Gana 40 millones a la lotería después de un curioso sueño de su marido
  1. Alma, Corazón, Vida
UNA INMIGRANTE EN CANADÁ

Gana 40 millones a la lotería después de un curioso sueño de su marido

Llevaba 20 años jugando con los mismos números a la lotería y, por fin, la persistencia ha dado sus frutos cambiándoles la vida

Foto: Deng Pravatoudom apostó siempre por el sueño de su marido (Ontario Lottery)
Deng Pravatoudom apostó siempre por el sueño de su marido (Ontario Lottery)

Son muchas las personas que piensan que el camino más rápido para convertirse en millonario pasa por participar en los juegos de azar. Por apenas un euro o el equivalente en la moneda de cada país, cualquier persona puede buscar la suerte en cualquiera de los juegos organizados por cada estado y conseguir, dependiendo del sorteo, premios multimillonarios.

Estados Unidos acaba de dar uno de los mayores premios de lotería de todo el mundo, 1.000 millones de dólares que suponen unos 850 millones de euros al cambio. Le ha tocado a una persona que validó su boleto en el estado de Michigan, aunque el ganador aún no ha aparecido para reclamar su premio… y es probable que no quiera hacerlo públicamente.

Foto: Fuente: iStock

Sin embargo, no hace falta ganar esa increíble suma de dinero para convertirse en millonario. Y, para conseguirlo, cualquier método es válido. Lo importante es comprar el número que salga elegido en el sorteo, acertar con la combinación ganadora o tener la suerte que el rasca y gana escogido tiene un gran premio. Cualquier método (legal) es igual de bueno.

Un sueño millonario

Sin embargo, el problema llega a la hora de rellenar esos boletos o comprar el número de lotería que vaya a resultar elegido. Nadie tiene la varita mágica que sea capaz de predecir los resultados de la lotería, por lo que toca echar mano de la imaginación y cualquier opción es igual de válida a la hora de escoger los números en los que confiaremos nuestra suerte.

Llevaba 20 años jugando a los mismos números con los que su marido soñó una noche

Son muchas las personas que eligen una fecha específica para convertirla en su número de la suerte, ya sea el día de su boda, el de su cumpleaños, el del nacimiento de su hijo, etc. Otros prefieren hacer combinaciones con los días de los cumpleaños familiares, con las fechas importantes de su vida, etc. Y hay quienes recurren directamente al sistema aleatorio de las máquinas de la lotería.

En cualquier caso, las posibilidades de acertar son las mismas y será la diosa fortuna la que reparta suerte. El mejor ejemplo lo hemos encontrado en Canadá: allí vive Deng Pravatoudom, una mujer de 57 años que lleva más de veinte años jugando a los mismos números, los que su esposo soñó durante una noche y que consiguió recordar cuando se despertó.

placeholder Deng fue la única ganadora de primera categoría (Foto: The Lott)
Deng fue la única ganadora de primera categoría (Foto: The Lott)

Deng volvió a jugar hace pocas semanas con esos mismos números de siempre a la lotería del estado de Ontario. Pero, a diferencia de las ocasiones anteriores, esta vez había un premio millonario esperándola. Ella no sabía que su boleto estaba premiado, lo que hizo que la noticia que le dio su marido se convirtiera en más increíble aún de lo normal.

Casi 40 millones de euros

En un comunicado que publica la lotería de Ontario, esta mujer de 57 años y origen asiático explica que llegaron a Canadá en los años 80 y que, desde entonces, han trabajado duro para sacar adelante a su familia. El pasado 1 de diciembre, acudió al centro junto a su marido y, mientras ella iba al banco a pagar unas facturas, él se acercó a una tienda para comprobar algunos boletos de lotería pendientes.

Foto: Tomasz Bogdanski, al recoger su cheque de 75.000 euros (National Lottery)

Cuando volvió, él cambió su cara habitual y le dio la increíble noticia: uno de los boletos que tenían pendientes de comprobar estaba premiado con 60 millones de dólares canadienses, el equivalente a casi 40 millones de euros al cambio. Una noticia que le iba a cambiar la vida de arriba abajo para una familia que lo ha pasado muy mal a lo largo de su existencia.

Reconocen que fueron ayudados por iglesia local cuando llegaron a Canadá porque "no teníamos nada, estoy agradecida por el gran apoyo que nos brindaron a lo largo de los años. Mi esposo y yo hemos trabajado muchas horas durante más de 40 años, tratando de ahorrar lo que pudimos para nuestra familia. Debido a la pandemia, fui despedida la primavera pasada, por lo que este dinero ciertamente ayudará a hacer nuestras vidas mucho más fáciles".

Sus hijos aseguran que se merecen esa felicidad por lo mucho que han trabajado en su vida

Deng Pravatoudom reconoce que "estaba muy feliz y llorando al mismo tiempo. Al principio no podía creerlo. Ahora voy a comprar una casa y, después, si está permitido después de la pandemia de coronavirus, voy a viajar por el mundo". Son los sueños de futuro de una persona que confió en los sueños de su marido para hacerse millonaria.

Lotería Canadá Juegos de azar Sorteo Suerte
El redactor recomienda