Es noticia
Menú
Claves para familiarizarte con el yoga y qué variante practicar, según los expertos
  1. Alma, Corazón, Vida
Esta actividad cuenta con cuatro versiones

Claves para familiarizarte con el yoga y qué variante practicar, según los expertos

Puede que cuando pienses en yoga se te vengan a la cabeza palabras como relajación o estiramientos, pero el practicado en gimnasios y centros especializados difiere en realidad

Foto: Fuente: iStock
Fuente: iStock

Aunque necesitamos motivación para comenzar a hacer cualquier tipo de ejercicio, para evitar lesiones y que nuestro esfuerzo no sea en vano será aconsejable consultar a un profesional. Por mucho que dispongamos de multitud de información acerca de qué movimientos son más o menos beneficiosos, cada cuerpo es un mundo, por lo que las necesidades serán igualmente distintas.

De entre toda la actividad física que hay, una que ha ido cogiendo fuerza en los últimos años es el yoga. Esta forma de ejercitarse se ha ido haciendo hueco en gimnasios y polideportivos, con el objetivo de ayudar a las personas a relajarse y reducir el estrés a base de estiramientos de todo tipo. Para algunos resulta increíble que esta rutina de ejercicios originada en India en el siglo IV d.C. siga vigente en la actualidad.

Foto: Una buena esterilla de yoga es una gran inversión porque te durará muchos años (Foto: Pixabay)

Aunque en muchas series, películas y libros se hable de los beneficios del yoga, estos consejos suelen estar destinados para la gente en general en lugar de casos específicos. A la hora de la verdad, cada individuo cuenta con unas cualidades físicas concretas, un tiempo para ejercitarse distinto y una alimentación acorde con él. Por ello, es importante conocer qué tipos de yoga existen y de qué manera podemos ir progresando.

Reeducar, reactivar y estirar

En primer lugar, ¿qué es el yoga? Para unos, practicar esta actividad es una parte fundamental de su estilo de vida, ya que les permite realizar movimientos que tonifican brazos, piernas e incluso abdomen. Sin embargo, otros consideran que va más allá del cuidado del físico. Para ellos, el yoga supone el cuidado de su propia mente.

placeholder Para algunos, practicar yoga es una parte fundamental de su estilo de vida (Unsplash)
Para algunos, practicar yoga es una parte fundamental de su estilo de vida (Unsplash)

Gustavo Ponce, maestro de yoga y pionero en Chile de la definición de esta disciplina, considera que, con ella, el ser humano trata de “reeducar, reactivar y estirar la musculatura y flexibilizar las articulaciones”. Según publica El Universal, otros expertos sugieren que el yoga no solo marca tus músculos y relaja la mente, sino que es igualmente capaz de reducir la tensión arterial y ayuda a mejorar la frecuencia cardíaca.

Además, algunas investigaciones recientes señalan que la práctica de yoga mejora la digestión y fomenta el descanso durante la noche. Pese a que muchos aficionados al deporte no crean que esta sea una actividad exigente, requiere en realidad esfuerzo, dedicación y tiempo. En caso de que te animes a practicar yoga, solo necesitarás hacerte con una esterilla y ver qué variante se adapta más a ti.

El yoga que enseñan en gimnasios

Aunque no sigan ningún tipo de orden, el Hatha Yoga es el más común, al estar presente habitualmente en las clases que ofrecen los gimnasios. Puede que no lo sepas, pero es probable que esta variable sea la que hayas practicado si te has animado a completar alguna sesión.

Los expertos consideran que este yoga es más físico, ya que está fundamentado en una serie de posturas conocidas como asanas. En su origen, aquellos que lo practicaban combinaban la parte física de la respiración y la meditación. Sin embargo, no es muy común encontrar esta mezcla en clases más multitudinarias.

Foto: Foto: iStock.

En caso de que decidas acudir a un centro especializado en yoga, encontrarás que se trabajan más la respiración y la meditación. Y es que, a diferencia de los preparadores físicos que hay a veces en los gimnasios, los especialistas en yoga tienden a darle más importancia a las dos claves practicadas en los orígenes de esta actividad, independientemente de la flexibilidad. Gracias a esto, el yoga primigenio es apto para todo el mundo, puesto que el objetivo es la relajación.

En segundo lugar, está el Bikram Yoga, una modalidad no indicada para los más calurosos. Esta variable suele realizarse a temperaturas que suelen rondar los 40 grados. Una vez que da comienzo la actividad, los individuos realizan una serie de 26 posturas de poca duración combinadas con ejercicios de respiración.

placeholder Conseguiremos que nuestro cuerpo y mente estén conectados, lo que fomenta una relajación más intensa (Unsplash)
Conseguiremos que nuestro cuerpo y mente estén conectados, lo que fomenta una relajación más intensa (Unsplash)

Puede que algunos confundan el Bikram con el Hot Yoga. La principal diferencia entre ambos es que el segundo cuenta con una mayor variedad de posturas cuya ejecución no sigue un orden determinado. Aunque se supone que lo puede realizar todo el mundo, expertos de la revista estadounidense Reader’s Digest afirman que las personas que no aguantan mucho el calor en lugares cerrados o tienen la tensión baja deberían decantarse por una variable diferente.

Por último, encontramos el Yoga Kundalini, fundamentado en la creencia de que nuestra energía divina está concentrada en la parte inferior de la columna vertebral. Para liberarla, habrá que efectuar cantos, respiraciones y movimientos de esa zona. Con ello, conseguiremos que nuestro cuerpo y mente estén conectados, lo que fomenta una relajación más intensa.

Algunas investigaciones señalan que el yoga mejora la digestión y fomenta el descanso

En definitiva, siempre que empieces cualquier tipo de actividad física, además del yoga, será conveniente que te rodees de expertos. Una vez fijada la alimentación saludable y los objetivos que esperes conseguir en función de tus habilidades, solo tendrás que practicar la actividad de forma rutinaria. Eso sí, no olvides escoger la modalidad que más te guste, hay mucho donde elegir.

Aunque necesitamos motivación para comenzar a hacer cualquier tipo de ejercicio, para evitar lesiones y que nuestro esfuerzo no sea en vano será aconsejable consultar a un profesional. Por mucho que dispongamos de multitud de información acerca de qué movimientos son más o menos beneficiosos, cada cuerpo es un mundo, por lo que las necesidades serán igualmente distintas.

Yoga India Estilo de vida
El redactor recomienda