Es noticia
Menú
"Érase una vez pilotos que empujaban su coche para terminar una carrera..."
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
UNA NUEVA FÓRMULA 1 de recorrido por descubrir

"Érase una vez pilotos que empujaban su coche para terminar una carrera..."

La primera carrera arroja algunas dudas sobre el nuevo reglamento, pero es solo el primer mojón de una amplia autopista técnica y deportiva por recorrer

Foto: Lewis Hamilton al comienzo de la carrera del pasado domingo.
Lewis Hamilton al comienzo de la carrera del pasado domingo.

“He hablado con Luca di Montezemolo, y dijo que nunca había tenido tantos correos electrónicos en su mesa quejándose y diciendo que esto no es Fórmula 1". Bernie Ecclestone debía estar partiéndose de risa al escuchar al presidente de Ferrari. Porque siempre se opuso a los cambios de motorización que han entrado en vigor en 2014. “Toda la nueva reglamentación, en mi opinión, es un chiste”, declaraba estos días.

Las primera fotografía que nos dejaba el Gran Premio de Australia parece darle inicialmente la razón. A día de hoy, las sombras son tan intensas o más que las luces de esta nueva Fórmula 1. Conviene sumar carreras para confirmar tendencias antes de analizar aquellas. Pero recordemos la prueba fue sólo el primer mojón de un nuevo ciclo técnico con los mayores cambios de la historia. Las luces también ganarán intensidad a medida que se recorra camino. Está en los genes de la Fórmula 1.

Cinco segundos...entre 2004 y 2013

Sigue vigente esa ley que cíclica ‘resetea’ técnicamente las prestaciones para, en el transcurso de los años, recuperar el nivel en un mundo ultracompetitivo. Supresión de los ‘wing car’, primera prohibición de los motores turbo, electrónica en suspensiones y control de tracción, introducción de neumáticos rallados para reducir paso por curva, reducción de cubicaje de motores… Pero el reglamento 2014 ha batido todas las marcas al respecto, y sus protagonistas actuales están intentando responder a tan impresionante ‘revolcón’ tecnológico.

placeholder

El ritmo de los pilotos y la falta de acción en pista -solo tres adelantamientos en las últimas veinte vueltas- fue un flanco muy débil en el nuevo esquema de carrera. Respecto al primero, conviene matizar. Es cierto que la pérdida de velocidad ha sido evidente. El giro más rápido en carrera de Nico Rosberg el pasado domingo fue de 1:32.478, tres segundos más lento que el de Rimi Raikkonen en 2103. Pero el tiempo del finlandés, 1.29.274, estaba a su vez a cinco segundos del récord de Michael Schumacher de 2004: 1:24.125… Y nadie se acordó de cuestionar el ritmo de la Fórmula 1 durante estos últimos años.

La velocidad no es la clave del espectáculo

Lo que recuerda que los monoplazas actuales están muy lejos todavía de su límite. Con todo, los tiempos de febrero ya lamían las referencias del Gran Premio de Bahrein de 2013. Considerando la virginidad de los monoplazas ante tan avasalladora tecnología, queda todavía mucho recorrido por recuperar en términos de ritmo.

“Cuando llevo un kart, es veinte segundos o medio minuto más lento que la Fórmula 1, y sudo mucho, disfruto mucho, y tengo la misma emoción. En tanto que conduzcas al límite, el tiempo de vuelta que hagas, lo rápido o lento que lo hagas, no cambia el punto de vista de la emoción o las sensaciones bonitas de pilotar”, comentaba Fernado Alonso en Jerez tras su primer contacto con el F14 T. El piloto español acierta en el valor de los límites por encima de la velocidad más extrema. Pero si es importante que el piloto disfrute al volante, tanto o más lo es que también lo haga el espectador.

Acercar a los monoplazas a su límite en carrera

Y para ello hace falta acción en pista. En este sentido, resultaría preocupante que se confirmara en 2014 la dificultad para adelantar que evidenciada en Melbourne. Por la cuenta que le trae el conjunto de intereses que rodean a la Fórmula 1 –hablaremos de ello los próximos días- habrá que tomar medidas al respecto de mantenerse la tendencia.

placeholder

Por ejemplo, ¿por qué no elevar ligeramente el tope de combustible para aumentar el ritmo de carrera y acercar un poco más a los monoplazas a ese límite del que hablaba Alonso? La menor carga aerodinámica y la gran potencia disponible de manera inmediata complica su pilotaje. Además, los neumáticos sufrirían más ¿Qué más da que se ahorre un 25% o un 30% respecto a 2013, si el porcentaje global ya es considerable? Ver el domingo a los pilotos hacer malabarismos similares a los del pasado sábado no estaría mal.

"Las oportunidades para mejorar el coche serán más intensas de lo normal"

Pero bajemos también a la parrilla, porque se intuye una mayor intensidad competitiva que la vivida en Melbourne. Mercedes domina por ahora, sí, pero “todas las temporadas recientes se han caracterizado por una intensa batalla de desarrollo desde marzo a noviembre, y con toda la nueva reglamentación, las oportunidades para mejorar el coche serán más intensas de lo normal", declaraba este lunes con más razón que nunca el director técnico de Ferrari, James Allison. A mitad de año el Gran Premio de Australia puede antojarse prehistoria…

placeholder

A las primeras de cambio faltó Hamilton para pelear con Rosberg. El duelo entre ambos puede ser antológico en 2014. Vettel quedó pronto inédito, pero tendrá al lado a un compañero, Ricciardo, que mostró una dimensión inesperada. Como se descuide Jenson Button será jubilado por Magnussen esta temporada. Nico Hulkenberg cuenta con un monoplaza competitivo, Bottas es una gran figura en ciernes con un potente monoplaza que también está en manos del veterano Massa, ojo al brasileño este año… Y Raikkonen no puede ser, y no será, el piloto que vimos en Albert Park.

"Erase una vez..."

Por equipos, es cierto que la ventaja de Mercedes es hoy considerable, de hasta un segundo para algunos. Con gran anticipo en su programa, puede verse recortada según avancen los rivales en el desarrollo de sus sistemas propulsores. Pero por detrás del equipo alemán se insinúa un compacto pelotón perseguidor formado por McLaren, Red Bull, Williams, Force India, y un Ferrari que corrió en Melbourne con una bola atada a la pierna que, esperemos, no debería permanecer así durante la temporada.

Y cuando se apostaba por la mitad de parrilla aparcada en la cuneta de Albert Park, quince monoplazas lograron terminar la carrera. ¿Cómo rodarán a mitad de temporada entonces? Sin olvidar que cada circuito es un mundo para cada monoplaza, y solo hemos visitado uno.

Así, ante un panorama tan abierto e incierto, mejor contémonos un cuento para ver la vida con perspectiva, que nunca viene mal. "Erase una vez una Fórmula 1 en la que, con turbos de más de mil CV a sus espaldas, había pilotos que tenian que empujar sus monoplazas para poder acabar una carrera, y bla bla bla...".

“He hablado con Luca di Montezemolo, y dijo que nunca había tenido tantos correos electrónicos en su mesa quejándose y diciendo que esto no es Fórmula 1". Bernie Ecclestone debía estar partiéndose de risa al escuchar al presidente de Ferrari. Porque siempre se opuso a los cambios de motorización que han entrado en vigor en 2014. “Toda la nueva reglamentación, en mi opinión, es un chiste”, declaraba estos días.

Fórmula 1 Kimi Raikkonen Bernie Ecclestone Red Bull
El redactor recomienda