El preocupante aviso de los ladrones de mascotas: están por todas partes
  1. Alma, Corazón, Vida
LES QUITAN EL MICROCHIP

El preocupante aviso de los ladrones de mascotas: están por todas partes

Los beneficios que se logran robando cachorros se disparan y, en muchas ocasiones, se hace por encargo

placeholder Foto: Los ladrones ganan miles de euros al mes robando perros, sobre todo cachorros (YouTube)
Los ladrones ganan miles de euros al mes robando perros, sobre todo cachorros (YouTube)

Cada año se roban miles de perros en España. La mitad de ellos son galgos, según cifras que maneja la Guardia Civil, que se revenden a cazadores consiguiendo pingües beneficios. Esa reventa de animales de raza son uno de los dos grandes motivos para el robo de mascotas; la segunda es aún más trágica y tiene que ver con las peleas ilegales y las apuestas.

Ahora, una investigación de Vice ha sacado a la luz cómo operan las grandes mafias que se dedican al robo de animales domésticos en Inglaterra. Grupos organizados que no dudan en usar la violencia para llevarse a un perro, arrebatándoselo a su dueño si es necesario. Saben que hay mucho dinero detrás de este oscuro y cruel negocio.

Uno de los ladrones de perros explica que "robamos perros donde los encontremos, ya sea de camino a casa o uno en el parque que podamos atraer rápidamente. Mi compañero Jack es el chico que te conseguirá cualquier perro que necesites. Básicamente sabe cómo controlar a los perros". Y tienen claro qué es lo que buscan: sobre todo, cachorros.

Están por todas partes

Los criminales reconocen que operan por encargo en muchos casos y que se decantan por perros de pocos meses de vida porque sus clientes "no quieren un perro completamente adulto". Pero si hay algo que da miedo es su forma de alertar a los dueños de mascotas: "Debes mantener tus ojos sobre tu perro en todo momento. No dejes que corra delante de ti y dé la vuelta a la esquina antes que tú, porque cuando eso suceda, podríamos estar allí".

Abren a los animales para retirarles el microchip identificativo y que no puedan rastrearse

Los ladrones no tienen ningún tipo de escrúpulos cuando se les pregunta que dirían a una persona a la que han robado su perro: "Yo diría que consiga un perro nuevo". Y reconocen que pueden lograr pingües beneficios, vendiendo por más de 5.000 euros perros de algunas razas, como los Bulldog francés.

Además, no tienen inconveniente en admitir que abren a los animales para retirarles el microchip identificativo, de forma que es imposible rastrearlos en caso de investigación. Los periodistas preguntan a los ladrones si eso no es maltrato animal, pero ellos lo tienen claro: "Llámalo como quieras. Es lo que hay".

Animales Mascotas Maltrato animal Perro Robos
El redactor recomienda