milán es la más contaminada de europa

Barcelona es mejor ciudad que Madrid para morir prematuramente respirando diésel

Aunque lejos de polos de emisión como Milán o París, la ciudad catalana supera incluso a Madrid, más poblada, en muertes provocadas por el exceso de emisiones en coches diésel

Foto: Dos oficiales organizan el tráfico en Vilassar de Mar, Barcelona (Reuters)
Dos oficiales organizan el tráfico en Vilassar de Mar, Barcelona (Reuters)

A día de hoy conocemos algunas de las consecuencias del DieselGate, el escándalo de emisiones contaminantes protagonizado por Volkswagen, que entre 2009 y 2015 vendió coches diésel que emitían hasta 40 veces más de los límites legales y por tanto ha sido obligada por varios tribunales —en España, Europa y Estados Unidos— a compensar económicamente a los conductores afectados.

Mucho más difícil es valorar cómo ha afectado este exceso de emisiones de dióxidos de nitrógeno (NOx) y partículas en suspensión (PM2,5 y PM10) a los ciudadanos que las han padecido, especialmente en comparación con lo que habríamos respirado si Volkswagen no hubiera trampeado sus emisiones.

Esta semana, la colaboración entre el Instituto Internacional para el Análisis de Sistemas Aplicados (IIASA) situado en Austria y uno de los centros más fiables del mundo en cuanto a estos análisis, y el Instituto Meteorológico de Noruega ha emitido la última entrega de su estudio acerca de los efectos del DieselGate en la mortalidad prematura de los europeos, unos resultados a los que El Confidencial ha tenido acceso.

Las buenas noticias es que nuestro país, pese a tener uno de los parques móviles más 'dieselizados' de Europa, España no encabeza el número de muertes prematuras por el 'surplus' de gases y partículas en miles de Volkswagen. Italia, y especialmente aglomeraciones urbanas del norte del país como Milan, Monza o Bérgamo encabezan esta macabra clasificación. En general, son las zonas densamente pobladas y con alto tráfico donde se acumulan la mayor parte de las entre 1500 y 2000 muertes en Europa que este nuevo análisis atribuye al exceso de emisiones del diésel.

Barcelona tiene una densidad de vehículos por metro cuadrado dos veces mayor que la de Madrid y hasta tres veces superior a la de Londres

A España le corresponden, según el estudio, 21 muertes prematuras atribuibles al DieselGate, 12 en Barcelona y 9 en Madrid. La Ciudad Condal aumentaría su concentración de material particulado en 0,08 microgramos por metro cúbico de aire y Madrid la mitad: 0,04 microgramos. Pueden parecer cantidades ridículas pero son simplemente una gota más en un vaso ya repleto, el de la calidad del aire en ambas ciudades que la Comisión Europea lleva amenazando desde hace años con multas millonarias.

La mayor concentración y muertes prematuras en Barcelona, que a priori cuenta con un menor parque móvil de vehículos diésel que Madrid, no tiene una explicación sencilla. "Uno de los factores que distingue a Barcelona es la alta densidad de vehículos por kilómetro cuadrado, dos veces mayor que la de Madrid y hasta tres veces superior a la de Londres", explica Jordi Sunyer, investigador de ISGlobal. "Este hecho contribuye de forma determinante a empeorar la calidad del aire", señala el científico de este centro impulsado por la Obra Social La Caixa.

"Por pocas que sean las partículas que son imputables al DieselGate, hay que recordar que no existe una dosis segura de esto y que cualquier contaminación adicional aumenta los daños para la salud, de acuerdo con el conocimiento actual", indica Borken-Kleefeld, investigador en calidad del aire en el IIASA.

Según los datos del centro austriaco y MetNorway, cualquier europeo que hoy tenga treinta años de edad habrá perdido unos días de vida sólo como consecuencia del exceso de emisiones. Si vivía en el área industrial de Milán habrá perdido hasta seis días, cinco en Bélgica, cuatro en Holanda o Francia, tres en Alemania o dos en Reino Unido. En comparación, un treintañero residente en Madrid o Barcelona apenas habrá perdido un día de vida.

Cualquier europeo que hoy tenga treinta años de edad habrá perdido unos días de vida sólo como consecuencia del exceso de emisiones

Estas dos instituciones ya publicaron un estudio conjunto en verano de 2017 estimando en unas 5.000 muertes prematuras en toda Europa los excesos de NOx y material particulado fino. Ahora, tratan de cercar aún más la responsabilidad que tuvieron los fabricantes implicados en el escándalo de las emisiones.

Para Fernando Prieto, director del Observatorio de Sostenibilidad, "a partir de este estudio es posible determinar las responsabilidades directas de estas empresas fabricantes de automóviles sobre la población que muere prematuramente por los excesos de emisiones que se deberían haber evitado por ley", explica. "Por ello, las administraciones públicas deben pedir responsabilidades directas a estas empresas". ​

_

*Este artículo es parte de la investigación internacional sobre el DieselGate realizada por MobileReporter. Se publica en el marco de la Red Europea EDJNet.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios