competían con windows phone y la gama lumia

Microsoft acaba con el sueño de Nokia y finiquita sus móviles Android

Tras anunciar el recorte de hasta 18.000 puestos de trabajo, Satya Nadella, CEO de Microsoft, confirmó que no fabricarán más teléfonos Nokia con Android

Foto: Microsoft acaba con el sueño de Nokia y finiquita sus móviles Android
La noticia se coló por debajo de la mesa y al mismo tiempo que se anunciaba el mayor recorte de trabajadores de la historia de la compañía. Microsoft reconoció este jueves que eliminará 18.000 empleos el año que viene. Una de las consecuencias de esto es que 12.500 de esos puestos procederán de su recién adquirida división de Nokia. Otra es que ya no fabricarán más teléfonos con Android.

El pasado mes de febrero Nokia anunció en el Mobile World Congress de Barcelona sus smartphones Nokia X, sus tres primeros terminales con el sistema operativo de Google y no Windows Phone de Microsoft. Empresa con la que venía trabajando hasta ese momento y que por si fuera poco estaba a punto de comprar a la finlandesa.

A simple vista los teléfonos de la gama X parecen tres Lumia más de Nokia con la plataforma de los de Redmond. De hecho, su interfaz de usuario es exactamente igual que la de sus antecesores: dispone de los típicos tiles que también se pueden cambiar de tamaño, y la misma apariencia y manejo.

Pero lo cierto es que no lo son. Además de contar con la plataforma de Google, desde la tienda online Nokia Store se pueden instalar apps del famoso buscador de internet promoviendo de esta forma su ecosistema.

Un teléfono que escocía a Microsoft

Los Nokia X suponen una evolución de los Asha. No solo están orientados para países emergentes, sino para todo el que quiera un Android mejor que lo que hay ahora en el mercado. Hay que recordar en este sentido que el precio de esta familia de teléfonos está por debajo del móvil más económico de los Lumia, el 520 que cuesta alrededor de 129 euros.

Tras su lanzamiento fueron muchos los que pensaron que esta medida favorecía a Google ya que, al fin y al cabo, se estaba promoviendo su ecosistema y sistema operativo. Es decir: que Nokia, empresa que iba a ser adquirida por Microsoft, estaba favoreciendo a su máximo rival, Google, instalando su SO en los teléfonos que en poco tiempo serían suyos. Vamos que desde Mountain View se frotaban las manos.

Por aquel entonces desde Teknautas hablamos con el responsable de Portfolio para España y Portugal de Nokia, Javier García, quien nos aseguró que todo lo contrario. Que lo que habían hecho era "aglutinar lo mejor del mundo Android con el de Microsoft y Nokia".

"Este es un movimiento tremendamente agresivo contra Google. Ponemos lo mejor del sistema operativo del buscador con lo mejor de Nokia como fabricante y Microsoft como experto en software", aseguró convencido el directivo español. ¿Ustedes se lo creyeron? Pues bien. Nosotros tampoco.

Este jueves además de anunciar los despidos que tendrán lugar el próximo año, Satya Nadella comunicó que eliminará su línea de móviles Nokia X. En una nota de prensa que hizo pública la compañía, el CEO reconoció que se quedarán solo algunos modelos pero solo para que funcionen con Windows Phone. Por lo que los Android pasarán a la historia.

"Tenemos la intención de cambiar diseños selectos de productos Nokia X y convertirlos en Lumia con Windows. Esto se fundamenta en nuestro éxito en el área de los smartphones asequibles y en las apps".

El papel de los teléfonos en Microsoft es diferente del que tenía dentro de NokiaTodo hace pensar por lo tanto que los de Redmond apostarán toda su estrategia móvil a Windows Phone para aportar a esta plataforma el máximo valor posible. Desterrar Android sin lugar a dudas hará que no pierdan energías diversificando sus recursos.

El propio Stephen Elop apuntó en esta dirección cuando reconoció no hace mucho tiempo que "el papel de los teléfonos en Microsoft es diferente del que tenían dentro de Nokia. Mientras que el negocio de hardware en Nokia era un fin en sí mismo, esto no sucede en Microsoft".

Son muchas las voces que aseguran que después de echar el cierre a Nokia X, Microsoft lanzará una versión low cost del Lumia. Lo hagan finalmente o no, lo que parece claro es que los de Redmond deberán apostar por vitaminar su ecosistema, todavía un escalón por debajo de otros grandes como Apple y Google.

Actualmente Windows Phone tiene el 3,5% de cuota de mercado, aunque IDC espera que alcance el 6,4% en 2018.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios