INCLUYE A LA OPOSICIÓN EN EL CONSEJO

Carmena implantará una 'tarifa social' en el transporte tras asumir las riendas de la EMT

La alcaldesa de Madrid asume la presidencia de la EMT, la empresa municipal más importante, y traza las primeras líneas de carácter social a la espera de nombrar a un nuevo gerente

Foto: La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, durante una marcha ciclista durante la campaña para reivindicar el uso de este transporte. (Reuters)
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, durante una marcha ciclista durante la campaña para reivindicar el uso de este transporte. (Reuters)

La creación de una 'tarifa social' y un billete único intermodal, para hacer transbordos sin coste adicional, son las dos primeras medidas de urgencia que planea implantar Manuela Carmena tras asumir las riendas de la Empresa Municipal de Transporte (EMT) como presidenta de su consejo de administración. Otra de sus apuestas pasa por la elaboración de un plan de energías sostenibles en el transporte público, pues como explicó la responsable del área de Transporte y Movilidad, Inés Sabanés, en su última reunión con el comité de empresa de la EMT, la reducción de la contaminación es una prioridad, recordando además que el Ayuntamiento ha incumplido sistemáticamente la normativa europea sobre calidad del aire.

La número dos en el consejo de administración será la propia Inés Sabanés, que asumirá la vicepresidencia del ente público. De los trece vocales con los que cuenta el órgano, el equipo de Gobierno ha decidido reservar tres puestos para los partidos de la oposición (Pablo Cavero por el PP, Ignacio de Benito por el PSOE-M y Miguel Ángel Redondo por Ciudadanos), que por primera vez estarán representados en el consejo de la empresa municipal. El comité de empresa también contará con dos representantes con voz y sin voto, de acuerdo con la legislación vigente. El resto del consejo estará compuesto por seis ediles de Ahora Madrid y dos funcionarios del Ayuntamiento.

La designación del nuevo gerente todavía está pendiente, por lo que de momento continuará en el cargo Rafael Orihuela, nombrado en febrero de 2012 por la exalcaldesa Ana Botella. Según fuentes del consistorio se producirán cambios en la dirección, así como una racionalización de la misma, a la mayor brevedad posible.

Manuela Carmena junto a Inés Sabanés (d), concejal de Transporte y Movilidad de Madrid. (EFE)
Manuela Carmena junto a Inés Sabanés (d), concejal de Transporte y Movilidad de Madrid. (EFE)

Las condiciones de la denominada tarifa social todavía se están sometiendo a estudio, así como el número de personas que podrían beneficiarse de ella. Entre los colectivos a los que se baraja incluir dentro de la tarifa social destacan los desempleados y sus familias, personas con ingresos inferiores al salario mínimo y estudiantes. Con los detalles aun sin concretar, la responsable del área subraya que el objetivo, a grandes trazos, pasa por implantar precios más acordes con criterios de renta que “incentiven el uso masivo del transporte público”.

La primera y única medida ya implantada es la gratuidad de la línea lanzadera que los vecinos de los distritos de Puente de Vallecas y de Villa de Vallecas utilizan para trasladarse hasta el Hospital Infanta Leonor. Una medida prioritaria, según el concejal de distrito Francisco Pérez, que argumenta por el hecho de que esta línea (H1) es la única que llega hasta las dependencias sanitarias y “los usuarios que la utilizan desde el intercambiador de Sierra de Guadalupe han abonar un segundo trayecto de autobús para ir al hospital”.

Reducción del número de viajeros

La apuesta por implantación de autobuses eléctricos, hasta conseguir que todos los autobuses utilicen energía de origen sostenible, es otra de las medidas estrella que estudian implantar el nuevo ejecutivo madrileño. Una pretensión que camina acorde con el plan de política ambiental de la EMT, con el que se pretende conseguir un transporte cada vez más eficiente y sostenible.

Con el objetivo de reducir las emisiones contaminantes de la flota de autobuses se han implantado tecnologías de propulsión más ecológicas y combustibles limpios. Ayer mismo la EMT se adhirió a la campaña “Un millón por el clima”, auspiciada por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, para que empresas, entidades y ciudadanos se comprometan a luchar contra el cambio climático. En estos momentos la empresa está en periodo de pruebas con el autobús eléctrico Eurabus 2.0 cedido a la entidad madrileña durante unos días por el grupo alemán Euracom, fabricante del vehículo.

Desde el comité de empresa han reivindicado a los nuevos miembros del consejo de administración que se revisen las decisiones de los últimos años que han supuesto recortes y supresiones de servicios. Concretamente, de los 100 millones de kilómetros recorridos por los autobuses de la EMT en 2010 se pasó a 91,3 millones en 2013, mientras que en este año se prevé que desciendan a los 87,5. Una de las consecuencias, junto a la subida de tarifas, según argumentan, que han provocado la reducción en el número de viajeros.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios