tienen propiedades antiinflamatorias

Dieta antiedad: tres frutas ideales para retrasar el envejecimiento y el alzhéimer

Las frutas ricas en antioxidantes reducen el riesgo de sufrir enfermedades degenerativas, pero también están llenas de vitaminas, minerales y tienen propiedades antiinflamatorias

Foto: Las uvas, una de las mejores frutas para retrasar enfermedades degenerativas. (EFE/Valentin Flauraud)
Las uvas, una de las mejores frutas para retrasar enfermedades degenerativas. (EFE/Valentin Flauraud)

Diversos estudios han confirmado a lo largo de los años que una de las mejores fórmulas existentes para retrasar el envejecimiento está en nuestra alimentación. De hecho, llevar una dieta saludable es parte importante de la evolución de cada persona y cuanto más sanos sean los alimentos que tomamos, mejor le sentará a nuestra salud y, por tanto, a nuestro proceso de envejecimiento.

Una buena forma de retrasar ese envejecimiento celular es tomar productos que contengan antioxidantes naturales, como algunas frutas. Con la dieta antiedad, conseguiremos proporcionar a nuestro organismo productos sanos que favorecen nuestra vida diaria y nos ayudan, además, a sufrir menos riesgo de padecer enfermedades degenerativas.

Con los antioxidantes presentes en las frutas eliminamos los radicales libres de nuestro organismo. Estos radicales libres son sustancias químicas que introducen oxígeno en las células, lo que provoca su oxidación y, por tanto, el envejecimiento del cuerpo.

La uva, ideal contra el alzhéimer

La uva es la fruta que mejor cumple un ambicioso objetivo: retrasar el avance del alzhéimer. Eso se debe a los polifenoles que contiene, ya que poseen propiedades antioxidantes y antiinflamatorias para eliminar los radicales libres. Un estudio de la UCLA publicado en la revista 'Experimental Gerontology' trató de probar las bondades de la uva.

Los pacientes que tomaron uva conservaron mejor su actividad metabólica en las regiones del cerebro más afectadas en las primeras etapas del alzhéimer

Trabajó con dos grupos de personas: al primero le dieron dos raciones diarias de uva en polvo, mientras los polvos que dieron al segundo grupo eran un placebo con sabor a uva. Los resultados del estudio demostraron que los pacientes que tomaron uva conservaron mejor su actividad metabólica en las regiones del cerebro más afectadas en las primeras etapas del alzhéimer y consiguieron, además, aumentar el rendimiento de la memoria.

El kiwi, lleno de vitaminas

El kiwi es una de las frutas más sanas que existen y nunca está de más añadirlo a nuestra dieta. Sus beneficios están asociados a la presencia de vitamina C, ya que contiene más cantidad de esa vitamina que las frutas que están tradicionalmente asociadas a ella, como la naranja o el limón. También es una herramienta para regular la función cardíaca y la presión arterial.

El kiwi contiene muchas vitaminas C y E.
El kiwi contiene muchas vitaminas C y E.

El kiwi también nos ayuda a equilibrar los niveles de minerales en nuestra alimentación debido a su alta cantidad de potasio y, a la vez, la baja presencia de sodio. Pero, sobre todo, a la hora de pensar en el proceso de envejecimiento, la vitamina E que contiene es ideal para ayudar a nuestro organismo a cuidar sus tejidos.

Las frutas del bosque, antiinflamatorias

Los arándanos, las moras o las frambuesas comparten varias características en común: además de estar muy ricas y de combinar en nuestra dieta en multitud de recetas, son frutas ricas en vitaminas, sales minerales y fibra.

Las frutas del bosque son antiinflamatorias, gracias a sus propiedades diuréticas, y a su vez están llenas de polifenoles y otras sustancias que ayudan a luchar contra el envejecimiento celular. Están muy indicadas en todas las dietas debido a que son muy ricas en fibra, lo que proporciona una sensación de saciedad, y tienen muy pocas calorías.

Educación

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios