Cartelera y estrenos de cine: El joven Karl Marx: el juerguista que escribió el Manifiesto comunista de resaca. Noticias de Cine
estrenos de cine

'El joven Karl Marx': el juerguista que escribió el 'Manifiesto comunista' de resaca

El haitiano Raoul Peck plasma cómo se forjó el texto clave del pensamiento político contemporáneo en un filme que retrata a Marx y Engels desde el torbellino vital e ideológico de la juventud

Foto: Stefan Konarske y August Diehl, en 'El joven Karl Marx'. (Pirámide Films)
Stefan Konarske y August Diehl, en 'El joven Karl Marx'. (Pirámide Films)

¿Debería el cine de izquierdas distanciarse no solo en lo temático e ideológico sino también en su forma del modelo industrial y conservador que ha marcado Hollywood? En este debate eterno sobre la naturaleza de un cine revolucionario podríamos enmarcar la nueva película de Raoul Peck. 'El joven Karl Marx' renuncia a una estética rompedora y apuesta por un clasicismo a la europea que puede chocar a quien crea que el 'biopic' del fundador teórico del comunismo debería vestirse con otro tipo de ropajes. El filme incluso presenta tics propios de los 'euromixs' cinematográficos, como el evidente doblaje del reparto internacional (que incluye, entre otros, al belga Olivier Gourmet, la luxemburguesa Vicky Krieps y la británica Hannah Steele) al alemán, la lengua del pensamiento moderno.

Más que una entrega al academicismo burgués, la opción de Peck entronca en parte con la idea rosselliniana de considerar el cine desde una perspectiva didáctica, y aprovecharlo como un vehículo universal que permite acercar a un número ingente de espectadores en este caso la biografía de un filósofo tan citado y tan poco conocido como Karl Marx.

Tras asentar las bases del cine moderno, Roberto Rossellini decidió a mediados de los años sesenta abandonar su carrera cinematográfica para probar suerte en la televisión. El director vio en ese medio un terreno fértil para seguir explorando las posibilidades del lenguaje audiovisual. En este caso, con unos claros fines didácticos que el carácter masivo y popular de la pequeña pantalla propiciaba. Así, Rossellini emprendió la ejecución de una suerte de enciclopedia biográfica televisiva que daba a conocer las vidas y obras de personajes como Sócrates, Descartes, Blaise Pascal o San Agustín. La filmografía de Raoul Peck se configura en parte como una respuesta o complemento multicultural e izquierdista a este canon occidental y democristiano que conformó Rossellini.

Este cineasta, que ha estado implicado de forma activa en la vida política de su país natal, estrenó el año pasado 'I Am Not Your Negro', una aproximación a la experiencia de la negritud en Estados Unidos a través de la figura de James Baldwin, y cuenta en su haber también con dos películas sobre Patrice Lumumba, una en formato 'biopic' y la otra documental. Ahora incide en la vida y obra de los jóvenes Karl Marx y Friedrich Engels a través de este filme de acabado clásico, registro didáctico y espíritu revolucionario.

La energía de la juventud

La juventud de los responsables del 'Manifiesto del Partido Comunista' no es solo una mera cuestión de edad en la película. Peck insufla al relato la energía, el romanticismo y el idealismo propios del cine de juventud. Las juergas y la amistad inquebrantable entre Karl y Friedrich recuerdan por ejemplo a las correrías bohemias de los protagonistas del 'Jules y Jim' de François Truffaut, aunque aquí no entramos en ningún triángulo amoroso. El director presenta el primer encuentro entre los dos personajes masculinos desde una perspectiva más emocional que racional. Primero miden con juvenil arrogancia sus respectivos egos en un plano que los enfrenta cual rivales cara a cara, después se acercan para poner en común su admiración mutua para acabar ambos de fiesta nocturna antes de enfrascarse a escribir el manifiesto. 'El joven Karl Marx' basa buena parte de su calidez humana en el vínculo fraternal entre los dos protagonistas.

A Peck no le interesa confrontar los aspectos más oscuros de las biografías de sus protagonistas ni hurgar en sus posibles incoherencias

El clasicismo del filme por otra parte concuerda con las procedencias de dos personajes más revolucionarios por ideología que por origen social. Engels se nos presenta en una de las factorías de Mánchester de las que era propietario su acaudalado padre. Las industrias familiares fueron su campo de investigación para conocer de primera mano las condiciones de explotación de los trabajadores. Marx podría haber optado a una situación más acomodada gracias a su matrimonio con Jenny von Westphalen, pero ambos llevan una vida familiar en unas condiciones que recuerdan a las del precariado actual. Al contrario de otros 'biopics', a Peck no le interesa confrontar los aspectos más oscuros de las biografías de sus protagonistas ni hurgar en las posibles incoherencias entre sus vidas y sus obras.

'El joven Karl Marx'.
'El joven Karl Marx'.

Ante todo reconstruye cómo se forjó el 'Manifiesto comunista' en el contexto de ese hervidero de ideas y movimientos sociopolíticos, ligados a diversas expresiones de socialismo y anarquía, que supone el siglo XIX. Desde una postura dialéctica respecto al pensamiento de figuras como Pierre-Joseph Prodhoun, Marx y Engels desarrollan la base teórica que propone superar el concepto de fraternidad universal para desembocar en una de lucha de clases a partir de la unión de los proletarios del mundo. 'El joven Marx' también reivindica a su manera el papel de Jenny von Westphalen y Mary Burns, la compañera de Engels. Además de colaborar desde el anonimato en el trabajo de sus respectivas parejas, ambas tomaron decisiones respecto a sus propias vidas mucho más valientes, libres y rompedoras que las de esos hombres que cambiarían el curso de la Historia.

Cine

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios