el cska jugará la final contra el efes

Quien bien te quiere te hará llorar: el Chacho deja sin final al Real Madrid

El base, una de las figuras clave en la era Laso, anotó 23 puntos en la victoria del CSKA por 95-90. Él y De Colo fueron los mejores en un partido igualado que se decidió al fonal

Foto: Sergio Rodríguez y Nando De Colo, con 23 puntos cada uno, fueron los máximo anotadores del CSKA de Moscú-Real Madrid. (EFE)
Sergio Rodríguez y Nando De Colo, con 23 puntos cada uno, fueron los máximo anotadores del CSKA de Moscú-Real Madrid. (EFE)

Durante un lustro, entre 2011 y 2016, no hubo una unión en el baloncetso europeo como la que formaron Sergio Rodríguez y el Real Madrid. Si el juego de un equipo lo define su base, el Madrid era puro 'chachismo'. Diversión y triunfos a partes iguales. Pero la magia, que no las victorias, se acabó hace casi tres años, cuando el base, por sorpresa, se fue a la NBA. Regresó el verano siguiente, pero en vez de en Madrid aterrizó en Moscú. Y eso sentó como una puñalada entre los aficionados madridistas, porque el Chacho era uno de los suyos, lo sigue siendo, y se iba a un rival directo. Este viernes, en Vitoria, él fue uno de los culpables de eliminar a su exequipo en la Final Four de la Euroliga. El CSKA de Moscú venció por 95-90 y jugará contra el Anadolu Efes el domingo.

Quien bien te quiere te hará llorar. El canario, junto al francés Nando De Colo, lideró a un CSKA que fue casi todo el partido por detrás, pero que en el último cuarto reaccionó y acabó llevándose la victoria. Los dos anotaron 23 puntos. Sergio Rodríguez fue clave en la primera parte, cuando peor estuvo su equipo, haciendo y deshaciendo en el 'pick and roll' para evitar que el Madrid se escapara en el marcador. De Colo estuvo más acertado al final: 19 de sus puntos llegaron en la segunda parte, incluidos 10 en el último cuarto y un triple a 1'21'' del final del que ya no se pudo recuperar el Real Madrid.

Fue una de las tres veces que el CSKA se puso por delante en todo el partido. El Madrid estuvo por delante la mayor parte del tiempo y en un par de ocasiones estiró la diferencia a su favor más allá de los 10 puntos, pero nunca rompió el partido. Ni cuando Edy Tavares campaba a sus anchas en las dos zonas ni cuando Fabien Causeur anotaba una y otra vez. El francés, de los más destacados en la Final Four ganada por los madridistas hace un año, volvió a aparecer en el momento justo. Tras su arreón, la diferencia llegó a los 13 puntos, pero a partir de ahí el CSKA fue mejor.

El Madrid, que si algo tiene es oficio, no supo manejar un partido que fue perdiendo ritmo y ganando jaleo conforme se acercaba al final. Esta vez no supo dominar en un registro alejado de su preferida verticalidad y vistosidad. Perdió demasiadas energías en protestar decisiones arbitrales, como una técnica a Pablo Laso por arrojar una toalla contra su propio banquillo que pareció muy rigurosa. La diferencia a favor del CSKA en faltas pitadas (32-22) y tiros libres lanzados (42-24) será comentada en el vestuario madridista. Los problemas de faltas lastraron al Madrid en el último cuarto.

Fabien Causeur (i), con 18 puntos, fue el máximo anotador del Real Madrid. (EFE)
Fabien Causeur (i), con 18 puntos, fue el máximo anotador del Real Madrid. (EFE)

En los minutos finales, el CSKA manejó mejor la situación, pero el Real Madrid tuvo opciones. El culpable, quién si no, fue Sergio Llull. Su temporada ha sido muy irregular y su acierto en el triple está siendo muy bajo, pero cuando se trata de los instantes finales de un partido importante, no hace falta que le busquen porque siempre se presenta. Tras haber fallado los siete primeros triples que había lanzado, anotó uno a 19 segundos del final que dejó al Madrid a un punto (91-90) y aún con opciones. En el siguiente ataque, tras meter el CSKA dos tiros libres, se la jugó de nuevo, pero falló.

Esta vez el Sergio que ganó fue Rodríguez, no como en Belgrado. El Chacho regresó de la NBA y no eligió la opción más sencilla, como era haber vuelto al Real Madrid. Se fue al CSKA de Moscú, un gigante del baloncesto con un único objetivo: ganarlo todo. Y eso, casi de manera inevitable, pasa por ganar al Real Madrid, el equipo en el que más ha disfrutado.

Euroliga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios