falta arreglar la alarma

OnePlus 2 se corona como el 'smartphone' con mejor calidad-precio

El segundo móvil de la empresa china es una bestia que destaca por un diseño peculiar a la vez que elegante, una de las mejores cámaras del mercado, y un sensor de huellas ultrarrápido

Foto: Fotografía: Zigor Aldama
Fotografía: Zigor Aldama

Con motivo del lanzamiento del nuevo OnePlus 2, y como ya hicimos hace un par de semanas, Teknautas sorteará entre sus lectores 20 invitaciones, necesarias para la compra del terminal. Desde hoy y hasta el próximo domingo 6 de septiembre, recogeremos participaciones a través del formulario que está al final de este mismo artículo. Facilitaremos los correos de los ganadores a OnePlus, que se encargará de la activación de esos códigos. Nosotros escribiremos a los agraciados para avisarles. ¡Mucha suerte a todos!

Soy de los que por la noche apagan el móvil y lo dejan cargando. Cuál fue mi sorpresa cuando, un día en el que tenía que madrugar para tomar un tren, fue el subconsciente el que me despertó a las 5:30 y no la alarma de mi OnePlus One que había programado para las 5. Se dio la casualidad de que mi compañero de viaje, también usuario del One, sufrió la misma calamidad.

Así aprendimos que la alarma falla en esta situación con Cyanogen -la máscara Android con la que funcionaba el One-, y que cuando se enciende el teléfono aparece una notificación que nos lleva a acordarnos de todos los antepasados de quienes hacen OnePlus: Alarma perdida.

Afortunadamente logramos subir al tren cuando faltaban pocos minutos para que se pusiera en marcha, y por eso lo primero que he probado al recibir el OnePlus 2 ha sido la alarma. Y tengo que decir que, con el nuevo OS Oxygen, el teléfono sigue sin despertarse cuando está apagado y conectado a la red.

Los aficionados a la fotografía están de enhorabuena: el sensor de 13 megapíxeles de la cámara posterior es uno de los más grandes del mercado

Aparte de este detalle, que considero importante sobre todo cuando competidores como Xiaomi o Meizu no tienen este problema, el OnePlus 2 es un teléfono que destaca a primera vista. Es cierto que su diseño frontal no tiene nada de especial, pero esa es una de sus fortalezas: como sucedía con el One, la simplicidad es un extra.

La superficie negra, sólo alterada por el sensor de huellas dactilares, resulta tan sobria como elegante. En el lateral, de metal gris mate, sorprende un toque brillante en la curiosa separación que existe entre el cuerpo y la pantalla y le confiere la calidad de los mejores aparatos de gama alta, una sensación que se acrecienta con la parte posterior.

OnePlus 2 (izquierda) y OnePlus (derecha). (Fotografía: Zigor Aldama)
OnePlus 2 (izquierda) y OnePlus (derecha). (Fotografía: Zigor Aldama)

Aunque cuesta acostumbrarse a ver la cámara situada casi en el centro de la tapa trasera, y resulta algo aparatosa por la posición del sensor láser y el flash dual, el uso del plástico sandstone black es un acierto como lo fue en su predecesor.

OnePlus también hace un guiño al mundo de la moda con el lanzamiento de diferentes tapas intercambiables en diferentes maderas e incluso en kevlar, el material utilizado para los chalecos antibalas. Quizá por eso la marca ha decidido abrir hoy la venta del 2 en Colette, uno de los establecimientos más fashion de París.

La versión 2.1 utilizada en el aparato de OnePlus apenas se calienta, ni siquiera cuando se están llevando a cabo diferentes procesos a la vez

En cualquier caso, el 2 consigue diferenciarse rápidamente del resto, y lo hace de forma rotunda pero sin estridencias. Se agradece, por ejemplo, la falta de letras tanto en el frontal como en la tapa trasera, donde el logo de la marca no molesta. Es una mejora frente al One, que llevaba serigrafiado Cyanogen y diferentes logos en la parte posterior. 

El botón lateral deslizante, con el que podemos controlar las notificaciones que queremos recibir con un solo movimiento y sin necesidad de sacar el terminal, es un añadido interesante tanto por su funcionalidad como por su apariencia. Y lo mismo sucede con los dos altavoces en el lateral inferior: no sólo funcionan con una potencia y una calidad de sonido excelentes, sino que su diseño también resulta muy acertado. Eso sí, con tanto metal, el OnePlus 2 es algo más grueso que el One, y pesa.

Una vez encendido, Oxygen -basado en Android 5.1- funciona sin problemas. Con fluidez y agilidad, algo que era de esperar teniendo en cuenta que monta 4 GB de RAM -del tipo DDR4 por primera vez-.

(Fotografía: Zigor Aldama)
(Fotografía: Zigor Aldama)

El sensor de huellas es especialmente rápido y cumple la función que prometió Carl Pei, uno de los fundadores de esta startup que ha captado la atención de todo el mundo: “Al final desbloqueamos el móvil muchas veces durante la vida útil del aparato, y perdemos mucho tiempo en algo tan sencillo. El lector de huellas permite hacerlo rápido y de forma segura”, dice por teléfono. Sólo una pega, a veces hay que posar el dedo dos o tres veces, sobre todo cuando tenemos sudor o grasa, y el sensor funciona mucho mejor cuando mantenemos agarrado el móvil que si lo tenemos apoyado sobre la mesa.

Con un precio de 399 euros, el 2 es uno de los mejores teléfonos que se pueden adquirir en España y el que cuenta con mejor relación calidad-precio

OnePlus también quiere ahorrarnos tiempo adoptando el cable USB-C, concretamente una versión patentada y que es reversible en ambos extremos, con lo cual no tenemos que preocuparnos de estar mirando si lo tenemos que conectar hacia arriba o hacia abajo. No obstante, como todavía este estándar no está muy extendido, tenemos pocas posibilidades de encontrarnos con alguien que nos pueda prestar su cargador si nos quedamos colgados sin batería. 

Además, el uso del USB-C también impide que el OnePlus 2 cuente con una función cada vez más extendida entre sus competidores: la carga rápida. Aunque desde la marca aseguran que el terminal sólo tarda en torno a dos horas y media en cargarse por completo, lo cierto es que resulta muy útil poder cargarlo hasta el 50% en 30 minutos, como se puede hacer con el Xiaomi Note o con el MX5 de Meizu.

Para completar la lista de lo que el OnePlus 2 no tiene hay que mencionar el chip NFC. Es cierto que se trata de una tecnología que todavía no se ha extendido demasiado como método de pago, pero sorprende que no se haya incluido porque el One sí que lo tenía y porque OnePlus se caracteriza por ser una empresa puntera y no ahorrar en características técnicas. Aunque la mayoría de los usuarios no notará la diferencia, para quien escribe estas líneas sí que resultaba una función útil porque el metro de Shanghái es uno de los pocos en los que se pueden pasar las canceladoras utilizando un móvil con NFC.

OnePlus 2 (izquierda) y OnePlus (derecha). (Fotografía: Zigor Aldama)
OnePlus 2 (izquierda) y OnePlus (derecha). (Fotografía: Zigor Aldama)

La mejor cámara del mercado

Quienes sí que están de enhorabuena son los aficionados a la fotografía con móvil. El 2 tiene, posiblemente, la mejor cámara del mercado. Por un lado está el grupo de seis lentes con una luminosidad de 2.0, algo que ya apenas sorprende en la gama alta. Pero, por el otro lado, está el mecanismo de reducción de vibraciones que permite tomar vídeos sin apenas sacudidas y fotografías muy nítidas. 

Desde OnePlus prometen que con la próxima actualización OTA el software permitirá el control totalmente manual de la cámara y la creación de archivos RAW, una gran noticia. Pero hay más: el sensor de 13 megapíxeles de la cámara posterior es uno de los más grandes del mercado. “El asunto no es aumentar el número de píxeles sino la calidad de los mismos”, justifica Pei. Y, a la luz de los resultados, habrá que darle la razón. Por si fuese poco, el sistema de autofoco por láser es extremadamente rápido y permite tomar fotografías bien enfocadas en condiciones de muy poca luz. Sin duda, los fabricantes de cámaras compactas tienen razón para estar intranquilos.

La falta de carga rápida y de chip NFC son las principales carencias de este terminal

En cuanto al cerebro del 2, había mucha curiosidad por ver cuál sería el comportamiento del chip Qualcomm Snapdragon 810, coloquialmente conocido como la estufa. Y, después de dos días de uso del móvil, tengo que reconocer que la versión 2.1 utilizada en el aparato de OnePlus apenas se calienta, ni siquiera cuando se están llevando a cabo diferentes procesos a la vez. La diferencia es brutal si se compara, por ejemplo, con el Xiaomi Note Pro, cuya temperatura en ocasiones provoca preocupación en el usuario. Claro que los 8 núcleos del 2 operan a 1,8 Ghz., más lento que los del Pro, pero en el uso de aplicaciones y de juegos exigentes la diferencia es imperceptible.

Hay a quien le puede sorprender que la pantalla del 2 -de 5,5 pulgadas- se haya quedado en una resolución FHD (1920x1080). No obstante, se trata de una decisión acertada que logra alargar la vida de la batería frente al consumo que tiene una QHD, y el ojo humano difícilmente nota la diferencia. Dicho esto, después de haber hecho un uso moderado-alto del terminal -cargado por la noche y sin alarma-, a las 11 de la noche la batería todavía marca más del 50%. 

En definitiva, después de la gran polvareda que OnePlus ha levantado desde que nació hace dos años, hay que certificar que ha cumplido con la gran expectación que había creado. Con un precio de 399 euros -versión de 64GB-, el 2 es uno de los mejores teléfonos que se pueden adquirir en España, y el que cuenta con mejor relación calidad-precio. Además, su doble SIM 4G resulta ideal para los viajes. Ah, y han prometido echarle un vistazo al problema de la alarma.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios