LUCHA CONTRA LA 'BOINA GRIS'

Carmena estudia restringir el tráfico en el centro para cumplir con la UE

El ejecutivo de Manuela Carmena pretende extender a media docena de barrios la restricción del tráfico rodado para cumplir con las directrices sobre calidad del aire y humanizar la ciudad

Foto: 'Boina' gris de contaminación sobre la ciudad. (EFE)
'Boina' gris de contaminación sobre la ciudad. (EFE)

Los céntricos barrios de La Latina y Malasaña son los próximos candidatos a convertirse en Área de Prioridad Residencial (APR), zonas de restricción del tráfico rodado con las que se pretende humanizar la ciudad y luchar contra la contaminación. Desde principios de mes, en el barrio de Ópera se ha erigido el laboratorio de ensayo para la APR, que si bien funcionaba ya en Letras, Cortes y Lavapiés, el nuevo ejecutivo de Manuela Carmena pretende estudiar a fondo sus efectos. El Ayuntamiento está elaborando informes propios periódicos e incorporará las aportaciones de vecinos y comerciantes antes de estudiar su extensión a gran escala por todo el centro de la ciudad.

A partir de los resultados obtenidos por estos estudios de impacto y viabilidad se tendería a homogeneizar la normativa para todas las áreas de prioridad residencial. Actualmente, el acceso a estas áreas está limitado a residentes, turismos no contaminantes, taxis, ambulancias, motocicletas y bicis, aunque las grandes arterias viarias están abiertas a todos los vehículos. Asimismo, pueden acceder los vehículos que vayan a estacionar en un aparcamiento, de carga y descarga o titulares de la tarjeta de movilidad reducida.

Azul: APR en estudio. Amarillo: APR en pruebas. Verde: APR operativo. (EC)
Azul: APR en estudio. Amarillo: APR en pruebas. Verde: APR operativo. (EC)

Las amenazas de sanción debido al incumplimiento sistemático de las directrices europeas sobre calidad del aire, máxime cuando la UE rechazó la última solicitud de prórroga cursada por Ana Botella, están detrás de este tipo de medidas. Precisamente, el próximo encuentro para abordar esta cuestión será en septiembre, y Ahora Madrid quiere llegar con los deberes hechos.

La única opción para obtener una prórroga sobre los límites de contaminación pasa por presentar un plan de calidad del aire eficaz y realista, teniendo en cuenta que a principios de este año ya se habían vulnerado los límites de dióxido de nitrógeno (un gas contaminante emitido a través de los tubos de escape) establecidos para todo el 2015. De tramitarse el procedimiento sancionador, las multas podría ser millonarias, al calcularse según el PIB del país en cuestión, así como por la duración y gravedad de la infracción.

Madrid está muy por detrás del resto de capitales europeas en lo que a reducción del tráfico se refiere, por lo que desde el área de Medio Ambiente y Movilidad, que dirige la edil Inés Sabanés, se está elaborando un plan integral de movilidad que potencie el uso del transporte público o de la bicicleta. Según los informes aportados por los expertos y profesionales en planificación del transporte urbano que participaron en la elaboración del programa de Ahora Madrid, el coche es usado únicamente por el 27% por ciento de las personas.

Sistemas de alerta

Inés Sabanés, edil de Medio Ambiente y Movilidad. (EFE)
Inés Sabanés, edil de Medio Ambiente y Movilidad. (EFE)

Conciliar las necesidades de desplazamiento de los habitantes de Madrid, con las del medio ambiente y la consolidación de un espacio urbano más amable es el principio rector que regirá el nuevo plan de movilidad. En este sentido, se apuesta por la implantación de energías sostenibles en el transporte público, así como por la creación de una 'tarifa social' y un billete único intermodal, para hacer transbordos sin coste adicional.

El Ayuntamiento cuenta ya con un protocolo de restricción de tráfico para hacer frente a episodios puntuales de alta contaminación, aunque nunca se ha puesto en funcionamiento. En 2012 se aprobó también un Plan de Calidad del Aire que, a pesar de haber disminuido las emisiones de nitrógeno de oxígeno en un 20%, no ha sido suficiente para mantener la ciudad por debajo de los límites marcados por la directiva de calidad del aire. Entre las medidas incluidas destaca la instalación de filtros en los autobuses públicos que reducen las emisiones de dióxido de nitrógeno.

La edil de Medio Ambiente pretende remodelar el protocolo del aire desarrollado por la anterior administración, introduciendo medidas preventivas y reduciendo los niveles del sistema de alertas. Desde principio de verano, las pantallas informativas de las estaciones y de los principales viales están programadas para que se informe en caso de alerta por contaminación. Un servicio que pretende extenderse también a los parques, puesto que la realización de ejercicio físico en estas condiciones ambientales es perjudicial para la salud.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
35 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios