cualidades del central. Simeone incidió en esa misma idea al defender el papel de Hermoso como central zurdo: “Es un jugador importante para la salida de la pelota”.

"Tiene una personalidad asombrosa, no se amilana ante nadie"

Su conexión con Carrasco, siempre dispuesto para recibir en el mismo costado, así como con el resto de compañeros le permite promediar más pases por partido (70,2) que Pau Torres (66,6), quedándose a poca distancia de Sergio Ramos (71,4), según el portal especializado en rendimiento futbolístico WhoScored. La actual pareja titular de España, que juegan en equipos a priori más combinativos que el Atlético de Madrid, tendría competencia de mantener el madrileño este nivel.

El Tigre, como se le conoce dentro del vestuario rojiblanco, se ha convertido en un líder más para la plantilla. La carrera de Mario Hermoso está repleta de altibajos. De caerse y volver a levantarse. Ahora Simeone parece haber dado con la tecla perfecta para su central, un Kaiser cocido a fuego lento que está en su mejor momento. “Tiene una personalidad asombrosa, no se amilana ante nadie. A veces incluso puede parecer engreído, pero es que esa es su forma de ser”, comenta Lardín. Por carácter no será.

Atlético de Madrid Marcos Llorente Real Madrid Castilla Segunda División RCD Espanyol Luis Enrique
El redactor recomienda