disfruta como nunca en el villarreal

El secreto de Soldado para reaparecer como un fantasma en la vida del Real Madrid

Tras dos complicados años en el Tottenham, ha regresado con fuerza a LaLiga. El atacante valenciano vuelve a sonreír y su rendimiento tiene mucho que ver con la alimentación

Foto: Roberto Soldado celebra el gol que noqueó al Real Madrid (EFE)
Roberto Soldado celebra el gol que noqueó al Real Madrid (EFE)

Aprovechó la primera que tuvo, ocasión que no desperdició Y que finalmente tumbó a un Real Madrid que reaccionó demasiado tarde. Roberto Soldado, con pasado blanco, reapareció como un fantasma del pasado para enterrar al equipo de Rafa Benítez. El entrenador tiró de libreta y boli nada más marcar el atacante. No se sabe qué apuntó, mientras el jugador del Villarreal entraba en éxtasis. Multiplicado cuando el árbitro decretó el final del partido. El delantero que empezó a asomar la cabeza en la fábrica blanca, disfruta vestido de amarillo como nunca. Ha encontrado un lugar perfecto para ejercer su profesión, algo que no consiguió en el exigente fútbol inglés. Su estilizada figura delata el secreto de su rendimiento.

Ya empezó en su etapa en el Tottenham Hotspur a cuidar al máximo su alimentación, algo que ha tenido continuidad en el Villarreal. Con 30 años de edad, hace tiempo entendió que sacrificarse a la hora de ingerir -o no- determinados alimentos es fundamental para alargar, y con excelencia, su carrera deportiva. En estos momentos está más fino que nunca, lo que le permite, por ejemplo, arañar esas centésimas de segundo básicas en cualquier lance y que marcan la fina línea que separa el éxito del fracaso. En estos momentos está unos 5 kilos por debajo en relación a su época en el Real Madrid, y 2 si hablamos de su triunfal etapa en el Valencia. Está mejor que nunca si del físico hablamos y de ahí que sus prestaciones estén siendo óptimas en el 'submarino amarillo'.

No hace falta que le den lecciones de nutrición a su edad, pero también le ha ayudado trabajar con un entrenador más que meticuloso si hablamos de cuestiones alimenticias. Marcelino siempre ha tenido fama de ser muy exigente con sus futbolistas, algo que obviamente está muy vigente en el día a día del Villarreal. Los tests para comprobar el nivel de grasa de los jugadores se realizan de manera meticulosa y constante. Y en este apartado, Roberto Soldado no falla. Dentro de su rutina diaria no tienen lugar los excesos para cumplir siempre con la exigente báscula. Las multas del entrenador son contundentes en el Villarreal cuando aparece un kilo de más en el físico de algún jugador.

Soldado aprovechó a la perfección la asistencia de Bakambu para batir a Keylor Navas (EFE)
Soldado aprovechó a la perfección la asistencia de Bakambu para batir a Keylor Navas (EFE)

Un entorno para ser feliz

“Se siente importante con Marcelino”, desvelan los que le rodean, para subrayar el estado de felicidad que rodea en la actualidad la vida de un Roberto Soldado que quiere recuperar el nivel que exhibió en el Valencia y que le catapultó a la Premier League. El Villarreal le ofrece todos los medios que cualquier jugador necesita para sentirse cómodo a todos los niveles. Incluso, hay aspectos que le han sorprendido positivamente, mejores que en el resto de clubes en los que ha estado. Por el momento todo es alegría en su vida y sólo falta que el Villarreal alcance una velocidad de crucero constante, pues lejos de El Madrigal no está a la misma altura que en casa. “Nos gusta cómo hace las cosas el club y por eso seguimos”, dijo Marcelino cuando renovó su contrato hasta 2019, una frase que encaja a la perfección en el pensamiento del delantero.

Mauricio Pochettino y su equipo de trabajo nunca tuvieron queja de Soldado. En cualquier foro alababan el esfuerzo diario del futbolista y su compromiso sin poner malas caras a pesar de que no le salían las cosas como esperaba. Apuntaban el entrenador argentino y sus asistentes a una complicada adaptación al fútbol británico como causa de su escasa aportación en forma de goles. Pero cuando entraba en el terreno de juego, el cuentakilómetros no engañaba. Roberto siempre cumplió con el trabajo que se le exigía, pero como los goles no llegaron en el número esperado, la ley del fútbol acabó imponiéndose. El futbolista pidió su salida, aunque hasta que Pochettino no tuvo a sus órdenes un sustituto -el coreano Heung-Min Son fue el elegido- no dejó en libertad al español.

“Esperamos que este triunfo logrado ante el Real Madrid suponga un punto de inflexión para el Villarreal”, dijo ante el micrófono de 'Movistar+' un feliz Soldado, subrayando que “lo que pretendo es serle útil al equipo y aportar lo máximo”. Con cinco goles marcados, 3 en Liga y 2 en Europa League, un buen puñado de asistencias dan más brillo a su hoja de servicios con el equipo amarillo. “Me gusta más marcarlos que darlos”, dice como cualquier ariete, resaltando “el trabajo ofensivo” desplegado durante el primer tiempo ante el equipo de Rafa Benítez. “Esperemos que sea un punto de inflexión, llevamos dos triunfos consecutivos y el domingo vamos a San Sebastián. Sabemos que no va a ser fácil pero esperamos conseguir la tercera”,remató un delantero que en el Villarreal ha encontrado un lugar perfecto para ser feliz.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios