Las mejores formas de concentrarte para realizar tus tareas y que tengan éxito
  1. Alma, Corazón, Vida
MANTENERSE ENFOCADO

Las mejores formas de concentrarte para realizar tus tareas y que tengan éxito

Cada persona tiene sus trucos para permanecer concentrado, y al final lo que está claro es que habrá tácticas que te serán más fáciles o difíciles de abordar. Aquí van algunas de ellas

placeholder Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Sea por los motivos que sean, a veces no es nada fácil estar plenamente concentrado y funcionar de la forma en la que nos gustaría. Ya estés preparándote para un examen o afrontando una nueva jornada laboral de lo más exigente, seguramente en algún momento del día de pronto te desconcentres y te sea muy difícil volver a arrancar. Al fin y al cabo, vivimos rodeados de potenciales distracciones, sobre todo concentradas en ese dispositivo que llevamos siempre con nosotros a todas partes: el teléfono móvil.

Para paliar estos efectos negativos de la explosión digital, en los últimos años se han vuelto muy populares algunas técnicas de concentración intensa. Una de las primeras es la patentada por el profesor K. Anders Ericsson, según la cual tan solo necesitaban 10.000 horas para lograr dominar alguna disciplina, como por ejemplo la música. Otro de los métodos más famosos para lograr concentrarte y sacar el máximo partido a tu potencial cognitivo es la Técnica Pomodoro, la cual funciona como 25 minutos de concentración intensiva seguidos de otros 5 de descanso. Evidentemente, cada uno tendrá su fórmula y no hay ninguna perfecta. Sin embargo, Nick Wolny, periodista de la revista 'Fast & Company', ha desarrollado una similar a la Pomodoro pero según él mucho más efectiva. ¿Quieres conocerla de cerca? Sigue leyendo.

Un ritmo de concentración 'ultradiano'

¿Y si en vez de estar concentrado solo durante 25 minutos llegas a los 90 sin ninguna interrupción? En 1950, los científicos Eugene Aserinsky, Nathaniel Kleitman y William C Dement descubrieron que además del ritmo circadiano del cuerpo humano (el reloj interno que alterna ciclos de actividad con reposo) también hay otro medidor de actividad biológico denominado 'ultradiano', el cual nace de aplicar las características del sueño REM a la vigilia.

El éxito depende en dar lo máximo en aquello que sabemos hacer bien y ejecutar de la mejor forma posible las cosas que sabemos que hacemos mal

"Los ritmos ultradianos dependen del eje hipotalámico-pituitario-suprarrenal de tu sistema endocrino", explica Wolny. "Si tus hormonas no están sincronizadas, tendrás muchas dificultades para encontrar un ritmo de trabajo constante y estar enfocado en tus tareas". Para muchas personas, hora y media estando completamente conectadas les parecerá demasiado; asimismo, es más difícil de cumplir si tenemos estrés o hemos dormido poco, por lo que podrás reducir tu intervalo de concentración hasta lo que desees, pero ten cuidado con alargar los descansos porque es ahí donde ya puede irse toda tu concentración, que precisamente te harán desconectar si son muy largos o muy recurrentes.

Identifica en qué eres bueno

A pesar de que las tareas que debes realizar pueden parecer repetitivas e iguales, siempre hay puntos que se te darán mejor y peor. Por ejemplo, si estás haciendo un informe, tal vez el proceso de recopilación de datos te sea más fácil de enfocar y desarrollar que el de presentarlos, o al revés. O si estás estudiando te das cuenta de que haciendo esquemas logras concentrarte mucho más que si lees una y otra vez la misma frase. Al final, el éxito depende en dar lo mejor en aquello que sabemos hacer bien y restar importancia a aquello que hacemos mal o ejecutarlo de la mejor forma posible. Es imposible ser bueno en todo, por lo que lo mejor que puedes hacer es buscar un enfoque para afrontar la situación desde el mejor punto de vista.

Prueba diferentes ritmos

Olvida todos estos preceptos de tiempo para estar más concentrado. La clave es dar con una técnica que mejor te venga a ti y a tu forma de vida. Habrá personas que sientan que están más activadas por la tarde y otras por la mañana. Por ello, lo mejor que puedes hacer es ir probando técnicas y tiempos que mejor te convengan. Sé paciente y no te agobies en exceso si no lo consigues; sigue probando nuevas fórmulas hasta que des con la tuya, pues al fin y al cabo todos somos diferentes y seguimos patrones cognitivos distintos.

Social Estilo de vida
El redactor recomienda