DEMOSTRÓ QUE PUEDE DISPUTAR UN GRAN PREMIO

¿Pilotará Kubica en Renault si no pueden fichar a Carlos Sainz?

Este miércoles, en los llamados #Budatest, Kubica dejó muy buenas sensaciones a los mandos de un Renault e hizo todo lo posible para demostrar que puede disputar un GP de F1

“Tuve una fantástica sensación pilotando el RS17 y fue también emocionante ver tantos aficionados que han venido a verme. Ha sido una jornada increíble, donde me he podido responder muchas preguntas a mí mismo”. Robert Kubica estaba pletórico este miércoles por la tarde tras demostrar, seis años después de su accidente en el Rally de Andora, que puede pilotar un Fórmula 1. En Hungaroring marcó el cuarto tiempo de la jornada, a 33 milésimas del tiempo que marcó el Renault de Jolyon Palmer el pasado sábado en la Q2 del GP de Hungría.

La carga de gasolina, la temperatura de la pista y la correcta lectura de otros factores externos es lo que dará a Renault la respuesta que se ha contestado a sí mismo Kubica: ¿es lo suficientemente competitivo como para disputar un Gran Premio de Fórmula 1? Con Palmer en el disparadero y con Carlos Sainz en la caja de los deseos para 2018, la posibilidad de Kubica se podría confirmar como una opción más.

"Si alguien me dice esto hace tres meses..."

A falta de que se haga pública si sigue siendo o no tan veloz como antes, por el tema físico Robert parece que tiene el asunto controlado ya que completó el doble de vueltas de la carrera del domingo (aunque no lo hiciera al mismo nivel). "Me siento bien. El mayor problema ha sido el calor. He rodado ocho horas y sólo he salido del coche 10 minutos. Nico (Hulkenberg) me dijo que si podía correr aquí podría correr en todas partes. Ha sido duro, pero creo que hoy la mayoría de pilotos lo han pasado mal detrás del volante. Al final hemos hecho unas 140 vueltas, pero podría conducir mañana fácilmente. Mi nivel físico es bueno, eso es algo positivo, aunque obviamente siempre se puede mejorar. Si hace tres meses alguien me hubiera dicho que estaría aquí y que daría 140 vueltas... me hubiera dado la vuelta. Estoy contento".

Quizás este 'día 1' de Kubica no se pueda comparar con el de una joven promesa que realiza su debut en un monoplaza del pináculo del automovilismo. El polaco tiene 12 podios en su palmarés y 78 carreras iniciadas. Sin embargo, su brazo derecho... no es el mismo que el de ningún otro piloto.

Buscando la naturalidad de antes

En cualquier caso la adaptación parece la misma que cualquier otro amateur, Kubica apuesta que con más tiempo su crono sería mejor. "Por la tarde, el coche me era mucho más familiar que por la mañana. Es una buena señal. Hay gente que cree que sólo mejoras si conduces y, en realidad, también mejoras si piensas dónde puedes mejorar. Si mañana tuviera que pilotar de nuevo tengo ideas de dónde podría mejorar. Me sentiría más cómodo y todo me sería más fácil, más natural".

"He aprendido mucho sobre estos coches de última generación, hay diferencias considerables con respecto a la F1 en la que estuve. Son coches más anchos. Después de hoy, es muy pronto para saber cuál podría ser el siguiente paso. De momento, quiero dar las gracias a todo el mundo en Renault Sport F1 por haber hecho posible que esto sucediera". Un sueño hecho realidad y un agradecimiento de Kubica que tiene tintes de ser eterno para el polaco.

Ahora bien, ¿para qué sirve este test a parte de dar una satisfacción incomparable a Kubica? Renault, en 2018, tiene a Hulkenberg y la intención de firmar a Sainz. ¿Y si Sainz no puede salir de la estructura de Red Bull? Para que continúe un año más Palmer, quizás la opción de Kubica no sea mala, sabiendo que a la primera de cambio ha marcado casi el mismo tiempo que un piloto que lleva año y medio siendo piloto titular.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios