¿Una epidemia de problemas dentales? La advertencia de una dentista de Nueva York
  1. Alma, Corazón, Vida
EFECTOS COLATERALES DEL CONFINAMIENTO

¿Una epidemia de problemas dentales? La advertencia de una dentista de Nueva York

Una odontóloga expone los motivos por los que han aumentado los casos de bruxismo entre la población a raíz del estrés generado por la pasada cuarentena

Foto: Fuente: iStock.
Fuente: iStock.

Durante la pasada cuarentena, fueron muchas las personas que retrasaron sus consultas al dentista. Además, este gremio no deja de ser uno de los más expuestos y que más han sufrido la pandemia: al tratarse de un área tan sensible como la boca, el riesgo de contagio resulta bastante alto. Uno de los retos a los que se enfrenta, en general, la medicina no es solo combatir al coronavirus, sino atender a la vez el resto de patologías que no han cesado de producirse entre la población.

Y gozar de una buena salud bucodental es imprescindible para sentirse bien. Los dolores en los dientes son muy incómodos y desagradables, sumado al hecho de que es una de las partes más visibles del rostro que también suele determinar la belleza de una persona. Por todo ello, no hay que dejar desatendidos todos los problemas que puedan surgir en nuestra boca.

Una mala postura durante el día puede desembocar en un problema de bruxismo por la noche

"He visto más fracturas de dientes en las últimas seis semanas que en los seis años anteriores". Así de tajante se mostraba Tammy Chen, odontóloga afincado en Nueva York, quien publicaba una columna que ha sido muy compartida y exitosa en 'The New York Times'. "Al cerrar mi consulta a mediados de marzo, noté un aumento en las llamadas de mis pacientes que alertaban de casos de dolores de mandíbula, sensibilidad dental y hasta migrañas. Cuando volví a abrir a principios de junio, las fracturas de dientes comenzaron a aparecer, al menos una al día durante varios días seguidos. De media, veo en torno a tres o cuatro".

¿A qué se debe esta gran afluencia de problemas dentales? "Una respuesta obvia es el estrés", observa Chen. "No es ningún secreto que la ansiedad que hemos vivido todos con la pandemia esté afectando a nuestra salud mental colectiva. Este estrés, a su vez, produce bruxismo, lo que puede acabar dañando los dientes hasta que se rompen".

Foto: El bruxismo, asociado con el manejo del estrés, es más frecuente en mujeres jóvenes

El dentista no solamente atribuye este gran número de casos de bruxismo al estrés originado por la pandemia, sino también al cambio tan repentino de vida al que nos hemos visto abocados en este año. En concreto, a las incomodidades propias del teletrabajo. "A menudo hemos acabado escribiendo un correo en el sofá, en un taburete de la cocina o en un rincón del salón", asegura. En este sentido, las malas posturas que muchas veces afectan a la espalda también acaban pasando factura a los dientes. "Los nervios de los músculos del cuello y los hombros conducen a la articulación temporomandibular (ATM), la cual conecta la mandíbula con el cráneo", sentencia Chen. "Una mala postura durante el día puede desembocar en un problema de bruxismo por la noche".

Otra de las causas que el odontólogo atribuye a este crecimiento exponencial del bruxismo es el de los trastornos del sueño. "Desde el inicio de la pandemia, son muchos los pacientes que han reconocido tener problemas de insomnio", explica la dentista. "Debido al estrés producido por el coronavirus, el cuerpo permanece en un estado de excitación listo para la batalla, en lugar de descansar y recuperar energía. Toda esa tensión va dirigida a los dientes".

Consejos

Ante este escenario, el especialista ofrece posibles soluciones. La primera de ellas es tomar conciencia del problema. "Pregúntate: ¿te estás tocando mucho los dientes últimamente? ¿Incluso mientras lees este artículo? Si es así, puede ser una señal de que verdaderamente tienes bruxismo. No deberías tocar tus dientes ni con los dedos ni con la lengua en todo el día a menos que estés comiendo o masticando. Tu mandíbula debe estar relajada el mayor tiempo posible, dejando un poco de espacio entre los dientes cuando la boca permanece cerrada", explica.

La pantalla del ordenador debe estar a la altura de los ojos para conseguir una buena postura

Uno de los tratamientos más comunes para los pacientes de bruxismo es el de los protectores dentales nocturnos. "Si te duelen mucho los dientes, lo mejor es ponértelo también durante el día", aconseja Chen. "Dado que muchos de nosotros pasaremos meses trabajando desde casa, es primordial establecer una postura correcta a la hora de sentarnos a trabajar: sus hombres deben estar alineados con la cadera. La pantalla del ordenador deben estar a la altura de los ojos: en caso contrario, coloca tu monitor sobre una pila de libros".

Un ejercicio que propone el odontólogo para aliviar el estrés que se carga a la columna es lo que él llama "el meneo del pez". Este consiste en acostarse boca arriba con los brazos extendidos por encima de la cabeza y mover los brazos, hombros, caderas y pies de lado a lado. "El objetivo es descomprimir y estirar la columna para liberar toda esa tensión", señala. Y, sobre todo, adopta una buena rutina para antes de acostarte. Después de un día duro, es esencial relajarse con un libro o una tarea que no implique mucho esfuerzo y te ayude a desconectar. Olvida eso de revisar las últimas actualizaciones del móvil, ya lo harás al día siguiente. Solo así conseguirás vencer al estrés de la vida cotidiana que, de forma silenciosa y paulatina, puede acabar con la salud de tus dientes.

Coronavirus Estrés Pandemia Gremio Salud mental Migrañas Trastornos del sueño
El redactor recomienda