HA SUCEDIDO EN LA SEGUNDA REGIONAL DE CROACIA

Un portero patea a una gallina en vez de al balón y el árbitro le expulsa automáticamente

El colegiado le mostró la tarjeta roja por conducta antideportiva, mientras el futbolista ha reconocido su error y ha comprado una gallina nueva a la dueña del animal

Foto: Ivan Gazdek, en el momento de patear a la gallina, a la que mató en el acto (Foto: YouTube)
Ivan Gazdek, en el momento de patear a la gallina, a la que mató en el acto (Foto: YouTube)

Hace pocos días veíamos cómo un gato negro se colaba en mitad de un partido de la NFL, atrayendo todas las miradas. El felino había sido capaz de introducirse en el estadio de los New York Giants y llegar hasta el terreno de juego, por donde se paseó tranquilamente ante la incredulidad de los espectadores.

Pero si un gato no lo tiene fácil y es capaz de llegar hasta el mismísimo césped de un escenario tan colosal como el MetLife Stadium, ¿qué no pasará en categorías inferiores en las que apenas una valla separa el terreno de juego del resto del universo? Pues que suceden cosas como la que ha ocurrido este pasado fin de semana en el fútbol croata.

Se enfrentaban el NK Jelengrad y el NK Jasenovac en un partido correspondiente a la segunda división regional de Sisak-Moslavina. El resultado era de 2 a 1 a favor de los locales cuando un grupo de gallinas invadió el terreno de juego. El portero del Jelengrad se fue hacia el fondo donde estaban los animales, pero en vez de espantarlos para que abandonaran el campo, pateó a una de ellas, matándola en el acto.

Tarjeta roja inmediata

Tal y como se observa en el vídeo, el portero cogió los restos de la gallina y los lanzó fuera del recinto por encima de la valla. Pero cuando regresó al área para seguir con el partido, se encontró con algo que no esperaba: el árbitro le mostraba una tarjeta roja y le expulsaba del encuentro por una conducta claramente antideportiva.

El portero ha comprado una gallina nueva a la dueña del ave y ha asegurado que ama a los animales: tiene un perro, dos gatos y hasta tuvo un loro

El portero se llama Ivan Gazdek, tiene 23 años y ha pedido perdón públicamente por su acción. En declaraciones que recoge Olé asegura que ha comprado una gallina a la dueña del animal: "Corrí a las gallinas para ahuyentarlas, moví el pie y maté una por accidente. Créanme, no fue a propósito. Ya pedí disculpas y le compré una nueva a la dueña".

El corral de las gallinas está muy cerca del campo, por lo que es habitual que las aves entren en el terreno de juego, tanto cuando hay partido como cuando no. Por eso, Gazdek se queja de que el césped está lleno de excrementos. Sin embargo, asegura que no es una persona que maltrate a los animales habitualmente: "Tengo un perro, dos gatos y tenía un loro que, lamentablemente, murió. Amo a los animales". Pese a la expulsión, su equipo terminó ganando el partido por 8-1.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios